Actualidad

Las fuertes inundaciones que se registran cada 100 años podrían volverse anuales en la costa de EE.UU.

Publicado:
Los especialistas esperan que la creación de mapas más precisos ayude a los municipios costeros a prepararse para afrontar los efectos del cambio climático y evitar posibles daños.
Las fuertes inundaciones que se registran cada 100 años podrían volverse anuales en la costa de EE.UU.

Científicos de la Universidad de Princeton advierten que el cambio climático puede agravar el peligro asociado a las inundaciones en las regiones costeras de EE.UU. En particular, subrayan que las fuertes inundaciones que suelen darse una vez cada cien años podrían registrarse cada año en el estado de Nueva Inglaterra y en la región del Atlántico Medio de EE.UU., mientras que la frecuencia en el sureste del Atlántico y en las regiones del Golfo de México podría ser de 1-30 años, según el estudio publicado en la revista Nature Communications.

Se denomina 'inundación de los 100 años' a un evento o área expuesta donde existe un 1 % de probabilidad de que se registre una inundación de gran envergadura cualquier año o, en otras palabras, una inundación que ocurre una vez en cada 100 años. Sin embargo, los especialistas afirman que, debido a la incidencia del cambio climático, estos desastres naturales pueden empezar a darse con más frecuencia en los próximos años.

Los especialistas combinaron datos sobre marejadas ciclónicas y elevación del nivel del mar con el aumento de la fuerza de las tormentas tropicales y huracanes y crearon nuevos mapas que predicen la probabilidad de inundaciones costeras.

Según el nuevo estudio, las zonas costeras de latitudes septentrionales, como el estado de Nueva Inglaterra, afrontarán un incremento del riesgo de inundaciones debido al aumento del nivel del mar. Por su parte, en las latitudes del sur, especialmente en las regiones del Golfo de México, el aumento de ciclones junto con el creciente nivel del mar contribuirán a aumentar el riesgo de desastres naturales.

Los investigadores subrayan que las predicciones de su estudio combinan múltiples variables que, normalmente, se tratan por separado, lo que distingue esta investigación de otras. En particular, esperan que la creación de mapas más precisos ayude a los municipios costeros a prepararse para afrontar los efectos del cambio climático y evitar posibles daños.

"Los actores políticos pueden comparar el cambio de riesgo espacial, identificar epicentros y priorizar la asignación de recursos para la reducción de riesgos", destaca Ning Lin, una de los autores del estudio.

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!

RT