Actualidad

Cuáles son los proyectos de infraestructura de López Obrador que han originado un llamado de los zapatistas a protestas

Publicado:
Desde 2006, el Ejército Zapatista de Liberación Nacional no convocaba a una manifestación en la capital del país, como se prevé que ocurra en febrero próximo.
Cuáles son los proyectos de infraestructura de López Obrador que han originado un llamado de los zapatistas a protestas

El Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) convocó a una marcha en la Ciudad de México para protestar contra los megaproyectos de infraestructura promovidos por el presidente Andrés Manuel López Obrador.

La marcha se prevé para el próximo 21 de febrero y partirá desde las oficinas de la Comisión Federal de Electricidad, sobre avenida Reforma, a las 16:00 (hora local), informó la organización en su sitio de internet.

El EZLN no convocaba a una movilización en la capital mexicana desde 'La Otra Campaña', en mayo de 2006, cuando el líder insurgente conocido como el Subcomandante Marcos, junto a otros voceros indígenas, recorrió el país por territorios marginados mientras se desarrollaban las campañas presidenciales en las que el conservador Felipe Calderón terminaría imponiéndose al izquierdista López Obrador.

Este 22 de febrero también se realizará una Asamblea en Defensa del Territorio y la Madre Tierra, en el centro de la Comunidad de Amilcingo, en Temoac, en el estado de Morelos, a partir de las 10:00 horas. 

Las movilizaciones se efectuarán en memoria de Samir Flores, el activista que fue asesinado hace un año durante las protestas de comunidades del estado de Morelos contra la termoeléctrica de Huexca (que forma parte del Proyecto Integral Morelos), obra que estaba detenida y fue reactivada por la administración de López Obrador.

"En México, la aceleración de la actividad minera y en la extracción y conducción de hidrocarburos, la creación de la Guardia Nacional y el impulso, a costa de lo que sea, de los grandes megaproyectos (Corredor Transístmico Salina Cruz-Coatzacoalcos, Tren Maya y Proyecto Integral Morelos, nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México) que pretenden reordenar los territorios, las poblaciones y las fronteras de norte y centro América en una lógica de despojo y explotación capitalista, vuelven urgente la defensa de la vida humana, la defensa de los territorios de nuestros pueblos y la defensa de la tierra en una perspectiva claramente anticapitalista y antipatriarcal", señalaron los zapatistas.

En días recientes, otras organizaciones, como algunos colectivos de víctimas de la violencia, encabezados por el poeta Javier Sicilia y miembros de la familia LeBarón, han anunciado movilizaciones en la Ciudad de México contra los asesinatos y desaparecidos que existen en el país.

Los proyectos de la discordia

En los cuatro proyectos mencionados por los zapatistas, la organización rebelde advierte que las comunidades indígenas corren el riesgo de ser despojadas de sus territorios, así como a padecer las consecuencias de la devastación ambiental. Los cuatro proyectos mencionados son:

  • El proyecto de Tren Maya

Desde su anuncio, el proyecto del Tren Maya, que pretende conectar a la Península de Yucatán con Palenque, en el estado de Chiapas, fue visto por los zapatistas como una obra que ponía en riesgo la selva y abría la posibilidad de que los pueblos indígenas fuesen despojados de su territorio, debido al previsible aumento en los precios de la tierra. 

El objetivo del Tren Maya, según el Gobierno mexicano, es conectar la zona turística de Cancún con el estado de Chiapas y el resto del sureste del país para que los viajeros internacionales, que lleguen a la Península de Yucatán, puedan adentrarse en el territorio y generar así mayor actividad económica en algunos de los estados más pobres.

  • Proyecto Integral Morelos

Posteriormente, los términos en que se dio la consulta anunciada por López Obrador para definir la viabilidad del Proyecto Integral Morelos (PIM) aumentaron las tensiones entre el Gobierno mexicano y las organizaciones que se oponen a dichas obras.

Las comunidades que se manifiestan en contra de ese proyecto, que incluye la termoeléctrica de Huexca y una red de gasoductos que cruzan las faldas del volcán Popocatépetl, señalan que la contaminación acústica y ambiental generada, así como el riesgo de una explosión en los ductos que transportan gas a lo largo de 160 kilómetros, representan un peligro para las más de 60 comunidades campesinas de los estados de Tlaxcala, Puebla y Morelos. 

  • Corredor Transístmico

Otro de los proyectos que ha ocasionado la oposición de organizaciones indígenas es el Corredor Transístmico, que busca conectar los océanos Pacífico y Atlántico a través del Istmo de Tehuantepec, en el sur de México, para el comercio de mercancías desde Salina Cruz, Oaxaca, hasta Coatzacoalcos, Veracruz.

Las comunidades que están en contra del proyecto, sobre todo de Oaxaca, temen ser desplazadas por una obra que pretende ser una alternativa al Canal de Panamá en el comercio de mercancías de China hacia Europa y la costa este de EE.UU.

  • Aeropuerto Felipe Ángeles

En contraste, el presidente mexicano echó atrás el proyecto del Aeropuerto de Texcoco, que había sido uno de los principales reclamos de los zapatistas durante la llamada 'Otra campaña' de 2006. Sin embargo, el EZLN también ha manifestado su rechazo al nuevo Aeropuerto Felipe Ángeles, que se está construyendo en la base militar de Santa Lucía, en el Estado de México.

Los zapatistas han hecho eco de las quejas de algunas comunidades campesinas aledañas al aeropuerto, que interpusieron recursos legales para impedir su construcción, pero que fueron rechazados por la Suprema Corte de Justicia de la Nación, al considerar que el interés nacional del proyecto supera el riesgo de que dicha obra modifique el modo de vida de los lugareños.

  • Refinería de Dos Bocas

Aunque en su último comunicado los zapatistas no hicieron mención explícita a la nueva refinería, el EZLN sí ha considerado en anteriores comunicados a Dos Bocas como uno de los proyectos "que forman parte de la infraestructura que se pretende imponer para el saqueo de los bienes naturales (petróleo, minerales, bosques, selvas, viento, ríos, lagos y mares)".

Para la organización rebelde, "la sobreexplotación de mano de obra" de los pueblos de México y América Latina para entregar territorios "al gran capital transnacional", solo contribuye a destruir la biodiversidad "agudizando la catástrofe del calentamiento global".

Llamado al diálogo

El empresario y jefe de la Oficina de la Presidencia de México, Alfonso Romo Garza, afirmó que se buscará un diálogo con el EZLN para "explicarles las bondades" del Tren Maya y otros proyectos de infraestructura, incluyendo también la nueva refinería que se construye en Dos Bocas, Tabasco.

Asimismo, Romo pidió al personal diplomático del país promover en el extranjero los nuevos proyectos de infraestructura que tiene México, según dijo el funcionario durante una reunión con embajadores y cónsules, el pasado 7 de enero.

Manuel Hernández Borbolla

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!

Covid19