Actualidad

Una carga ilegal desata un escándalo diplomático entre Argentina y EE. UU.

Publicado:
Las relaciones diplomáticas entre Argentina y Estados Unidos se han tensado en los últimos días por la incautación en Buenos Aires de material ilegal en un avión militar norteamericano C-17. La cancillería argentina presentó una protesta formal ante Washington por las violaciones de las leyes arg
Una carga ilegal desata un escándalo diplomático entre Argentina y EE. UU.

Las relaciones diplomáticas entre Argentina y Estados Unidos se han tensado en los últimos días por la incautación en Buenos Aires de material ilegal en un avión militar norteamericano C-17. La cancillería argentina presentó una protesta formal ante Washington por las violaciones de las leyes argentinas cometidas por la Fuerza Aérea de Estados Unidos.

"El gobierno de la República Argentina expresa su más enérgica protesta ante la situación que se planteó tras la verificación de la carga del referido vuelo, en la cual el personal aduanero argentino constató la presencia de diversos bienes ajenos a una lista oportunamente declarada”, se señala en la nota enviada a EE.UU. por la cancillería.

El avión militar estadounidense llegó a Buenos Aires el 10 de febrero con un equipo de especialistas para realizar la capacitación de un grupo de élite de la Policía Federal en un ejercicio autorizado por la Casa Rosada hace unos meses. Todo transcurría bien hasta que la Aduana comenzó el chequeo de la carga. Según la cancillería argentina, los aduaneros decomisaron alrededor de 1.000 pies cúbicos de material (casi 30 metros cúbicos) que no había sido declarado de antemano. El arsenal clandestino incluía armas (cañones de ametralladora y carabina), drogas (entre otras, varias dosis de morfina) y equipos para interceptar comunicaciones.

El incidente ha provocado una controversia bilateral. Además de que el entrenamiento conjunto ha sido cancelado, el material no declarado fue incautado y quedó bajo custodia en el aeropuerto de Ezeiza. El Gobierno del presidente Barack Obama solicitó a la Administración argentina que brindara explicaciones sobre qué había pasado y exigió que el Gobierno argentino devolviera "inmediatamente" todo el material.

Para "solicitar resolver la situación" el subsecretario adjunto estadounidense para América Latina, Arturo Valenzuela, se comunicó con el canciller argentino, Héctor Timerman. Valenzuela manifestó la preocupación del Departamento de Defensa de su país ante la incautación de elementos que conciernen a la seguridad de Estados Unidos y exigió que se resolviera el problema lo más pronto posible.

La respuesta de la parte argentina ha sido clara: "Las leyes argentinas deben ser cumplidas por todos sin excepción". Así lo expresó la cancillería en un comunicado emitido el domingo a última hora. El país planea presentar una protesta formal, así como una petición para que colaboren en la investigación sobre los motivos que la Fuerza Aérea de Estados Unidos ha tenido "al intentar violar las leyes argentinas ingresando material camuflado dentro de un cargamento oficial de los Estados Unidos". En el texto del documento se acusa al Gobierno estadounidense de haberse negado a "informar las razones del intento de ingreso del material incautado, así como la utilización que se les daría en territorio argentino". La respuesta argentina al reclamo estadounidense da un nuevo empuje a la escalada del conflicto.

Según señala el diario Clarín, citando las fuentes del Gobierno, el año pasado un avión similar estadounidense ya había sido obligado a regresar a EE. UU. tras aterrizar con cargamento no declarado.

rtnoticiasrtnoticias
Covid19