Actualidad

Científicos reconstruyen la historia de los últimos 500 años de adulterio en Europa

Publicado:
Los hijos nacidos fuera del matrimonio eran más comunes entre las familias urbanas con bajo nivel socioeconómico.

Un grupo de investigadores han utilizado una combinación de datos genéticos y genealógicos para estudiar el comportamiento sexual de nuestros antepasados que vivieron en distintas zonas de Europa occidental en los últimos 500 años.

Los autores de la investigación, publicada en la revista Current Biology el pasado 14 de noviembre, identificaron 513 pares de hombres adultos contemporáneos que viven en Bélgica y Países Bajos que, según los registros genealógicos, compartían un ancestro paterno común, del que deberían haber heredado el cromosoma Y, a menos que hubiera ocurrido el llamado evento de 'paternidad fuera de la pareja'.

Los científicos descubrieron que, si bien el número general de los hijos fuera del matrimonio era bastante bajo en el periodo estudiado (alrededor de un 1,6% de media por generación), su frecuencia variaba considerablemente en función de factores socioeconómicos y demográficos.

Más adúlteros entre los pobres

Concretamente, las tasas de este tipo de casos oscilaban entre un 0,4 % para las clases medias y altas y los agricultores que vivían en las ciudades más escasamente pobladas, y casi un 6 % para las clases socioeconómicas bajas que vivían en las ciudades más densamente pobladas en el siglo XIX.

El autor del estudio, Maarten Larmusea, de la universidad belga KU Leuven, explica que, si bien la paternidad fuera de la pareja, especialmente debido al adulterio, "es un tema popular en chismes, chistes, series de televisión y literatura", el conocimiento científico del fenómeno "aún es muy limitado, especialmente en relación con el pasado".

"Nuestra investigación muestra que la posibilidad de tener casos de paternidad fuera de la pareja en su historia familiar realmente depende de las circunstancias sociales de sus antepasados", indica el científico, precisando que, "si vivían en ciudades y pertenecían a las clases socioeconómicas más bajas", esta posibilidad era mucho más alta que "si eran agricultores".

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!