Actualidad

Un senador brasileño queda herido al recibir dos disparos cuando intentaba disolver una protesta policial

Publicado:
El legislador Cid Gomes recibió los impactos de dos proyectiles, pero estos "no golpearon órganos vitales", informó su hermano.

Cid Gomes, exalcalde del estado brasileño de Ceará y actual senador del Partido Democrático Laborista (PDT), fue herido con dos disparos cuando intentó entrar en un cuartel tomado por la policía militar, que protestaba para exigir un aumento salarial.

Gomes, quien también fue ministro de Educación durante el gobierno de Dilma Rousseff, tomó una retroexcavadora con la que intentó ingresar al cuartel.

"Tienen cinco minutos para recoger a sus familiares, esposas e hijos, y salir de aquí en paz", expresó el senador con un megáfono, minutos antes de recibir los disparos.

La asesoría de Gomes usó su cuenta en Twitter para informar que el senador había sido ingresado al Hospital Heart of Sobral.

Por su parte, Ciro Gomes, hermano de Cid, precisó que el senador recibió "dos disparos", que "no golpearon órganos vitales a pesar de apuntar a su pecho izquierdo".

"Se están llevando a cabo nuevas pruebas, pero la palabra para familiares y amigos es que Cid no corre el riesgo de morir. Espero serenamente, aunque lleno de revueltas, que las autoridades responsables presenten de inmediato a los criminales que intentaron este homicidio brutal bajo las penas de la ley", expresó el hermano del parlamentario.

Asimismo, el presidente del Senado, Davi Alcolumbre, manifestó que hacía seguimiento del caso "con preocupación". "Me puse en contacto con el ministro de Justicia y Seguridad Pública, Sergio Moro, y el gobernador de Ceará, Camilo Santana, para obtener información", agregó.

El Ministerio de Justicia y Seguridad Pública emitió una nota donde afirma que está "monitoreando la situación en Ceará y analizando las medidas que se pueden tomar".

Las protestas de la policía de Ceará rechazan la propuesta de aumento salarial presentada por el gobierno estatal en la Asamblea Legislativa. La oferta consiste en un incremento del sueldo base de un policía, de 3.200 reales brasileños (730 dólares) a 4.500 reales (1.030 dólares), de forma gradual, hasta el 2022.

Covid19