Actualidad

Un príncipe alemán demanda a su hijo por vender al Estado un castillo familiar por un euro

Publicado:
Ernesto Augusto de Hannover acusa a su hijo de 37 años de "ingratitud grave", lo que le da derecho a revocar y recuperar los bienes que le había donado en concepto de sucesión anticipada.
Un príncipe alemán demanda a su hijo por vender al Estado un castillo familiar por un euro

El príncipe alemán Ernesto Augusto de Hannover, jefe de la Casa Real de Hannover, ha demandado a su hijo del mismo nombre y príncipe heredero de la dinastía, exigiendo que le devolviera el castillo familiar Marienburg en Baja Sajonia, la finca Calenberg y la histórica casa principesca Fuerstenhaus Herrenhausen en Hannover.

El tribunal regional de Hannover anunció en un comunicado este martes que la demanda está pendiente desde finales del año pasado. Aún no han fijado la fecha para la vista oral.

El demandante le regaló las propiedades familiares a su hijo en 2004 y 2007 en concepto de sucesión anticipada, pero en 2018 Ernesto Augusto de Hannover Jr. decidió vender Marienburg, que ha estado en ruinas por mucho tiempo, al sector público junto con todo su inventario por el simbólico precio de un euro para que las autoridades de Baja Sajonia costearan las obras de restauración y se pudiera preservarlo y abrir al público.

El Gobierno se mostró dispuesto a aportar 13,6 millones de euros a la renovación del emblemático castillo del siglo XIX de los cerca de 27 millones necesarios, según los cálculos del Ministerio de Cultura alemán. Sin embargo, después de la objeción del jefe de la Casa Real de Hannover el trato negociado con el estado de Baja Sajonia se vio obstaculizado.

Ernesto Augusto de Hannover acusa a su hijo de 37 años de incurrir en "ingratitud grave" al infringir gravemente sus derechos, prerrogativas e intereses legales. El artículo 530 del Código Civil Alemán le da el derecho a revocar y recuperar los bienes que le había donado a su hijo en sucesión anticipada.

Concretamente, al demandado se le acusa de operar a espaldas de su padre en un intento de apropiarse de los activos de la Casa Real de Hannover, apartarlo del cargo de presidente en la fundación familiar y planear regalar el castillo Marienburg en contra de la voluntad declarada del demandante.

Además, el príncipe acusa a su hijo de hacerle firmar "a ciegas" un poder que anula su derecho a revocar la donación, que estaba formulado originalmente en el registro de la propiedad; y en lo personal, de descuidarlo y negarle la ayuda que le había solicitado cuando estaba gravemente enfermo y vivía recluido en un albergue forestal en Austria.

Por último, se le imputa la apropiación ilegal de obras de arte y antigüedades pertenecientes a la familia de la Biblioteca Duque Augusto y del Museo de Historia de Hannover. Entre los objetos de valor se encuentran cuadros, carruajes históricos y una colección de esculturas.

Ernesto Augusto de Hannover Jr., por su parte, declaró a Der Spiegel que "todos los argumentos de la demanda ya han sido refutados extrajudicialmente en el pasado". "En ese contexto, esperamos una disputa legal con calma", agregó, calificando las acusaciones en su contra como falsas e infundadas y la demanda como insustancial.

rtnoticiasrtnoticias
Covid19