Actualidad

VIDEO: La Policía alemana dispersa con gases lacrimógenos a los manifestantes anticapitalistas

Publicado:
Los agentes de Policía de Fráncfort han usado gases lacrimógenos y cañones de agua para dispersar a manifestantes que han estado protestando contra las medidas de austeridad impulsadas por la UE y el Banco Central Europeo. El foco de la protesta se localizó frente a la sede del BCE, que debía inaugurarse este miércoles.

La Policía local se ha enfrentado con dureza a los activistas del movimiento Blockupy, que ha estado protestando contra la inauguración de la nueva oficina del Banco Central Europeo en la ciudad, informa desde el escenario Peter Oliver, corresponsal de RT en inglés.

Un helicóptero ha estado sobrevolando la plaza, que estaba llena del gas lacrimógeno lanzado por los agentes de la Policía, según Oliver. "La Policía ha instalado una cordón de hierro alrededor del nuevo edificio del BCE", ha añadido.

La Policía ha utilizado cañones de agua contra la multitud para abrir el camino hacia la entrada de la sede del BCE, informa Reuters. Hasta el momento cerca de 350 manifestantes han sido detenidos por la Policía.

Las imágenes en vivo muestran humo negro procedente de neumáticos incendiados, así como una presencia significante de policías antidisturbios. Se informa que la Policía ha utilizado cañones de agua para apagar los neumáticos incendiados.

Los manifestantes acusan al BCE de favorecer a los ricos y reprimir a los pobres. Han incendiado varios coches de policía estacionados al lado del edificio del BCE. Asimismo, fueron incendiados varios cubos de basura en toda la ciudad y varios coches en la zona de Westend.

Al menos un oficial de Policía ha resultado herido por las piedras que los manifestantes arrojaron contra las fuerzas de seguridad frente a la Casa de la Ópera, según un portavoz de la Policía citado por la agencia alemana de noticias DPA.

Los activistas también cortaron un céntrico puente sobre el río Main, así como una importante arteria de transporte en el este de la ciudad.

Los organizadores esperaban que en la manifestación en la plaza principal de Fráncfort participaran unas 10.000 personas. Los manifestantes han llegado desde Berlín y otras localidades en trenes y autobuses alquilados., informa AP.