Actualidad

Javier Couso, exdiputado europeo: "Existe un doble rasero absoluto frente al golpe de Estado en Bolivia"

Publicado:
El también exvicepresidente de la Comisión de Asuntos Exteriores del Parlamento Europeo considera que la prensa occidental ha pasado "casi de puntillas" sobre la situación boliviana.

Javier Couso, analista y exdiputado del Parlamento Europeo, afirmó que existe un "doble rasero absoluto" de la comunidad internacional al abordar el tema del golpe de Estado en Bolivia y las protestas en Venezuela y Chile.

En entrevista a RT, y respecto al caso boliviano, Couso afirmó que allí comenzó una "revolución de colores" con la finalidad de "conducir, con la entrada del Ejército en las calles, a un golpe de Estado clásico".

Evo Morales renunció a su cargo de presidente el pasado domingo tras la dimisión de una serie de ministros, autoridades locales y jefes de poderes públicos. Algunos de ellos, denunciaron persecución por razones políticas. 

En ese contexto, el comandante en jefe de las Fuerzas Armadas (FFAA), Williams Kaliman Romero, pidió la renuncia de Morales y un día después anunciaba que ejecutará operaciones conjuntas con la Policía "para evitar sangre y luto a las familias bolivianas", en momentos en que se han desatado protestas populares en rechazo al golpe de Estado.

Sectores radicales disparan al pueblo

Con respecto a Bolivia, Couso ha advertido que "se ha roto el hilo constitucional de manera violenta, como pasó en Ucrania, utilizando grupos radicales de raíz ultraderechista, de un extremismo religioso, muy parecido al del presidente brasileño Jair Bolsonaro".

En su opinión, la fuerte represión que se ha desatado en Bolivia se ha valido de "sectores radicalizados y racistas para disparar al pueblo".

De igual manera, hizo referencia a la negativa de aceptar la propuesta de repetición de elecciones que había hecho Morales al conocer el informe preliminar de la Organización de Estados Americanos (OEA), que realizaba esta recomendación, tras una auditoría del cómputo oficial.

"No se han permitido las acciones del presidente legítimo y hemos visto cómo el jefe del Ejército exige, recomendando con las armas, la renuncia del presidente". 

En su carácter de exdiputado de la UE, cree que esta debería exigir la protección para civiles en Bolivia; la restitución del hilo constitucional roto por los militares y "condenar cualquier legalidad que se pretenda surgida del caño de los militares y los racistas". 

"La prensa occidental pasa casi de puntillas por encima", critica.

Economía y política

El exparlamentario considera que en el caso de Bolivia "no le han valido de nada" sus cifras macroeconómicas para evitar una agresión. "Detrás de ello hay un presidente que apostó a la integración latinoamericana frente a los proyectos neoliberales de libre comercio de EE.UU.", explica.

"Son dos golpes: un intento de golpear a la integración latinoamericana y de recuperar para los recursos naturales como las reservas de gas y de litio".

Caso Venezolano

Con relación a las protestas ocurridas en Venezuela en 2014 y 2017, que han sido caracterizadas por "hechos de violencia y de terrorismo callejero de la oposición", Couso denuncia la respuesta de la Unión Europea, que "ha sido de condenas, ha sido una actividad parlamentaria casi loca porque el Parlamento europeo estaba dedicado solo a Venezuela".

Además, expresó que en el país suramericano, a pesar de los ataques, no se "ha conseguido tumbar a Maduro, porque hay un pueblo movilizado y la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) está apegada a la Constitución".

"Ante la respuesta constitucional de un Gobierno legítimo", las medidas tomadas "han sido sanciones y condenas", ha explicado con referencia a las medidas punitivas.

La víspera se conoció que el Consejo de la UE prorrogó por un año las medidas restrictivas de "embargo de armas y la prohibición de vender equipamiento que pueda utilizarse contra manifestantes", así como las sanciones de "congelación de activos y de vetos de viaje" contra 25 funcionarios gubernamentales. La resolución, que se inició en 2017 durante las protestas antigubernamentales que causaron más de 100 muertes y más de 1000 heridos, se extiende hasta el 14 de noviembre de 2020.

Ataque a gobiernos populares

En opinión del vicepresidente de la Comisión de Asuntos Exteriores del Parlamento Europeo, "se ataca a los gobiernos populares que no entran en los intereses geopolíticos de EE.UU." y se realizan "condenas tibias" en el caso de la represión de los cuerpos de seguridad en las manifestaciones multitudinarias en Chile en contra de las políticas neoliberales impuestas por el presidente Sebastián Piñera.

"Se ataca de una manera furibunda a esos gobiernos frente a las oposiciones que llegan a dar golpes de estados", aseveró. 

Sobre la actuación del bloque europeo, ha dicho que debería cumplir con los presupuestos con los que se fundó y exigir en esos países el cumplimiento estricto del derecho internacional y el apego a los derechos humanos. "No lo estamos viendo", ha afirmado.

"El patio trasero de EE.UU."

En opinión de Couso, EE.UU "quiere empezar a recuperar su patio trasero", con referencia a los países de América Latina donde existen gobiernos progresistas de izquierda.

"Nos estamos dando cuenta de que están cayendo los gobiernos neoliberales, Mauricio Macri ha salido muy trasquilado y Bolsonaro en el primer año ya tiene desconocimiento muy alto", manifestó.

Si te ha parecido interesante, ¡compártelo con tus amigos!

RT