Actualidad

El Tren Maya en México aprueba en las cinco consultas ciudadanas que decidían su futuro

Publicado:
A pesar de que la consulta contó con la participación de más del 70 % de las comunidades indígenas convocadas, algunos críticos del proyecto han advertido de los riesgos ambientales que podría tener en la selva de Calakmul.
El Tren Maya en México aprueba en las cinco consultas ciudadanas que decidían su futuro

El Gobierno de México informó que la ciudadanía aprobó la construcción del Tren Maya, de acuerdo a los resultados de la consulta realizada en cinco estados y comunidades indígenas del sureste del país.

La votación realizada en las cinco regiones por donde pasará el proyecto de desarrollo del Tren Maya contó con una participación de 100.940 personas, de los cuales, 93.142 votaron por el 'Sí' (92,3 %) mientras que 7.517 (7,4 %) votaron por el 'No'.

La consulta a la población en general se realizó el 15 de diciembre pasado.

El área de influencia del Tren Maya integró a 84 municipios en los estados de Campeche (nueve municipios), Chiapas (cuatro municipios), Quintana Roo (10 municipios), Tabasco (tres municipios) y Yucatán (58 municipios).

Consulta a pueblos indígenas

Asimismo, el Tren Maya también fue avalado por las comunidades indígenas que participaron en el proceso, que estuvo dividido en dos fases.

Durante la primera fase, realizada entre el 29 y 30 de noviembre, se realizaron asambleas informativas en las principales lenguas indígenas de la región, con el objetivo de que las poblaciones locales contaran con elementos para conocer a detalle en qué consistirá el proyecto. 

En esta primera etapa, asistieron 4.800 autoridades y representantes de 1.078 de las comunidades indígenas, lo que implicó una participación del 75 % de las comunidades convocadas.

La segunda fase, realizada entre el 14 y 15 de diciembre, participaron 5.237 autoridades y representantes indígenas de 987 comunidades, con una participación del 70 % del total de comunidades convocadas.

"Ha habido un consenso generalizado unánime de apoyar la construcción, la implementación del programa de desarrollo Tren Maya", señaló Adelfo Regino, director del Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas (INPI).

El funcionario, encargado de realizar el proceso de consulta de acuerdo con los estándares de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), dijo además que las comunidades pidieron ser beneficiarias del proyecto.

"Como parte de los acuerdos con los pueblos, nos han planteado participar en este proyecto y que se cumplan sus exigencias en materia de infraestructura, tenencia de la tierra y protección natural de su territorio, además han planteado que sean ellos los beneficiarios de este proyecto", agregó.

Sin embargo, algunas comunidades indígenas, como los simpatizantes e integrantes del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN), han rechazado la ejecución del Tren Maya, ante lo que consideran el peligro de ser despojados de sus tierras y que el proyecto termine provocando una devastación ambiental en las selvas del sureste mexicano.

El principal punto de oposición al proyecto son las comunidades que se encuentran en Calakmul, Campeche, región que concentra la segunda extensión de bosque tropical más grande de América, después de la Amazonia, por las implicaciones ambientales que podría tener el proyecto sobre el ecosistema de la zona.

El proyecto del Tren Maya es uno de los principales proyectos de infraestructura impulsado por el Gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador, junto con el Aeropuerto Felipe Ángeles y la refinería de Dos Bocas, en Tabasco.

rtnoticiasrtnoticias
Covid19