Actualidad

Cámara de Diputados desecha la acusación constitucional contra el presidente Sebastián Piñera

Publicado:
Los legisladores acogieron la cuestión previa presentada por el abogado del mandatario por 79 votos contra 73.
Cámara de Diputados desecha la acusación constitucional contra el presidente Sebastián Piñera

La Cámara de Diputados del Congreso de Chile desechó este jueves la acusación constitucional que pesaba contra el presidente Sebastián Piñera, por su presunta responsabilidad en las violaciones a los derechos humanos ocurridas en la represión estatal contra las manifestaciones que vive el país desde el pasado 18 de octubre.

El órgano legislativo acogió, con 79 votos a favor y 73 en contra, la cuestión previa presentada por el abogado del mandatario, Juan Domingo Acosta.

Según se señala en la cuenta de Twitter de la Cámara de Diputados, la acusación "no cumple con los requisitos que la Constitución Política señala".

La acusación fue una iniciativa de 11 legisladores de diferentes facciones políticas, que consideran a Piñera responsable del uso excesivo de la fuerza por parte de Carabineros y las Fuerzas Armadas contra los manifestantes chilenos, que exigen cambios políticos y el cumplimiento de deudas sociales históricas en el país.

En caso de que se aprobara, la medida pasaba al Senado y si se ratificaba en esa instancia, Piñera hubiera sido destituido e inhabilitado para ejercer cargos públicos por cinco años, de acuerdo a la Carta Magna chilena.

Además, Piñera debería afrontar, si se comprobaba la comisión de delito, a la Justicia competente, ya sea civil o penal. 

Esta era la primera acusación contra un mandatario en Chile en más de 60 años. La última fue en 1956 y fue formulada contra del entonces presidente Carlos Ibáñez del Campo.

Las víctimas de las protestas

Desde que comenzaron las manifestaciones contra el gobierno de Piñera, han sido reiteradas las denuncias contra los efectivos de Carabineros, por su violento accionar.

El propio Piñera reconoció el pasado 17 de noviembre que "hubo uso excesivo de la fuerza" por parte de agentes del Estado y que en algunos casos "no se respetaron los derechos de todos" durante las protestas.

Según la Fiscalía chilena, el número de víctimas fatales asciende a 26.

En estas jornadas de protestas antigubernamentales, destaca el creciente número de personas con traumas oculares, producto de esa represión policial, que incluye el disparo de balines directo al rostro de los manifestantes. Hasta el pasado 30 de noviembre, el Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH) contabilizó 241 casos.

Estas personas conformaron la Coordinadora de Víctimas de Trauma Ocular y anunciaron una querella contra Piñera "porque es responsable directo de la violación a los derechos humanos por parte de las fuerzas armadas y de orden".

En cuanto al número de heridos, las cifras varían de acuerdo a la institución que las ofrezca. El último reporte del INDH, del pasado 6 de diciembre, da cuenta de 3.449 personas heridas desde el inicio de las protestas, de los cuales 1.983 han sido por disparos de balines, balas y perdigones.

Human Rights Watch (HRW) registra 11.564 personas heridas, entre el 18 de octubre, cuando iniciaron las manifestaciones, y el 22 de noviembre, basado en datos del Ministerio de Salud. 

Mientras, Carabineros sostiene que hasta el 2 de diciembre registraron 1.195 lesionados.

Covid19