Galerías

Mascotas de los Juegos Olímpicos de Invierno

Publicado:
Mascotas de los Juegos Olímpicos de Invierno

El 1 de septiembre lanzan el concurso de ideas para la mascota de los Juegos Olímpicos de Invierno en Sochi en 2014. Cualquier persona puede componer su versión de los rasgos nacionales del país anfitrión, espíritu olímpico y algo más lo que convertirá su dibujo en el símbolo de esta fiesta de deporte.

Les presentamos un resumen de las mascotas de los Juegos Olímpicos de Invierno desde el primero, no oficial.

Juegos Olímpicos de Invierno de 1968 en Grenoble (Francia)

El esquiador Schuss fue la mascota no oficial del campeonato. Pines y figuritas con su imagen tuvieron gran fama.

Juegos Olímpicos de Invierno de 1972 en Sapporo (Japón)

No tenían su mascota, pero en el mismo año, durante los Juegos Olímpicos de verano en Múnich (Alemania), el perro basset Valdi inició la historia oficial de las mascotas de los Juegos.

Juegos Olímpicos de Invierno de 1976 en Innsbruck (Austria)

Los organizadores de estos juegos los proclamaron “Los Juegos de Sencillez”, así, el mono de nieve Olympiamandl refleja este caraácter.

Juegos Olímpicos de Invierno de 1980 en Lake Placid (EE. UU.)

Al Mapache Ronnie lo eligieron como mascota porque la pinta del hocico de ese animal tradicional para EE. UU. se parece a las gafas y gorra de invierno de los Juegos.

Juegos Olímpicos de Invierno de 1984 en Sarajevo (entonces Yugoslavia)

Al lobato Vucko lo eligieron los lectores de tres periódicos populares de Yugoslavia entre seis candidatos. Según los creadores, este animal simbolizaba el deseo del hombre "amistarse con el animal y estar más cerca a la naturaleza".

Juegos Olímpicos de Invierno de 1988 en Calgary (Canadá)

Los osos polares Hidy & Howdy, las primeras mascotas pareadas.

Juegos Olímpicos de Invierno de 1992 en Albertville (Francia)

Dos años antes de los Juegos aprobaron una gamuza, pero como no gozaba de fama lo cambiaron por Alfo Magique.

Juegos Olímpicos de Invierno de 1994 en Lillehammer (Noruega)

Los hermanos chico Haakon y chica Kristin en trajes nacionales.

Los Juegos Olímpicos de Invierno de 1998 en Nagano (Japón)

Lechuzas Sukki, Nokki, Lekki, & Tsukki simbolizan ‘sabiduría’ y cuatro tiempos del año.

Los Juegos Olímpicos de Invierno de 2002 en Salt Lake City (EE.UU.)

Los talismanes conejo, coyote y oso recordaban de los principales puntos de presupuesto de la ciudad en la época antigua: pólvora, cobre y carbón. Además simbolizaban el moto olímpico «Citius, Altius Fortius» ("más rápido, más alto, más fuerte".)

Juegos Olímpicos de Invierno de 2006 en Turin (Italia)

Neve y Gliz, bola de nieve y cubo de hielo. Les destacaron características tales como entusiasmo, pasión hacia el deporte, elegancia y la cuidadosa actitud hacia el medioambiente.

Juegos Olímpicos de Invierno de 2010 en Vancouver (Canadá)

Miga y Quatchi para los Juegos Olímpicos y Sumi para los Juegos Paraolímpicos. Son encarnación de los cuentos míticos de diferentes grupos étnicos de Canadá.

Juegos Paraolímpicos de Invierno de 2002 en Salt Lake City (EE. UU.)

La nutria Otto, animal muy frecuente en la mitología de los antiguos indios. Gracias también a la fama de esta mascota, se logró cambiar la situación lamentable de su exterminio por parte de cazadores furtivos y mala ecología.

Los Juegos Paraolímpicos de Invierno de 2006 en Turin (Italia)

El copo de nieve Aster.

Juegos Paraolímpicos de Invierno de 2010 en Vancouver (Canadá)

Sumi, la mascota que compone la mascota general de los Juegos y por primera vez es presentado junto con las mascotas de los Juegos Olímpicos.