Actualidad

'Hackean' los nuevos bloqueadores de autos en EE.UU. y usan su Internet gratuito

Publicado:
Los nuevos 'cepos', unos aparatos que cubren el parabrisas hasta que el conductor paga la multa, debería ser imposible de arrancar, pero algunos no solo lo han conseguido, sino que además han aprovechado la tarjeta SIM que contienen.
'Hackean' los nuevos bloqueadores de autos en EE.UU. y usan su Internet gratuito

En su lucha contra los automovilistas que no pagan las multas, en 2016 las autoridades estadounidenses empezaron a introducir un nuevo sistema para inmovilizar los autos de los morosos. El innovador método, en lugar de trabar las ruedas, consiste en cubrir el parabrisas del coche totalmente, impidiendo la visibilidad del conductor.

Esto se consigue con un artilugio llamado Barnacle, una placa plegable de plástico que se fija en el vidrio por medio de unas ventosas superpotentes ('barnacle' significa 'percebe' en inglés) y bloquea la vista del conductor. La idea es que para quitarlo y poder volver a conducir el propietario del vehículo tenga que pagar las multas. Una vez sufragada la sanción, el conductor recibe al teléfono móvil un código que tiene que introducir en el 'percebe' y así poder desadherirlo.

Tras liberar el parabrisas, el conductor debe dejar el dispositivo, que cuesta unos 5.000 dólares, en un contenedor especial o pagar una tarifa hasta que lo devuelva.

Estos dispositivos, todavía en fase de pruebas en diversas ciudades estadounidenses, se instalan en los parabrisas de los autos que acumulan un mínimo de 200 dólares en multas impagadas. Los intentos de quitar el Barnacle por la fuerza activan una sirena, además de poner en riesgo la integridad del parabrisas, que puede romperse a causa de los más de 300 kilos de fuerza necesarios para arrancarlo.

Estas placas están dotadas de equipos de seguimiento GPS, por lo que si un automovilista decidiera a pesar de todo conducir con el parabrisas tapado por el Barnacle, sería localizado y debería pagar además una multa adicional por haber circulado en condiciones indebidas. 

El 'percebe' debe reemplazar los mecanismos de bloqueo de ruedas, actualmente muy extendidos, pues permite ahorrar el tiempo que los agentes de Policía destinan a quitar los cepos tras pagarse la deuda, en muchas ocasiones en condiciones peligrosas al lado de la carretera. Además, el nuevo invento también acelera y simplifica el proceso de pago.

Burlando la ley 

Sin embargo, pese a que se asegura que el dispositivo es fiable y que quitarlo fuera de los métodos legales es imposible, hay personas que han logrado engañar el sistema.

Un usuario de Reddit, HelloJoshJames, contó que había conseguido quitar un Barnacle calentando el parabrisas con aire durante 15 minutos e introduciendo una tarjeta de crédito entre las ventosas y el vidrio.

Para desactivar la alarma, rápidamente se llevó el Barnacle a casa y desmontó el altavoz del aparato con un destornillador para que no sonara la sirena. Luego procedió a desmontar el 'percebe' —un proceso que resultó difícil por los tornillos poco habituales del dispositivo—, y extrajo el equipo GPS, en el que descubrió una tarjeta SIM con Internet sin límite.

El hombre usó la tarjeta durante varios meses hasta que fue desactivada por la compañía operadora. También ayudó a sus vecinos a desactivar los dispositivos Barnacle de sus vehículos, y acumuló seis de esos artefactos en su garaje.

El autor del hilo de Reddit dijo que lo que lo llevó a 'hackear' el sistema fue su desacuerdo con la inmovilización de su coche y la exigencia de la compañía operadora, que lo obligaba a pagar la multa y un depósito antes de investigar el caso.

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!