Actualidad

Nave Tierra, la casa autosostenible que marca época en América Latina

Publicado:
La crisis climática es un fenómeno que alcanza cada rincón del planeta. En uno de los puntos más remotos de la región Austral de Argentina, Ushuaia, este verano se alcanzaron temperaturas inéditas para esta región. Ante este escenario, son cada vez más las comunidades que deciden aportar su grano de arena para un mundo más ecológico.

Construida en 2014, Nave Tierra aspira a ser la primera casa sostenible de Argentina. Realizada con materiales reciclados y con la posibilidad de mantener la temperatura adecuada durante todo el año a través de energías naturales, también puede reutilizar el agua de lluvia e incluso reciclar sus propios residuos.

Convocados por Michael Reynolds, arquitecto que está detrás de la construcción de iniciativas de este tipo – como las Ciudadelas Verdes mexicanas–, un grupo de personas se unió para instruirse y capacitarse para construir este tipo de viviendas. De momento, Argentina cuenta con seis.

Nave Tierra está construida en Ushuaia, la ciudad más austral de Argentina. Su ubicación no es casual. El último verano esta población llegó a registrar temperaturas que rozaron los 30 ºC, lo que es achacado por los científicos al cambio climático.

Alejandro Bauducco, encargado de Nave Tierra, lo tiene claro: "Tenemos que empezar a cambiar los hábitos, empezar a evitar el derroche y acostumbrarnos a que es el único mundo que tenemos para vivir. No tenemos otra opción", cuenta mientras muestra orgulloso un proyecto que ya tiene cinco años de historia.

Cubiertas de vehículos, latas de refrescos y botellas de vidrio son algunos de los materiales utilizados para levantar esta construcción en un terreno donado por las autoridades. Algunos de esos materiales se pueden observar en rincones o formando parte de las paredes.

Otro de los puntos fuertes de esta casa es la generación de energía. Todo proviene de fuentes renovables a través de paneles solares y generadores eólicos. Además, el agua es recolectada de la lluvia y filtrada en el interior, donde es utilizada para consumo, higiene e incluso para regar una huerta interior que tiene la vivienda. Y aún más: el uso de biomasa mantiene la construcción todo el año entre 18 y 22 ºC.

Los resultados son tan halagüeños, que Reynolds, el arquitecto responsable de este proyecto, se encuentra detrás del primer hotel autosostenible que será inaugurado este año en Uruguay y que contará con la misma tecnología que Nave Tierra.

"Si se puede hacer en Ushuaia, el fin del mundo, se puede hacer en cualquier lugar", afirma Bauducco, que añade que este tipo de proyecto "es aplicable a cualquier espacio y a cualquier tipo de clima, es un proyecto viable en cualquier situación".

Cambio climático

El consenso científico sobre el cambio climático ha dado lugar a un llamamiento urgente y categórico para que los Gobiernos se comprometan a llevar a cabo acciones reales que repercutan en el freno del alza de las temperaturas, que es imprescindible para salvar al planeta Tierra y la vida que alberga.

Iniciativas como la de Nave Tierra aún son muy minoritarias, pero poco a poco están extendiéndose alrededor del Globo y podrían contribuir en un futuro cercano a abordar algunos de los más graves problemas medioambientales que ya se padecen.

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!

rtnoticiasrtnoticias
Covid19