Actualidad

Las 200 piedras del 'Stonehenge armenio' dividen a los científicos

Publicado:
Algunos expertos señalan que el complejo arqueológico de Carahunge podría haber sido un observatorio astronómico, mientras que otros indican que en realidad fue un mausoleo.
Las 200 piedras del 'Stonehenge armenio' dividen a los científicos

Dos instituciones que durante años han tenido diferencias sobre la naturaleza del 'Stonehenge armenio' finalmente han aunado fuerzas para estudiarlo conjuntamente. El objetivo de las dos organizaciones es resolver si el complejo arqueológico de Carahunge, también conocido como Zorats Karer, es un antiguo observatorio astronómico o un asentamiento que tuvo funciones de mausoleo.

Ubicada cerca de la ciudad de Sisian, en el sur de Armenia, esta estructura prehistórica está compuesta por 223 rocas dispuestas en círculo de tal manera que asimilan la formación del enigmático monumento megalítico de Stonehenge, en el Reino Unido. Actualmente se desconoce su fecha de construcción, pero los expertos señalan que se erigió en algún momento entre la Edad del Bronce Medio y la Edad del Hierro.

Su investigación ha causado controversia y ha dividido las opiniones de los arqueólogos. Para la organización no gubernamental histórica cultural Bnorran, el sitio arqueológico constituye el observatorio astronómico más antiguo conocido, ya que consideran que varias de las piedras que lo conforman están enfocadas hacia la mayor estrella de la constelación del Cisne, Deneb. "Creemos que Carahunge, donde se encuentran más de 200 piedras, 80 de las cuales presentan agujeros, es un antiguo observatorio astronómico", aseguró Arevik Sargsyan, uno de los miembros de la citada institución. Además indica que, de acuerdo a antiguos estudios, el complejo dataría del año 5500 a.C.

Mientras tanto, el Instituto de Arqueología y Etnografía de la Academia Nacional de Ciencias de Armenia señala que se trata de un asentamiento prehistórico. El director del instituto, Ashot Piliposyan, asegura que durante las excavaciones no se ha descubierto en Carahunge ni una sola herramienta astronómica, y que algunas de las piedras también presentan orificios en la parte inferior, lo que significa que no apuntan al firmamento.

A pesar de sus diferencias, ambas organizaciones firmaron el 30 de julio un acuerdo para trabajar en las investigaciones de manera conjunta y poder obtener una conclusión final sobre el propósito del monumento megalítico. De momento se han suspendido las excavaciones y se planea abrir un museo para exhibir los objetos que se han encontrado en el sitio.

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!

RT