Actualidad

¿Una "nueva y gran oportunidad"? Un documental interpela al progresismo en América Latina

Publicado:
A través de entrevistas a líderes latinoamericanos de izquierda, dentro y fuera del poder, se desentraña el mecanismo que permitió el auge de la derecha y se tantean las lecciones aprendidas que podrían generar un nuevo viraje político en la región.
¿Una "nueva y gran oportunidad"? Un documental interpela al progresismo en América Latina

Desde una sala de la prisión de Curitiba, vestido de traje oscuro, con la mesa llena de libros y papeles, el ex presidente de Brasil Luiz Inácio Lula da Silva agita los brazos, alza la voz y se defiende: "el delito que cometí en este país fue probarle a una élite brasileña, políticamente canalla, que es posible que el pueblo coma lomo y bife de chorizo".

La sala estalla en aplausos. Es una de las escenas más intensas de 'Latinoamérica, territorio en disputa', un documental estrenado esta semana en Argentina que analiza pasado y presente de los gobiernos progresistas que predominaron en Sudamérica durante la primera década de este siglo y que, en varios casos, fueron desplazados por una nueva oleada de políticos de derecha.

A lo largo de casi dos horas, es posible escuchar las entrevistas exclusivas que Nicolás Trotta hizo con Lula, los ex presidentes José Mujica (Uruguay), Rafael Correa (Ecuador), Dilma Rousseff (Brasil) y Fernando Lugo (Paraguay); el presidente de Bolivia, que el próximo 20 de octubre se juega su tercera reelección, Evo Morales, y el candidato peronista a la presidencia de Argentina, Alberto Fernández, quien encabeza las encuestas rumbo a los comicios del 27 de octubre.

Las reflexiones incluyen a decenas de personajes políticos que explican qué pasó con los gobiernos que apostaron por una integración regional y que, en términos generales, redujeron la pobreza. Pero también denuncia qué presuntos casos de corrupción fueron usados por la derecha, a través de influyentes medios de comunicación, para desacreditar los avances sociales y perseguir judicialmente a líderes políticos con el fin de impedir que se postularan nuevamente, como el caso de Lula o como se intenta hacer con la ex presidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner, hoy candidata a la vicepresidencia.

Aunque se rescatan escenas y discursos del fallecido ex presidente Hugo Chávez, la actualidad de Venezuela tarda en aparecer en un documental que no pretende tener una mirada crítica o ascéptica, sino defensora de los llamados gobiernos populares, que no "populistas", como intentan descalificarlos sus rivales. Sin ahondar en el análisis, ni cuestionar directamente a Nicolás Maduro, sólo se señala que la crisis venezolana es producto de errores propios del chavismo y de los intentos desestabilizadores de la oposición con el apoyo de Estados Unidos.

Lo que sí se plasma es la importancia de la Cumbre de Mar del Plata 2005, en la que se rechazó el Acuerdo de Libre Comercio que promovía George W. Bush, y el papel fundamental que la desmantelada Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur) jugó para repudiar intentos de golpe contra Morales y Correa, y el que se concretó en contra de Lugo.  

Hay coincidencia en las miradas. "Las dictaduras militares de los 60, 70, 80, fueron sustituidas por golpes judiciales", asegura Morales, mientras que Correa lamenta que "los golpes blandos induzcan a la violencia y a la inestabilidad". En torno a la reacción de las fuerzas neoliberales que apostaron a desprestigiar a la política y a exacerbar las divisiones de clase, Lugo concluye: "Veían que si no cortaban de raíz los gobiernos de corte popular, éramos una amenaza para sus intereses". Rousseff acusa que el golpe en su contra "tuvo un alto componente de género", que azuzó la creciente intolerancia que padece hoy el Brasil gobernado por Jair Bolsonaro, con quien la derecha, como lo advirtió el fallecido asesor de Lula, Marco Aurelio García, "está perdiendo su ropaje democrático". Lugo llama luego a "resistir para volver". Más filosófico, Mujica insiste en que ningún triunfo ni derrota es permanente, así que a seguir luchando.

Territorio en disputa

El documental se estrenó envuelto en un halo de actualidad, ya que las elecciones del próximo mes en Bolivia, Argentina y Uruguay pueden reconfigurar nuevamente el mapa del poder en una América Latina en la que las políticas económicas de la derecha han fracasado y en donde México, desde diciembre pasado, tiene por primera vez un gobierno de izquierda encabezado por Andrés Manuel López Obrador.

En ese sentido, Nicolás Trotta, director junto con Esteban Cuevas de "Latinoamérica, territorio en disputa", explicó a RT que la película intenta, precisamente, analizar este momento de cambio en el que hay una evidente tensión, una puja de poder entre el progresismo y las fuerzas conservadoras.

"Aporta la posibilidad de generar conciencia social, más en un momento en que creemos que hay un resurgir, una nueva oportunidad para el pensamiento progresista", dijo.

Cuestionado acerca de si el progresismo aprendió de sus errores del pasado reciente, Trotta consideró que sí, porque la historia existe para no cometer las mismas equivocaciones: "por lo menos uno analiza el proceso político que vive Argentina y vemos que se pudo meditar, reflexionar sobre las limitantes. Esperemos que a partir del 10 de diciembre se pueda acelerar el tiempo de las transformaciones con Alberto Fernández en la presidencia".

A pesar de que el escenario electoral para la izquierda es incierto en Bolivia y en Uruguay, el director confió en que los triunfos de Morales y de Daniel Martínez se consolidarán porque la ciudadanía pondrá en perspectiva los avances alcanzados durante los gobiernos del Movimiento al Socialismo y el Frente Amplio, a diferencia de los retrocesos de los gobiernos neoliberales, con Argentina en primer lugar, ya que existe la posibilidad de que Mauricio Macri deje la presidencia con un país hundido en una grave crisis económica.

"Estamos frente a una nueva y gran oportunidad en toda América Latina. México es la esperanza, si logramos construir una pinza entre Alberto Fernández en Argentina y Andrés Manuel López Obrador en México, se abre una nueva perspectiva para que México mire y se acerque hacia el sur y se fortalezca un proceso de integración", señaló.

Durante la premier del documental, que se realizó a sala llena en el teatro ND Ateneo de Buenos Aires, Trotta celebró que la cinta sea resultado de un proceso colectivo realizado por un equipo que recorrió América Latina para dialogar con los protagonistas de gobiernos que apostaron a construir su propio fruto sin interferencias externas y que, en un proceso heterogéneo y con múltiples diferencias, impulsaron políticas de desarrollo con justicia social que provocaron reacciones adversas por parte de las élites económicas.

"Hoy esos condicionantes son más sofisticados", señaló, "o quizá más difíciles de comprender para los ciudadanos de a pie porque hay medios de comunicación que se transforman muchas veces en el órgano judicial que condena sin pruebas, hay una sociedad intermediada por los medios, una sociedad que no distingue la verdad de la mentira. Creemos que el documental trata de descifrar, impulsar estos debates. Toma posición, pero también trata de dejar preguntas para que cada uno de nosotros podamos reflexionar".

Cecilia González

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!

RT