Actualidad

El fiscal general de EE.UU. afirma que los tuits de Trump hacen su trabajo "imposible" y la Casa Blanca responde

Publicado:
William Barr afirmó que los "comentarios de fondo constantes" le debilitan, no obstante aseveró que ninguna autoridad le "intimidará ni influenciará".
El fiscal general de EE.UU. afirma que los tuits de Trump hacen su trabajo "imposible" y la Casa Blanca responde

El fiscal general de EE.UU., William Barr, afirmó este jueves que las declaraciones de Donald Trump sobre el funcionamiento del Departamento de Justicia obstaculizan el funcionamiento de la entidad.

"Creo que es hora de dejar de tuitear sobre casos criminales del Departamento de Justicia", señaló Barr en una entrevista con el canal ABC.

"Las declaraciones públicas sobre el departamento […] hacen que sea imposible para mí hacer mi trabajo y asegurar que los tribunales y los fiscales del departamento hagan su trabajo con integridad", indicó. "No puedo hacer mi trabajo aquí en el departamento con comentarios de fondo constantes que me debilitan", reiteró.

Al mismo tiempo, Barr aseguró que no se dejará influir por las declaraciones de otras autoridades, incluidos el presidente y miembros del Congreso. "Tomaré esas decisiones en función de lo que crea que es lo correcto, y nadie me intimidará ni influenciará", aseveró.

Respuesta de la Casa Blanca

Horas más tarde, la vocera de Trump, Stephanie Grisham, realizó una declaración respondiendo a las palabras de Barr.

"Al presidente no le molestaron en absoluto los comentarios y [Barr] tiene el derecho, al igual que cualquier ciudadano estadounidense, de ofrecer públicamente sus opiniones", aseveró Grisham, resaltando que el inquilino de la Casa Blanca "tiene plena fe y confianza en que el fiscal general Barr haga su trabajo y cumpla la ley".

Al mismo tiempo, defendió el uso de Twitter por parte de Trump. "Usa las redes sociales de manera muy efectiva para luchar por el pueblo estadounidense contra las injusticias en nuestro país, incluyendo las noticias falsas", afirmó la portavoz.

William Barr fue nombrado como fiscal general en febrero del año pasado tras la renuncia de su predecesor, Jeff Sessions. Desde este puesto, concluyó que el informe del fiscal especial Mueller no contiene "ninguna evidencia de que ningún estadounidense, incluidos los miembros de la campaña electoral de Trump" conspirara con el Gobierno ruso durante los comicios presidenciales de 2016. 

RT