Actualidad

Arzobispo de Canterbury sobre la propuesta inmigratoria de Johnson: "Jesucristo ciertamente no habría obtenido una visa británica"

Publicado:
Los líderes del Partido Conservador británico buscan implantar un sistema que evalúe varias características de los aspirantes.
Arzobispo de Canterbury sobre la propuesta inmigratoria de Johnson: "Jesucristo ciertamente no habría obtenido una visa británica"

El primado de la Iglesia anglicana, Justin Welby, criticó el 18 de noviembre el sistema de inmigración basada en puntos propuesto por el primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson.

"Nuestro fundador Jesucristo, por supuesto, no era blanco, de clase media y británico", recordó el arzobispo de Canterbury durante la conferencia CBI Business, celebrada en Londres.

"Ciertamente, no habría obtenido una visa, a menos que nos falten particularmente carpinteros", agregó.

Sistema basado en puntos

La implantación de un sistema similar al que funciona en Australia basado en la evaluación de varias características del aspirante —por ejemplo, sus calificaciones, salario, habilidades y competencias lingüísticas— está siendo promovida por varios líderes del Partido Conservador británico.

"Restauraremos el control democrático de la política de inmigración después de que salgamos de la UE. Tenemos que estar mucho más abiertos a la inmigración altamente cualificada, como los científicos, pero también debemos asegurar a la población que al salir de la UE tenemos control sobre la cantidad de inmigrantes no cualificados que ingresan al país. […] Otros países como Australia tienen sistemas geniales y debemos aprender de ellos", dijo Johnson en junio.

La ministra del Interior británica, Priti Patel, secundó en octubre esas afirmaciones y aseguró que el sistema propuesto contribuiría tanto a la economía como a la soberanía del país.

"[Hay que] poner fin a la libre circulación de personas de una vez por todas. En su lugar, introduciremos un sistema de inmigración basado en puntos al estilo australiano. Uno que funcione en el mejor interés del Reino Unido. Uno que atraiga y acoja a los mejores y más brillantes. [...] Y uno que esté bajo el control del Gobierno británico", declaró en el congreso anual de su partido en Mánchester.

Por su parte, militantes del Partido Laborista pidieron al líder de su organización, Jeremy Corbyn, promover una radical política  promigratoria como uno de los puntos centrales de su programa electoral para los comicios generales, que tendrán lugar el próximo 12 de diciembre. El 18 de noviembre, Corbyn prometió que sus partidarios no "darán la espalda" a la inmigración.

RT