Actualidad

Pandilleros que degollaron a un menor por error muestran con las manos el símbolo de su banda mientras son condenados (FOTO)

Publicado:
Las cinco personas juzgadas esta semana estaban afiliadas a una violenta banda criminal conocida como los Trinitarios. Todas fueron condenadas de por vida, pero cuatro de ellas podrán acceder a la libertad condicional tras dos décadas de prisión.
Pandilleros que degollaron a un menor por error muestran con las manos el símbolo de su banda mientras son condenados (FOTO)

Este viernes la corte Suprema del Estado en el Bronx (Nueva York, EE.UU.) condenó a cadena perpetua a cinco de los involucrados en el brutal asesinato con un machete de Lesandro Guzmán-Feliz, de 15 años, en junio de 2018, informa The New York Times.

Los involucrados estaban afiliados a los Trinitarios, una violenta banda criminal dominicana que actúa en Nueva York, y el pasado junio habían sido declarados culpables de asesinato y asalto de pandilla tras un juicio de cinco semanas. Ahora, y luego de dos días de deliberación, el jurado determinó un veredicto de culpabilidad para Jonaiki Martínez, Antonio Rodríguez, José Muniz, Manuel Rivera y Elvin García. Ocho personas más están a la espera de juicio.

Martinez, de 25 años, fue condenado de por vida sin derecho a libertad condicional. Rodríguez, Muniz y García podrán acceder a ese beneficio después de 25 años de prisión, y Rivera no antes de los 23 años tras las rejas. El fiscal principal del caso, Morgan Dolan, aseguró que ninguno de los acusados había mostrado remordimiento durante la emisión del veredicto.

En el momento de la sentencia, Martínez y Muniz fueron fotografiados por un reportero de New York Post mirando a la cámara y mostrando sus dedos pulgar, índice y medio; un gesto que, según reveló una fuente policial, es propio de los miembros de la organización delictiva.

De acuerdo con Lou Savelli, creador de la unidad de pandillas del Departamento de Policía de Nueva York, con esa reacción buscaban dejar en claro que los Trinitarios "no le tienen miedo al sistema" y "serán quienes son para siempre", porque "para ellos es más importante ser pandilleros que la vida de alguien".

El crimen

La noche del 20 de junio del año pasado Guzmán-Feliz fue abordado por varios miembros de los Trinitarios, que lo persiguieron hasta una tienda donde intentó esconderse. Luego de arrastrarlo fuera del establecimiento hasta la calle, lo apuñalaron con encarnizamiento y le cortaron la garganta con un machete antes de huir.

Según la Policía, el adolescente herido de muerte trató de llegar a un hospital cercano, pero se desplomó a una cuadra de distancia, donde falleció. El crimen fue captado por las cámaras de vigilancia de la tienda, situada en el barrio del Bronx.

Los investigadores creen que Lesandro podría haber sido confundido con otra persona. De acuerdo con un testimonio en el juicio, los pandilleros habían estado buscando a varios enemigos y creyeron que el adolescente pertenecía a un grupo rival. El cuñado de la víctima aseguró entonces haber recibido mensajes en Facebook de los Trinitarios. "Dijeron: 'Nos hemos equivocado de persona'", afirma Grullon, señalando que su esposa, la hermana de la víctima, recibió mensajes similares. 

RT