Actualidad

Pocos querrán saber lo que se vendía en el mercado chino con el que vinculan el brote en humanos del nuevo coronavirus

Publicado:
El jefe del Centro de Prevención y Control de Enfermedades de China considera que algunos animales salvajes vivos podrían haber sido el origen del brote en Wuhan.
Pocos querrán saber lo que se vendía en el mercado chino con el que vinculan el brote en humanos del nuevo coronavirus

El mercado de mariscos de Wuhan, en la provincia de Hubei, con el que se vincula el origen del brote en humanos del nuevo coronavirus, ya que muchos pacientes eran vendedores o clientes habituales de este lugar, vendía distintas especies de animales salvajes, desde cachorros del lobo y ratas hasta serpientes, informa AFP que cita los datos de vendedores y medios chinos.

El experto en virología y jefe del Centro de Prevención y Control de Enfermedades de China, Gao Fu, declaró este miércoles que las autoridades creen que algunos animales salvajes vivos podrían haber sido la fuente del brote. Hasta la fecha se han contabilizado más de 800 casos de personas infectadas y 25 fallecidos en la nación asiática.

En Internet circula una lista de precios de este mercado de mariscos, que ya ha sido cerrado por las autoridades, en la que figura una amplia variedad de especies animales, como civetas (un mamífero carnívoro cuyo hábitat se extiende por la India y el sur de China), zorros, salamandras, pavos reales, ratas, cachorros de lobo, cocodrilos, puercoespinas y carne de camello. En total, 112 especies diferentes.

"Recién sacrificados, congelados y entregados en su puerta", reza el texto de una lista de precios del mercado. AFP no pudo confirmar directamente la autenticidad de precios y sus intentos de ponerse en contacto con el vendedor no obtuvieron respuesta.

Distintos animales exóticos, como civetas y murciélagos, se consumen en China y otros países de Asia, donde son considerados un manjar o incluso beneficiosos para la salud, según el sentir popular.

En su día, el origen del síndrome respiratorio agudo severo (SARS) o neumonía atípica que se propagó por China en 2002, fue asociado con civetas también vendidas en mercados animales salvajes.

  • Por su parte, dos investigaciones realizadas por científicos chinos presuponen que la nueva cepa de coronavirus se habría originado en murciélagos y transmitido a humanos a través de serpientes, según estudios publicado el 21 y 22 de enero respectivamente.

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!