X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Todas las noticias
Imprimir http://es.rt.com/dtj

Golpe de Estado en la Unión Soviética: 21 años después

Publicado: 19 ago 2012 08:00 GMT | Última actualización: 19 ago 2012 21:19 GMT

Este domingo 19 de agosto Rusia conmemora el 21 aniversario del Golpe de Agosto, un intento de un grupo de altos funcionarios del Partido Comunista de acabar con las reformas del entonces presidente de la URSS, Mijaíl Gorbachov, y tomar el control sobre el país.

Vladímir FedorenkoRIA Novosti
Síguenos en Facebook
Durante todo el día los rusos están llevando flores al monumento de las víctimas del golpe, en la céntrica calle de Novi Arbat, y a la Casa Blanca de Moscú, la sede del Gobierno federal que fue escenario principal de los acontecimientos de 1991.

Centenares de personas han aprovechado esta jornada dominical no solo para recordar los acontecimientos de hace 21 años, cuando ciudadanos comunes y corrientes salieron a las calles para resistir el Golpe, sino también para mostrar apoyo
a la oposición del actual Gobierno ruso.

Desde el mediodía, la gente ha empezado a congregarse en Novi Arbat para colocar flores blancas (ya que este color es el símbolo de la campaña opositora 'Por unas elecciones justas'). De allí han emprendido una marcha hacia la Casa Blanca, donde ha tenido lugar una manifestación opositora que contaba con una autorización especial por parte de la Administración capitalina.

 
 Facebook 

Crónicas del Golpe de Agosto

El 19 de agosto de 1991 un grupo de altos funcionarios del Gobierno, todos comunistas de línea dura que se oponían a las reformas iniciadas por el entonces presidente de la URSS Mijaíl Gorbachov, intentaron tomar el control del país. Estaban seguros de que el Nuevo Tratado de la Unión que para aquel momento había negociado Gorbachov con otras repúblicas de la URSS como parte de sus reformas debilitaba el poder del centro federal.

Por la televisión y la radio soviéticas se leyó el mensaje de un nuevo organismo del poder nacional: el Comité Estatal de Situación de Emergencia.

En el documento se declaraba el estado de excepción en varias provincias de la URSS. Se suspendieron las actividades de todos los partidos políticos a excepción del partido comunista. “Tenemos que tomar medidas decisivas que eviten la deriva del país hacia la catástrofe”, decía el texto del documento. En las grandes ciudades se estableció el toque de queda. En Moscú entraron tanques, vehículos blindados y camiones con tropas de élite.


RIA Novosti / Alexandr Poliakov

El mismo día,  Borís Yeltsin, el presidente de la República Socialista Federativa Soviética de Rusia (RSFSR, por sus siglas en ruso), una de las Repúblicas que componían la antigua URSS, transmitió otro mensaje - en el que calificaba la situación de golpe de Estado de reaccionaria- y llamó a la gente a salir a las calles de la capital para defender la democracia. 

Su llamamiento fue seguido por centenares de miles de ciudadanos de la capital. El 20 de agosto en las plazas y calles alrededor de la Casa Blanca –en aquel entonces, sede del Soviet Supremo de Rusia (el Parlamento)– se reunieron unas 200.000 personas dispuestas a evitar que las tropas dirigidas por los golpistas tomaran el control del edificio.


RIA Novosti / Alexéi Fedoseev: Barricadas en las calles de Moscú

Los defensores del Parlamento se acercaban a los militares y les regalaban flores, cigarrillos, brindaban con cerveza y vodka y les instigaban a no cumplir órdenes. A medida que transcurrían las horas, Borís Yeltsin y su entorno se iban dando cuenta de que los organizadores del golpe no controlaban la situación y no podían decidirse a llevar a cabo acciones serias.

El único incidente en el que se derramó sangre ocurrió cuando un pelotón de vehículos blindados transitaba, cambiando el lugar de emplazamiento, por un túnel bajo la calle Novi Arbat. Los defensores del Parlamento creyeron que ya había comenzado el asalto e incendiaron los carros de combate con cócteles molotov. Los conductores perdieron la orientación y atropellaron a tres atacantes: Vladímir Úsov, Dmitri Komar e Iliá Krichevski. Fueron enterrados con honores oficiales tres días después. Una estela fue elevada en su honor en la calle Novi Arbat.

El 21 de agosto los golpistas se dieron cuenta de que no tenían el apoyo necesario para quedarse con el poder. Una delegación del Comité de Emergencia probó una última medida: voló a la residencia presidencial en Crimea, donde se encontraba durante todo este tiempo Mijaíl Gorbachov bajo arresto domiciliario, para pedirle la renuncia pública. Este se negó. Es más, tras restablecerse la comunicación con Moscú, bloqueada en vísperas del golpe, Gorbachov ordenó detener a los líderes del golpe. El día siguiente todos ellos fueron arrestados.

Consecuencias del Golpe

El 23 de agosto de 1991 se firmó el decreto sobre la suspensión de las actividades del Partido Comunista en la RSFSR. Unos meses después el partido fue definitivamente prohibido. Entre el 24 de agosto y el 16 de diciembre de 1991 se declararon independientes casi todas las repúblicas de la Unión Soviética. El 20 de diciembre la URSS dejó de existir.



Etiquetas:

RT crea cada vez más videos en 360º. ¿Le gusta verlos en este formato?

Deje su opinión »

Últimas noticias