Actualidad

¿Estado de emergencia en Bolivia?: lo que dijo Evo Morales y lo que está establecido en la Constitución

Publicado:
El mandatario ha usado esta expresión para hacer frente a la situación en su país, donde se han generado protestas de descontento con los resultados de los comicios del pasado domingo.
¿Estado de emergencia en Bolivia?: lo que dijo Evo Morales y lo que está establecido en la Constitución

Este miércoles, decenas de medios de comunicación bolivianos e internacionales publicaron que el presidente de Bolivia, Evo Morales, "declaró el estado de emergencia" en el país suramericano, tras las protestas de las dos últimas jornadas de grupos opositores denunciando un presunto "fraude" en las elecciones del pasado domingo.

En una conferencia ante los medios de comunicación, Morales dijo, exactamente: "Quiero decirle al pueblo boliviano, primero, estado de emergencia y movilización pacífica y constitucional para defender la democracia".

En su cuenta en Twitter también hizo referencia al asunto: "Nos declaramos en estado de emergencia y en movilización pacífica, constitucional y permanente para defender la democracia que tanto le ha costado a Bolivia".

Estas declaraciones del mandatario se produjeron justo después de denunciar que está en proceso un golpe de Estado en su país, planeado por la derecha con apoyo internacional.

¿Qué dice la Constitución?

Constitucionalmente, en Bolivia no existe el "estado de emergencia" como herramienta de orden público como sí lo está, por ejemplo, en la Constitución de Chile. De hecho, esta medida fue declarada recientemente por el mandatario de ese país, Sebastián Piñera, ante las protestas en su contra, facultando a las Fuerzas Armadas a actuar en las calles.

En la Carta Magna de Bolivia, sin embargo, está contemplado el "estado de excepción", que puede ser declarado por el mandatario "en caso de peligro para la seguridad del Estado, amenaza externa, conmoción interna o desastre natural", reza el artículo 137 de ese documento político.

Además, el siguiente artículo especifica que "la vigencia de la declaración del estado de excepción dependerá de la aprobación posterior de la Asamblea Legislativa Plurinacional", que deberá hacerlo en las siguientes 72 horas.

"La aprobación de la declaración indicará las facultades conferidas y guardará estricta relación y proporción con el caso de necesidad atendida por el estado de excepción. Los derechos consagrados en la Constitución no quedarán en general suspendidos por la declaración del estado de excepción", añade el texto.

La situación en Bolivia

Este miércoles, la oposición boliviana realiza protestas en el país, con paralizaciones de actividades y movilizaciones en las urbes. 

Esta protesta pacífica, sin embargo, se da después de los disturbios y violencia registrados durante las dos jornadas anteriores, incluyendo ataques a las sedes de los Tribunales Electorales Departamentales (TED), también por parte de los sectores opositores, que denuncian "fraude electoral".

Este miércoles, los resultados del conteo rápido oficial indican que Morales ganaría las elecciones en primera vuelta. Con el 95,63 % de las actas verificadas, el actual presidente alcanza el 46,85 % de los votos, mientras que su principal oponente, Carlos Mesa, obtiene el 36,74 % de los sufragios.

Por su parte, el cómputo definitivo oficial, con el 96,78 % de las actas escrutadas muestra un 37,01 % de los votos para el candidato opositor y un 46,49 % para el mandatario.

La ley establece que, para definir una victoria sin balotaje, el candidato puntero debe tener más del 50 % de los votos, o al menos el 40 % con una diferencia de 10 % sobre el rival más cercano.

RT