Actualidad

¿Qué salvó al universo de su total destrucción? Un nuevo estudio se aferra a las 'cuerdas cósmicas'

Publicado:
La teoría del Big Bang sugiere que la materia y la antimateria surgieron en cantidades iguales, pero paradójicamente, nuestra existencia contradice esa hipótesis.
¿Qué salvó al universo de su total destrucción? Un nuevo estudio se aferra a las 'cuerdas cósmicas'

El universo, la vida y todo lo que nos rodea es probable que haya sobrevivido al Big Bang gracias a una 'transición de fase' que permitió a los neutrinos reorganizar tanto la materia como la antimateria, según un estudio realizado por un equipo internacional de físicos recientemente publicado en la revista Physical Review Letters.

La teoría del Big Bang sugiere que la materia y la antimateria se crearon en cantidades iguales, pero, paradójicamente, nuestra mera existencia contradice esa hipótesis. En teoría, si existe una porción igual de materia y de antimateria, estas se habrían unido y destruido en una explosión de energía, provocando una aniquilación total.

Según los autores del estudio, para eludir la destrucción, el universo debe de haber convertido una pequeña cantidad de antimateria en materia, generándose un desequilibrio entre ellos.

¿Qué es una 'transición de fase'?

Dado que la materia y la antimateria tienen cargas eléctricas opuestas, no puede convertirse la una en la otra (materia en antimateria, y viceversa), a menos que tengan carga neutra. Los neutrinos son las únicas partículas de materia con carga eléctrica neutra y los científicos consideran que el universo pasó por una 'transición de fase' para que los neutrinos pudieran reorganizar la materia y la antimateria.

Una 'transición de fase' es "como hervir agua hasta que se convierta en vapor o enfriarla hasta que se convierta en hielo", explica Hitoshi Murayama, profesor de física en la Universidad de California en Berkeley (EE.UU.) e investigador del Instituto Kavli de Física y Matemáticas del Universo de la Universidad de Tokio (Japón).

"El comportamiento de la materia cambia a temperaturas específicas llamadas temperaturas críticas. Cuando un metal se enfría a muy bajas temperaturas, pierde por completo su resistencia eléctrica debido a una 'transición de fase', convirtiéndose en un superconductor […]. Al igual que un superconductor, la 'transición de fase' en el universo temprano pudo haber creado un delgado tubo de campos magnéticos llamados cuerdas cósmicas", agregó.

Ondas gravitacionales, la pieza clave del rompecabezas

Según algunas teorías, esas cuerdas cósmicas impregnan el universo, de forma similar a lo que ocurre cuando se forman grietas en el hielo al congelarse el agua. Esas cuerdas habrían dado a los neutrinos el impulso necesario para cambiar las cargas eléctricas, aunque hasta ahora no se ha encontrado evidencia de ello.

Ello se debería a que están 'escondidas' más atrás en el tiempo y los telescopios actuales son incapaces de observarlas. De hecho, se cree que las cuerdas cósmicas se habrían formado relativamente rápido después de la 'transición de fase', y todo eso habría tenido lugar aproximadamente dentro del primer millón de años de la existencia del universo.

Sin embargo, esas cuerdas cósmicas habrían dejado huellas de ondas gravitacionales en el espacio-tiempo, que podrían ser detectadas en el futuro con telescopios más avanzados.

Covid19