X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Todas las noticias
Imprimir http://es.rt.com/3mQ

Cuentos de fantasmas

Publicado: 15 jun 2010 15:11 GMT | Última actualización: 29 ago 2012 20:03 GMT

…-“¡no tenía rostro, sin embargo me miraba y todo en mi interior me decía que esto no esta pasando, es sólo mi imaginación pero cuando avanzó hacia mi a gran velocidad no pude hacer nada para esquivar a la presencia del inminente colisión, sin embargo el ente me traspasó como si hubiera sido humo. La sensación de agobio, suciedad y terror que este suceso dejo en mi cuerpo, no me lo he podido quitar con nada… ni con brujas, ni con pócimas ni con rezos ni oraciones; todavía está en mí y nada podré hacer que borre este recuerdo macabro, terrorífico y asqueroso!”.

   ¿Les parece familiar este relato? Si es así, es porque alguna vez, o tuvieron algún tipo de experiencia similar o bien lo conocen a través de los medios, los cuales están llenos de este tipo de relatos. Son los llamados espectros o aparecidos. Las historias de Fantasmas, adoración de los muertos y seres del “otro mundo” se remontan a los albores de la civilización. Los primeros relatos nos llegan de las culturas sumeria y egipcia donde eran objeto de temor y veneración. Con el correr del tiempo y la secularización de los pueblos fueron relegados al olvido, ser tratados como temas de gente ignorante o bien a la influencia del lado oscuro, es decir, del diablo. No obstante existen miles de relatos alrededor del mundo que evidencian su existencia, millones de personas, yo entre ellos, que dicen haber visto, sentido, o entrado en contacto con seres supra normales. Algunos de sus relatos e historias se encuentran muy bien documentadas y corroboradas por la ciencia empírica descartando cualquier intento de trucaje. Algunos de esos casos son felices o normales… otros, espeluznantes y macabros. 

   Nuestra sociedad actual acepta pie juntillas la teoría de la evolución de las especie de Darwin, ve casi con desprecio los viajes al espacio y se acomoda en toda la basura que el ocio y el entretenimiento le proporciona, pero demuestra su ignorancia al rechazar este tipo de cosas tarjándolas de mentiras, relatos para ignorantes y como fuente para que algunos pocos inescrupulosos hagan dinero fácil. Pero la realidad es que la gente sí cree en estos fenómenos, al menos tras bambalinas; asiste a sesiones de espiritismo e invierte dinero en conjuros para presuntos males, incluido comunicarse o bien contener y expulsar las presencias astrales del interior de sus hogares. Claro que muy pocos conocen realmente de qué se trata o en qué mundo se está metiendo. No obstante se tienen relatos de miles de personas que dicen haber estado muertos por algunos segundos y que luego volvieron como el caso del cantante Francés Charles Aznavour. Describen escenas extraordinarias de otros mundos, reuniones con seres queridos, espíritus malignos, lugares macabros e inmundos y por supuesto, también describen el infierno. Estos hechos son conocidos como “experiencias cercanas a la muerte” o NDEs por sus siglas en inglés. El dr. Peter Fenwick esta actualmente investigando estos casos, además de las respuestas que dan los estudios realizados por la sociedad espirita. Por ejemplo hace poco obtuve el aterrador testimonio de una muchacha en México a quien llamaré “Ana” y que utilizó junto a un grupo de amigas una tabla Ouija que había sido un regalo inocente de sus padres. “…-Nos sentamos al alrededor de la tabla y comenzamos a invocar a los espíritus. A los pocos segundos se manifestó una entidad que si bien, no la podíamos ver, la escuchamos y percibíamos a nuestro alrededor. Nos pidió por favor que cesáramos en nuestros intentos o si no íbamos a lamentar las consecuencias. La sola presencia de este ente nos erizó los pelos del cuerpo y como un solo hombre tratamos de huir de la habitación. Fue la noche más terrible de mi vida, y aunque ya pasaron 5 meses de esta terrible experiencia, aun siento ruidos extraños y una presencia invisible en la casa”, -recuerda. 

La tabla ouija. ¿Realidad o superchería?

La tabla ouija. ¿Realidad o superchería?

 

   ¿Qué fue lo que ocurrió en la casa de esta chica? ¿Por qué tanta gente alrededor del mundo cuenta casi la misma historia? ¿Son buenos, malos? ¿Qué ha descubierto la ciencia hasta ahora? Veamos si podemos responder en parte a estas preguntas.

