Actualidad

Descubren que las mantarrayas, consideradas como animales 'silenciosos', emiten extraños chasquidos (VIDEO)

Publicado:
Los científicos creen que las rayas usan sonidos para advertir a sus 'familiares' de un peligro cercano.
Imagen ilustrativa

Los científicos saben que unas 990 especies de peces óseos emiten sonidos. Pero los elasmobranquios ('Elasmobranchii'), una subclase de peces cartilaginosos que incluye rayas, tiburones y peces sierra, siempre se han considerado 'silenciosos'.

Sin embargo, las observaciones y los registros realizados por varios ávidos naturalistas han demostrado que no son tan silenciosos. Los buzos observaron y filmaron dos rayas de manglar, también conocidas como rayas blancas ('Urogymnus granulatus'), y una raya de cola ancha ('Pastinachus ater') emitiendo chasquidos sorprendentes e inconfundibles. Lo más probable es que, con los sonidos, estos habitantes de las profundidades marinas intentaran advertir a sus 'familiares' de un peligro cercano y que debían protegerse del ataque.

"El hecho de que nos hayamos dado cuenta recientemente de que estas rayas comunes están emitiendo sonidos vuelve a demostrar lo poco que sabemos sobre los océanos", sostuvo el ecólogo marino Lachlan Fetterplace, de la Universidad Sueca de Ciencias Agrícolas, que dirigió el estudio publicado recientemente en la revista Ecology.

En estos videos, las rayas emiten clics cortos, agudos y sordos. Los sonidos se asemejan sobre todo a instrumentos de percusión y no a los gritos de otros animales marinos. El tono de los clics varía a medida que las rayas se deslizan por el agua.

"El mecanismo exacto de producción de sonido sigue sin estar claro, pero parece ser similar en ambas especies. En todas las grabaciones del video, las contracciones de los espiráculos [en ballenas y otros cetáceos, el espiráculo es el agujero de la parte superior de la cabeza por el que el animal respira] y las aberturas branquiales asociadas son visibles cuando emiten los chasquidos", reza el artículo, que sostiene que los sonidos pueden producirse a través de contracciones rápidas del área craneal y branquial.

Fetterplace y sus colegas sugirieron que las rayas y quienes las atacan pueden escuchar estos chasquidos en el rango de 40 y 1.500 Hz.

rtnoticiasrtnoticias
RT en Español en vivo - TELEVISIÓN GRATIS 24/7