Actualidad

China promete contestar a Australia por su "injerencia grave" en asuntos de Hong Kong

Publicado:
El primer ministro australiano, Scott Morrison, extiende visados a varios grupos de hongkoneses y suspende el tratado de extradición con la ciudad.
China promete contestar a Australia por su "injerencia grave" en asuntos de Hong Kong

Las autoridades de China han prometido una respuesta a Australia por dos medidas adoptadas este jueves en relación a los ciudadanos originarios de Hong Kong, que califican de "injerencia grave".

El primer ministro Scott Morrison ha otorgado una extensión de visados por cinco años a los residentes de Hong Kong, y ha suspendido un tratado de extradición con esa región administrativa especial china.

La prórroga de visados permitirá a los originarios de la ciudad insular con pasado colonial permanecer en Australia por más tiempo y les abre un camino hacia la residencia permanente. No obstante, el Gobierno australiano no se ha decidido a crear una entrada humanitaria especial para los hongkoneses por temor a la posible persecución asociada con la nueva ley de Seguridad Nacional, aprobada por Pekín a finales de junio, según afirma el diario The Guardian.

Canberra promete un arreglo especial a casi 10.000 chinos originarios de Hong Kong, siempre que sean personal cualificado, graduados o estudiantes ya en territorio australiano, y da la bienvenida a otros 2.500 que están fuera, más 1.250 que han presentado sus solicitudes. También habrá oportunidades para los futuros solicitantes e intentos de atraer a empresarios desde la ciudad china con legislación especial.

La suspensión del tratado de extradición repite la medida similar ya aprobada por el Gobierno de Canadá. Morrison sostuvo que la ley de Seguridad Nacional china representa "un cambio fundamental de las circunstancias".

Además, el Gobierno de Australia actualizó sus recomendaciones para los viajes a Hong Kong unas horas antes del anuncio del primer ministro, advirtiendo que los ciudadanos australianos "pueden estar en mayor riesgo de detención por motivos de seguridad nacional vagamente definidos". A quienes estén preocupados por las nuevas normas se les sugiere "reconsiderar la necesidad de permanecer" en ese territorio.

Reprobación china

La Embajada de China en Canberra respondió furiosamente a estas decisiones, afirmando que China "se opone firmemente a las acusaciones y medidas infundadas" del Gabinete de Morrison. Las autoridades australianas "han interferido descaradamente en los asuntos internos de China al hacer comentarios irresponsables sobre cuestiones relacionadas con Hong Kong", aseveró un portavoz diplomático, quien tachó el enfoque adoptado de "hipocresía" y "doble estándar".

Pekín ha reiterado esta condena de las medidas de Morrison desde la sede del Ministerio de Relaciones Exteriores de China. Su portavoz estima que violan el derecho internacional y China tiene derecho a responder, mientras que Australia debe asumir "todas las consecuencias". Según esta opinión oficial, Australia debería dejar de entrometerse en los asuntos internos de China y dañar aún más las relaciones bilaterales.

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!

Covid19