X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Todas las noticias
Imprimir http://es.rt.com/nxL

Los clubes pequeños pagan la crisis del fútbol español

Publicado: 31 mar 2013 21:14 GMT | Última actualización: 12 abr 2013 06:32 GMT

El fútbol español es sinónimo de espectáculo. Su competición destaca sobre otras por sus flamantes fichajes, su juego vistoso y la emoción que encandila al mundo entero, aunque para gustos están los colores.

Josu Izarra
Síguenos en Facebook
Pero la liga de las estrellas esconde una verdad bien alejada de los focos, de las cámaras y de las grandes marcas.   

La deuda del Deporte Rey español asciende en la actualidad a 3.600 millones de euros. Entre los 40 equipos de Primera y Segunda división de la LFP, 21 se encuentran o han estado en Ley Concursal y alguno corre el peligro de perder la categoría.

Clásicos como el Deportivo, Málaga, Atlético de Madrid o Espanyol son algunos de los primeras que están amenazados por la deuda con Hacienda y entidades financieras. 

El alto coste de las plantillas, sueldos desorbitados y el estallido de la burbuja inmobiliaria, a la que tantos clubes basaron su futuro, ha llevado a muchos a situaciones económicamente insostenibles.

Una realidad que se hace más evidente en la división de plata donde la dificultad es mayor y aún más para los recién llegados. Entre ellos destaca el Mirandés, el equipo revelación que tantas tardes de alegría dio al fútbol. Los rojillos cumplieron su sueño tras una temporada histórica pero resulta que la gloria también tiene su letra pequeña. La impuesta por la Ley 10/1990 del Deporte.

Los clubes que participan en las llamadas categorías profesionales están obligados a ser Sociedad Deportiva. Así el equipo rojillo dejará de ser un club sin ánimo de lucro para convertirse en una “empresa” deportiva. Una difícil decisión que deben afrontar sus más de 3.600 socios si no quieren ver perdido, en los despachos, ese trabajo que tanto costó en el campo.

El conjunto necesita poner sobre la mesa un capital social de 2.240.591 euros. Este volumen se divide en acciones con un precio de 10 euros y cada socio interesado podrá ser dueño de un máximo de 74 títulos.

El Mirandés es un modesto "saneado" que además de luchar domingo a domingo en lo deportivo para mantenerse en la élite, debe lidiar otra batalla paralela y más difícil aún si cabe, la administrativa. Y parece que la ley siempre se olvida de los mayores para centrarse en los pequeños, quizá porque sus números son más fáciles de inspeccionar que las grandes cuentas, aunque sean negativas, de los máximos representantes de una de las mejores ligas del mundo.

Los de Anduva no son los únicos en esta encrucijada, SD Ponferradina (que debe ampliar 500.000 euros), Guadalajara (en serios problemas económicos) o el Lugo comparten calvario. Los últimos deberán hacer un desembolso de 3 millones de euros si quieren continuar en Segunda.

Cifras alejadas de los galácticos pero para ciudades modestas, equipos pequeños y sociedades en crisis es una cruel forma de las autoridades de acabar con el sueño.

El dinero es dinero y al final a los equipos como el Mirandés, los únicos números que interesan son los de la tabla de clasificación. Esos números que dicen que los rojillos siguen teniendo esa chispa copera que les catapultó a la gloria y el reconocimiento. No en vano su inicio de segunda vuelta es muy positivo siendo el mejor, aunque las últimas jornadas han estado marcadas por la derrota.

Aun así, la permanencia del Mirandés y de tantos otros ahora más que nunca sólo depende de ellos, de que a pesar de ser pequeños el fútbol no es de grandes ni de ricos, es de hombres.

Axier Amo Izarra
 

Etiquetas:

RT crea cada vez más videos en 360º. ¿Le gusta verlos en este formato?

Deje su opinión »

Últimas noticias