Actualidad

Una familia de turistas encuentra en una playa de Argentina restos fósiles de entre 10.000 y 25.000 años de antigüedad

Publicado:
Se trata de una especie aún no identificada que habitó las costas de Monte Hermoso, al sur de la provincia de Buenos Aires.
Una familia de turistas encuentra en una playa de Argentina restos fósiles de entre 10.000 y 25.000 años de antigüedad

Una familia de turistas argentinos halló este martes en una playa de la provincia de Buenos Aires restos fósiles que datan de entre 10.000 y 25.000 años de antigüedad.

Se trata de una especie aún no identificada que habitó las costas de Monte Hermoso, una localidad situada al sur del distrito bonaerense. 

Una mujer y su hijo fueron quienes encontraron los restos enterrados en la arena, y dieron aviso al Museo de Ciencias Naturales Vicente Dimartino, de dicha localidad. 

El personal del museo otorgó una distinción a la familia, por haber actuado correctamente ante la aparición de los vestigios, tal como no intentar extraerlos y avisar al área responsable.

"Una familia de Coronel Suárez —provincia de Buenos Aires— se acercó al museo para dar aviso del hallazgo, y ayer aprovechando la marea baja personal del museo fue a retirar los huesos que estaban dentro de las rocas, por lo que ahora se continuará con las tareas de limpieza y preparado", señaló este miércoles a la agencia estatal Télam la directora de la institución, Natalia Sánchez.

Sánchez detalló que se trata de "restos de megamamíferos que datan de entre 10.000 y 25.000 años de antigüedad", en su mayoría "mandíbulas", aunque aclaró que "no se puede ver la parte masticable, lo que nos daría el indicio para poder identificar a qué especie pertenece".

Según la autoridad del museo Vicente Dimartino, "se llaman megamamíferos porque son de gran tamaño como los que aparecen en la película La Era del Hielo". 

La zona donde se produjo el hallazgo está a unos 30 kilómetros de Pehuen Co, una pequeña localidad balnearia que fue visitada por el naturalista inglés Charles Darwin entre 1832 y 1833, donde descubrió y estudió restos fósiles, como parte de sus investigaciones sobre su teoría del origen de las especies. 

RT