Actualidad

"Nadie nos detendrá": el Pentágono asegura que EE.UU. seguirá presente en el mar de la China Meridional

Publicado:
El secretario de defensa estadounidense visitará el gigante asiático a finales de año para "establecer los sistemas necesarios para las comunicaciones de crisis".
"Nadie nos detendrá":  el Pentágono asegura que EE.UU. seguirá presente en el mar de la China Meridional

El secretario de Defensa de EE.UU., Mark Esper, aseguró este 21 de julio que su país desplegará portaviones que realizarán maniobras en aguas del mar de la China Meridional y nadie podrá impedirlo.

Respecto a la polémica con China por las maniobras en la zona que realizan estos días los buques USS Nimitz y USS Ronald Reagan, el jefe del Pentágono recordó que EE.UU. tiene presencia en la región Indo-Pacífico "desde la Segunda Guerra Mundial" y seguirá allí: "nadie nos detendrá". 

Por su parte, la Armada de EE.UU. indicó que la presencia de esos portaviones no es una respuesta a eventos políticos, pero las relaciones entre Washington y Pekín sufren una escalada de tensión desde hace meses en diversos ámbitos, sobre todo por la disputa de territorios en el mar de la China Meridional.

Esper detalló que EE.UU. desea "contrarrestar el comportamiento intrusivo" que los chinos han tenido en la zona "durante muchos años" con la intención de "asegurar que haya navegación libre y abierta; de lo contrario, podría tener un gran impacto en el comercio internacional". 

Este alto funcionario de EE.UU. comentó que habló con su homólogo chino en varias ocasiones y planea viajar a China a finales de año, con vistas a "establecer los sistemas necesarios para las comunicaciones de crisis y reforzar nuestras intenciones de competir abiertamente en el sistema internacional al que todos pertenecemos".

 Territorio en disputa

  • Las islas Paracelso están 230 kilómetros al sur de la parte continental de China, que controla ese archipiélago desde 1974. Sin embargo, Vietnam, Filipinas, Brunéi y Malasia también reclaman sus derechos sobre ese territorio, que podría albergar valiosos depósitos de petróleo y gas.
  • Pekín construye islas artificiales y despliega infraestructura militar en los archipiélagos Spratly y Paracelso para consolidar su dominio en la zona, pese a las protestas de sus vecinos y de EE.UU., que temen su creciente influencia en la región.
  • El pasado 3 de julio, el gigante asiático insistió en que las islas Paracelso son "territorio chino indiscutible" y sus militares realizan maniobras "dentro de la soberanía" de su país, mientras que sugirió que la actividad de Washington es "la razón fundamental que afecta la estabilidad" en el mar de la China Meridional. 
Covid19