X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Imprimir https://es.rt.com/5o6a

Exdirectora pedófila que fingió ser enferma mental para evitar cargos lleva una vida 'normal y sana'

Publicado: 4 mar 2018 19:22 GMT

Un investigador privado ha desenmascarado a Malka Leifer, a quien Australia está intentando juzgar, pero Israel la considera no apta para ser extraditada.

Exdirectora pedófila que fingió ser enferma mental para evitar cargos lleva una vida 'normal y sana'
Malka Leifer llega al Tribunal de Distrito en Jerusalén, Israel, el 27 de febrero de 2018.
Ahmad Gharabli / AFP
Síguenos en Facebook

Un investigador privado israelí compartió con The Guardianmás de 200 horas de video que, según él, demuestran que Malka Leifer no tiene problemas de salud mental, que fue el argumento esgrimido por Israel para no extraditarla a Australia para enfrentar 74 cargos de abuso sexual y violación, hechos ocurridos mientras era directora de una escuela judía ultraortodoxa de niñas en Melbourne.

El equipo de vigilancia fue puesto en el asentamiento ocupado de Cisjordania donde vive Leifer, de 50 años, "para observarla desde la mañana hasta la noche" con el objetivo de demostrar que la mujer, que huyó de Australia en el 2008 en medio de las primeras acusaciones, es "una persona normal y sana".

"La seguimos allí porque era muy importante ver que ella puede ir a la oficina de correos, al carnicero, a comprar ropa, a visitar a sus hijos. Ella les compra cosas. Ellos vienen a visitarla el fin de semana", ha explicado el investigador privado Tsafrir Tsahi.

"Ella ahora tiene un problema, porque los videos demuestran que es una persona normal", ha indicado Tsahi al precisar que supuesta pedófila ya no podrá engañar a nadie fingiendo ser una persona que no es autosuficiente.

Durante años, Australia ha estado intentando lograr la extradición de Leifer, pero en el 2016 la mujer fue declarada mentalmente incapacitada para ser sometida a juicio y se levantó la orden de arresto domiciliario.

El investigador privado fue contratado por la Jewish Community Watch (JCW), un grupo de defensa que combate el abuso sexual infantil dentro de las comunidades judías de todo el mundo.

Tsafrir Tsahi entregó todo el material recopilado a la Policía israelí. Esta realizó su propia investigación y encontró "indicios de que la sospechosa simulaba estar sufriendo una enfermedad mental para evitar el proceso de extradición".
El 12 de febrero volvieron a arrestar a Leifer bajo sospecha de "obstrucción a la justicia".

El 27 de febrero, un tribunal israelí al ver el caso de Malka Leifer aplazó la audiencia hasta el 28 de marzo para dar tiempo a la defensa de evaluar todas las pruebas contra la acusada, quien durante este plazo permanece bajo custodia en un hospital psiquiátrico para una evaluación posterior.

Etiquetas:

Últimas noticias

Este sitio web utiliza cookies, puede obtener más información aquí

Aceptar Cookies