X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Imprimir https://es.rt.com/6vwj

Un granjero griego confiesa haber violado y asesinado a una reconocida científica estadounidense en Creta

Publicado: 16 jul 2019 22:37 GMT | Última actualización: 17 jul 2019 08:13 GMT

El presunto atacante violó a la mujer y arrojó su cuerpo a un búnker de la Segunda Guerra Mundial.

Un granjero griego confiesa haber violado y asesinado a una reconocida científica estadounidense en Creta
Policías escoltan al sospechoso del asesinato de la bióloga estadounidense Suzanne Eaton en Grecia, 16 de julio de 2019.
Makis Kartsonakis / Reuters
Síguenos en Facebook

La Policía griega informó que Suzanne Eaton, la destacada bióloga estadounidense asesinada en la isla de Creta, fue violada por su agresor. El jefe de la Policía local, Konstantinos Lagoudakis, dijo en un comunicado que un hombre de 27 años, cuya identidad no se revela, confesó haber violado y asesinado a la mujer.

El hombre, un granjero local, confesó el crimen luego de ser arrestado este lunes como el principal sospechoso del asesinato. El agresor admitió que había visto a Eaton mientras estaba corriendo y "la golpeó dos veces con su auto para inmovilizarla, con un ataque sexual como posible motivo".

"Luego, cuando ella perdió la conciencia, la puso en el maletero del auto" y la llevó a una cueva que fue utilizada como búnker en la Segunda Guerra Mundial, donde posteriormente fue encontrado su cuerpo.

Las huellas de las ruedas del auto ayudaron a los agentes a encontrar al sospechoso. Las señales del teléfono del hombre también lo situaron cerca de la escena del crimen el día del ataque.

Eaton, que era una bióloga molecular de 59 años, desapareció el pasado 2 de julio. Se encontraba en la isla griega participando en una conferencia científica, y la mañana del día de su desaparición había salido a trotar, tras lo cual se perdió su rastro. 

Desde entonces se movilizó un operativo de búsqueda sin precedentes, en el que participaron perros de rescate, paracaidistas, buzos, escaladores, guardias costeros, drones y helicópteros, entre otros equipos especializados. 

La semana pasada, el cuerpo de la científica, que trabajaba en el Instituto Max Planck de Biología Celular Molecular y Genética de Dresde (Alemania), fue encontrado dentro de un búnker abandonado de la Segunda Guerra Mundial. Los análisis forenses revelaron que la mujer fue asfixiada, para lo cual le taparon la nariz y la boca. También había sufrido múltiples fracturas de costillas y faciales, así como lesiones en las extremidades superiores.

RT

Etiquetas:

Últimas noticias

Este sitio web utiliza cookies, puede obtener más información aquí

Aceptar Cookies