X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Imprimir https://es.rt.com/6svo

¿Qué es Monómeros, el segundo activo en el exterior del Estado venezolano tomado por Guaidó?

Publicado: 8 jun 2019 00:11 GMT | Última actualización: 8 jun 2019 01:08 GMT

Después de Citgo, esta empresa dedicada a la producción y comercialización de fertilizantes es una de las más deseadas. ¿Por qué?

¿Qué es Monómeros, el segundo activo en el exterior del Estado venezolano tomado por Guaidó?
Reconocimientos obtenidos por la empresa Monómeros, filial de la empresa venezolana Pequiven.
Síguenos en Facebook

La primera señal de lo que pasaría con la empresa estatal Monómeros ocurrió el 31 de enero. Al presidente de la compañía, Ronald Ramírez, le negaron la entrada a Colombia, señalado de ser un "colaborador" del presidente venezolano, Nicolás Maduro.

Ramírez, designado en el cargo en diciembre por el presidente Maduro,  había aterrizado en un vuelo charter en Baranquilla, la ciudad donde se sitúa la sede principal de la empresa Monómeros Colombo Venezolanos. Sin embargo, funcionarios de migración le ordenaron regresar a Caracas. 

Eso pasó apenas ocho días después de la autoproclamación como "presidente encarado" del diputado Juan Guaidó, incluso antes de que Citgo, filial de Petróleos de Venezuela (PDVSA) en EE.UU., estuviera en la mira pública de los planes del legislador. 

Ya a finales de mayo, los 'representantes' del parlamentario en Colombia organizaron un acto en ese país para juramentar a la "nueva directiva" de Monómeros, filial de la empresa petroquímica Pequiven. Se trata del segundo activo en el exterior del Estado venezolano más deseado por el equipo de Guaidó.

"La piñata de Guaidó ya comenzó con Citgo, ahora lo hacen con Monómeros. Es una fiesta del saqueo a los recursos del país", resume a este medio el analista político Gilberto Giménez. 

¿Qué la hace tan apetecible?

Pequiven, la principal empresa de petroquímica venezolana, compró en el 2006 el 100% de las acciones de la empresa Monómeros, que en el pasado era manejada por un consorcio de empresas públicas y privadas colombianas. 

La empresa produce los fertilizantes que requiere el sector agropecuario. Al año, la compañía tiene la capacidad para producir 1,3 millones de toneladas de sustancias orgánicas e inorgánicas para la siembra a gran escala.

De hecho, se le atribuye el 46% de la distribución de fertilizantes en Colombia y la cobertura de más de 70% de la demanda de agroquímicos que necesitan los cultivadores de papa, café y palma. 

Además, su portafolio incluye la producción en grandes volúmenes de ácido nítrico, ácido sulfúrico, sulfato de sodio, ciclohexanona, yeso, carbonato de sodio, azufre, soda caústica, ácido fosfórico, amoníaco, metanol y agua amoniacal. Todos son imprescindibles para la industria de las medicinas, alimentos, gaseosas, jabones, papel, detergentes, cemento y pinturas.

Según el portal web de la empresa, más de 50 países "acogen los productos de Monómeros, para luego transformarlos en soluciones de vida". La compañía cuenta con muelles propios en Barranquilla, lo que facilita un menor costo de traslado a los compradores. Asimismo, opera con dos complejos petroquímicos: uno ubicado en la desembocadura del Río Grande de la Magdalena; y el otro en Buenaventura, el puerto colombiano líder en comercio exterior.

De acuerdo a datos de la Superintendencia de Sociedades de Colombia, Monómeros se ubica en el lugar 128 de las 1.000 empresas más grandes de ese país. En su ramo es considerada una de las ocho primeras de la región Caribe. 

Con esas potencialidades a la vista, Giménez cree que la toma de Monómeros por parte de Guaidó "genera un daño enorme" a Venezuela, en especial por la producción de fertilizantes que necesita la nación caribeña. 

Ranking de empresas más rentables en la Región Caribe. Balance de la Superintendencia de Sociedades de Colombia.

¿Quienes integran la nueva 'junta directiva'?

Ante de apoderarse de la empresa, el Parlamento venezolano votó en marzo pasado a favor de una "junta directiva ad hoc", aunque la designación carece de validez legal ante la condición de desacato en que se encuentra el Legislativo.

Los siguientes tres nombres forman parte la 'nueva junta directiva' nombrada ilegalmente por el Parlamento:

  • Jon Bilbao, uno de los exgerentes que participó en el sabotaje a la industria petrolera venezolana, entre el 2002 y 2003, para derrocar al Gobierno del fallecido expresidente Hugo Chávez. Es asesor de una empresa italiana y de refinerías en Cartagena y Barranquilla con capitales norteamericanos.
  • Carmen Elisa Hernández también participó en el paro petrolero de 2002 mediante el partido 'Gente de Petróleo'. Fue directora general de la alcaldía de Baruta del estado Miranda, en Venezuela, bajo la gestión de Gerardo Blyde, uno de los negociadores que participa en los actuales diálogos que sostienen la oposición y el Gobierno en Noruega.
  • Yadid Jalaff, excoordinador del partido opositor La Causa R, abogado y empresario dueño de restaurantes y discotecas en la ciudad colombiana de Barranquilla. Figuró como uno de los abogados defensores de narcotraficante canadiense Steven Douglas Skinner, condenado a cadena perpetua por un homicidio en su país, y quien fue capturado en una playa de la isial de Margarita, en Venezuela, en el 2016. 

Ante esta nueva acción del Legislativo, el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) declaró nula e inconstitucional la "designación" de la directiva de Monómeros. El Máximo Juzgado venezolano advirtió que las personas "nombradas" incurren de delitos de "usurpación de funciones y otros delitos de acción pública, consagrados en el ordenamiento jurídico penal". 

Ganancias no irán al Estado

Al asumir como 'presidente' de la empresa, Bilbao dijo que Monómeros estaba a 50% de su capacidad. El motivo de la parálisis es debido a las medidas coercitivas unilaterales que aplica EE.UU. contra Venezuela, paradójicamente solicitadas por la propia oposición venezolana a Washington para afectar a Maduro.

"Estamos trabajando duro para que estas sanciones se liberen", declaró Bilbao, quien reveló para lograr ese objetivo cuenta con la ayuda directa del Gobierno de presidente de Colombia, Iván Duque. Bilbao estima que las medidas norteamericanas sean levantadas en los próximos días. 

"Es obvio que existen grandes intereses económicos de Colombia en esa empresa", indica Giménez al respecto. Con esa compañía bajo su control, Bilbao estima que a finales de año obtendrán ganancias por el orden los 6.000.000 de dólares, unos recursos que, admitió, no serán enviados al Estado venezolano.

En marzo pasado, el ministro de Comunicación e Información, Jorge Rodríguez, denunció que el 'modus operandi' aplicado por la oposición al tomar activos venezolanos en el exterior funciona con un mismo esquema: "Roban dinero de la República, sea la empresa Monómeros, una empresa de PDVSA o cuentas de Citgo, y Guaidó da la orden de depositarlo en cuentas personales".

Para Giménez, Guaidó también está apostando a tomar empresas del Estado venezolano para atizar la crisis que vive el país suramericano: "Es un crimen lo que está haciendo", concluye.  

 

Manuel Palma

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!

RT

Etiquetas:

Últimas noticias

Este sitio web utiliza cookies, puede obtener más información aquí

Aceptar Cookies