X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Todas las noticias
Imprimir http://es.rt.com/bHB

El cielo no es infinito

Publicado: 20 may 2012 11:43 GMT | Última actualización: 20 may 2012 12:34 GMT
Una vez, cuando tenía 14 años, mi mamá me mandó a una librería a comprar un manual que necesitaba para la escuela: de matemáticas o de física, no me acuerdo. Como las ciencias naturales nunca me interesaron demasiado, me gaste el dinero en una enciclopedia de catástrofes aéreas, que de casualidad encontré en la canasta de ofertas: parece que no era muy popular. Ese libro despertó un interés enorme en la seguridad de vuelo: hasta tal punto, que la gente a veces me mira con compasión cuando yo tranquilísimo me acuesto en la playa a leer un informe de un accidente…

En fin, la enciclopedia resultó ser muy interesante, pero entre muchos casos, uno me dejó con la boca abierta: en 1976 dos aviones chocaron sobre Zagreb, una ciudad en Yugoslavia, volando a 10.000 metros de altura. Parece ridículo, ¿cómo puede ser que dos aviones se encuentren en un mismo lugar, a la misma altura y al mismo tiempo en un espacio infinito? Si levantamos la cabeza y miramos para arriba realmente parece que el cielo no tiene límites. Todo lo contrario: en realidad el cielo se está volviendo bastante chico…

Durante las primeras décadas de la aviación todos volaban como querían y a donde querían. Pero si hoy usáramos las reglas de los años 30 tendríamos un caos aéreo y yo me pasaría la vida escribiendo todos los días blogs sobre accidentes. En el aeropuerto de Londres, por ejemplo, cada minuto despega o aterriza un avión, ¿qué pasaría si cada uno de ellos volara como se le diera la gana? Es por eso que a mediados del siglo XX las organizaciones internacionales decidieron ordenar un poco el cielo.

Así fue como aparecieron los controladores del tráfico aéreo. Ahora cada centímetro cubico de aire pertenece a algún área de control y todos los vuelos se monitorean por radares para prevenir acercamientos y choques. Sí, hay espacios que no se controlan por nadie, pero en general se usan para vuelos de avionetas o de aviones no comerciales. El espacio aéreo también se divide cada mil pies por ‘niveles’ de altura: si la dirección es de 0 a 179 grados los niveles tienen que ser impares (por ejemplo, 15.000 pies) y si el avión vuela con rumbo al oeste mantenemos niveles pares. Eso no es todo: cada área tiene un sistema de rutas, por eso si piensas que volamos de ‘A’ a ‘B’ en línea recta, estas un poco equivocado. Apenas despegamos realizamos un procedimiento de salida, después volamos por diferentes aerovías y antes de aterrizar seguimos rutas de aproximación. Para que los aviones no se acerquen a lo largo de una misma ruta, el controlador tiene que mantener intervalos de distancia o tiempo. Te puedes imaginar, que en aeropuertos de mucho transito la situación se está poniendo complicada, porque por más absurdo que suene, ya casi no hay espacio mantener ciertos intervalos. Si encima hay que tener en cuenta que está lleno de áreas militares o restrictivas, donde volar, obviamente está prohibido, te aseguro que el cielo solo parece ser infinito.

Al principio parecía que el cielo era demasiado grande para que dos relativamente pequeños aviones se junten en un mismo punto tridimensional, ahora puede que te parezca chiquito. Pero no te preocupes, si fuera tan peligroso volar nunca un avión despegaría con pasajeros a bordo. Ahora todos los aviones tienen que tener un sistema de evasión de colisión de tráfico. Al ser encendido el ‘TCAS’ (Traffic Collision Avoidance System) entra en contacto con otras naves y si detecta que alguna de ellas se aproxima, genera una serie de advertencias para que el piloto pueda tomar las medidas necesarias. Si los dos aviones se acercan a una distancia ya peligrosa el sistema le propone a uno de ellos ascender y al otro descender. Bueno, ‘propone’ es una forma de decir: los comandos del ‘TCAS’ son obligatorios. Al escuchar ‘CLIMB’ (‘Ascender’) o ‘DESCEND’ (‘Descender’) el piloto debe actuar de inmediato, porque si no el choque es inminente. Así de simple: empujar o tirar el timón y nada más. Yo no sé cuántas vidas salvó el ‘TCAS’, pero desde hace 10 años que no hay  accidentes de este tipo. Y mirando a través de la ventana y teniendo en frente cientos de kilómetros de espacio te das cuenta, que el cielo es realmente infinito, pero demasiado chico al mismo tiempo. 
         
Es un blog dedicado a los aviones y las últimas novedades de la aviación. El autor soñaba con volar desde los cuatro años de edad.

Artículos anteriores de experto

RT crea cada vez más videos en 360º. ¿Le gusta verlos en este formato?

Deje su opinión »

Últimas noticias