Actualidad

"Estoy con los que claman contra el racismo": Michael Jordan se une a la indignación por la muerte de George Floyd

Publicado:
En un comunicado publicado en sus redes sociales, ha pedido "continuar con expresiones pacíficas contra la injusticia y exigir responsabilidad".
"Estoy con los que claman contra el racismo": Michael Jordan se une a la indignación por la muerte de George Floyd

El mítico jugador de baloncesto norteamericano Michael Jordan se ha pronunciado contundentemente sobre la muerte del afroamericano George Floyd a manos de un agente blanco en la ciudad de Minneapolis, en Minesota (EE.UU.). Su voz se ha unido a la de otras personalidades del deporte, así como de otros ámbitos, para solidarizarse con la familia de Floyd, pedir un cambio en la sociedad estadounidense y apoyar las protestas pacíficas.

Jordan, en un comunicado publicado el domingo, afirma: "Estoy profundamente entristecido, realmente dolido y simplemente enojado, veo y siento el dolor, la indignación y la frustración de todos. Estoy con los que están clamando contra el racismo y la violencia arraigados contra las personas de color en nuestro país. Ya hemos tenido suficiente", ha asegurado en relación con las multitudinarias manifestaciones que se están produciendo desde el pasado 25 de mayo en todo el país, con el epicentro en Minneapolis, denunciando los abusos policiales y el racismo que aún perdura en parte de las fuerzas de seguridad y en el resto de la sociedad estadounidense.

El emblemático jugador de los Chicago Bulls aboga por escucharse, "mostrar compasión y empatía, y nunca dar la espalda a la brutalidad sin sentido". Además, ha pedido "continuar las expresiones pacíficas en contra de las injusticias y demandar responsabilidad", con el fin de que las "voces unidas" presionen a los dirigentes para cambiar las leyes, o de lo contrario usar el voto "para crear un cambio sistémico": "Cada uno de nosotros debe ser parte de la solución, pero debemos trabajar en conjunto para garantizar que haya justicia para todos", ha afirmado.

Por último, ha querido dedicar unas palabras para los allegados de Floyd, así como al de otras víctimas del racismo y violencia policial: "Mi corazón va con la familia de George Floyd y de las innumerables vidas que han sido terminadas de manera brutal y sin sentido a través de actos de racismo y de injusticia".

Otras reacciones del mundo del baloncesto

El comunicado de Jordan ha sorprendido no solo por su firmeza, sino porque el exjugador no acostumbra a posicionarse sobre cuestiones políticas o sociales.

Otro jugador de baloncesto, LeBron James, aún en activo en los Ángeles Lakers, se ha manifestado reiteradamente desde que sucedió la tragedia de Floyd, mostrando su apoyo a las protestas y criticando a los medios: "¿Los medios están enseñando esto? Te apuesto a que no. ¿Sabes por qué? ¡Porque esto es unidad, pacifismo, belleza y amor!".

Uno de los deportistas que más se ha significado ha sido Jaylen Brown, que se ha unido a las protestas y ha llegado a conducir durante 15 horas para participar en las manifestaciones de Atlanta, declarando: "No confundir la respuesta del oprimido con la violencia del opresor".

Multitudinarias manifestaciones

El pasado lunes, 25 de mayo, un hombre negro, de 46 años, moría a manos de varios agentes de Policía en Minneapolis. Se trataba de George Floyd, quien permaneció en el suelo tumbado boca abajo, mientras un policía presionaba con su rodilla su cuello durante casi nueve minutos. Floyd solo podía decir: "No puedo respirar". Aún así, los agentes no cambiaron su actitud y permanecieron sobre él incluso varios minutos más después de que el hombre hubiera perdido el conocimiento.

Su muerte en estas trágicas circunstancias ha vuelto a poner sobre la mesa las denuncias de racismo y abuso policial y han sido el pistoletazo de salida para multitudinarias y pacíficas manifestaciones, pero también para revueltas, vandalismo y reyertas entre manifestantes y fuerzas del orden. En todas ellas, el grito 'no puedo respirar' se ha convertido en un lema para denunciar el racismo en las sociedad estadounidense.

Covid19