   Mucho antes de que la película Poltergeistprovocara más de alguna pesadilla en nuestras vidas, Allan Kardec funda a mediados del siglo XIX el movimiento espiritista. Un su libro El cielo y el infierno nos habla en detalle de sus experiencias con los espíritus. Menciona tres tipos de espectros: Los espíritus felices, o aquellos que se encuentran en un plano de vida superior y que gozarían de los frutos del paraíso gracias a su buena conducta en su paso por la tierra; los espíritus de mediana condición que serían todos aquellos seres que sin hacer daño a otros o tener conductas negativas en vida, tampoco aportaron demasiado a corregir sus propias existencias o las de alguien más; y los espíritus sufridores que tienen una vida espiritual desdichada, no en un infierno sino el recuerdo de ver sus errores perpetuados una y otra vez ante si junto a los rostros de aquellos a quienes vilipendiaron y/o agredieron. Probablemente sean estas “entidades” quienes perturban la vida cotidiana de personas como Ana. Es por ello que algunos tratan de buscar otros medios de contacto con sus seres queridos o con espíritus a través de la psicofonía o grabaciones del más allá. Sin embargo la ciencia no da mucho crédito a esta técnica. Un ejemplo de eso lo vimos en la película “White Noise o Más allá” interpretada por Michael Keaton.

   En otros tiempos, el temor y rechazo a los espíritus venia de la iglesia católica quien tenía gran poder en la Europa anterior al descubrimiento de América y posterior “colonización” de la compañía de Jesús con Ignacio de Loyola a la cabeza. Y desde mediados del siglo XIX esta influencia comenzó a mezclarse con las creencias hindúes y budistas sobre la reencarnación; y las creencias taoístas orientales. Así que en nuestros días las personas no tienen lo suficiente mente claro a cual creencia corresponden ciertas ideas trascendentalitas sobre la materia. En este sentido Kardec recomienda la expiación en vida de los pecadillos anteriores o de otras vidas con el fin de subir en la escala de la evolución. El movimiento espiritista de entonces habría estado muy satisfecho del avance obtenido por un matrimonio de científicos rusos. Semyon Davidovich Kirlian logró con su invento fotografiar lo que serian las primeras imágenes del aura humana o “periespíritu” como Kardec o los médiums y diferentes creencias llaman al halo luminoso que cada ser humano poseería. La cámara Kirlian es un medio para apreciar no solo el color del aura sino que también puede detectar las presencias espirituales al interior de las llamadas “casas encantadas”. Me llega a la mente el escalofriante caso de Carla Morán, quien era atacada física y sexualmente por un espíritu. Más tarde, su historia fue llevada a la pantalla grande con el nombre de “El ente”. Este sería el caso de aquellos espíritus conocidos como íncubos y súcubo. Los íncubos son demonios masculinos que atacan sexualmente a las mujeres durante el sueño. Y los súcubo son demonios que adoptan formas femeninas que seducen a los hombres para extraer su semen. Muchos recurren al exorcismo. Sin embargo, la iglesia católica necesita investigar el caso, obtener permisos especiales, además de las pruebas que demuestren la supuesta Posesión demoníaca. Ahora bien. Distinto es por ejemplo el caso de personas como Edgar Cayce o los niños pastores de Fátima quienes tuvieron sus respectivas experiencias espirituales y que sería propia de la experiencia hierofánica. Implícito en todo lo anterior se encuentra el averno pero, si existe o no el purgatorio es un tema que nadie está en disposición de objetar o validar. Me he quedado entonces con la boca abierta cuando la siguiente noticia fue publicada en una revista finlandesa: “¡Científicos graban las voces del infierno!”.

Lugar del super agujero en la península de Kola, RusiaFotografía del hallazgo junto al Dr. Dmitri Azzacov

 

   La impactante noticia hablaba de que un grupo de técnicos y científicos liderados por el doctor ruso Dmitri Azzacov llevaban a cabo una perforación en la península de Kola. Cuando alcanzaron una profundidad aproximada de 14 kilómetros se toparon por casualidad (¿) con extraños sonidos guturales de no algunos sino miles de voces humanas registradas por los micrófonos y que pueden escuchar aquí. Por supuesto, muchas historias y leyendas se tejen en torno al eterno lugar de tormento. En nuestros días, el hombre moderno a rechazado la existencia del infierno como un lugar real y físico en donde las almas y espíritus de los pecadores van a parar después de llevar en vida una existencia licenciosa, perversa y mundana. Aun así, la gente cree en estas cosas o bien sabe que algo sucede pero mayor profundizar aunque sea solo una parte. Algunos investigadores han catalogado a los fantasmas como sigue: los transparentes o traslúcidos que no suelen entrar en contacto con los humanos; los de apariencia humana que adoptan la silueta de seres conocidos; las sombras que se alimentan de nuestras emociones: los invisibles tímidos espectros que se comunican a través de sonidos; los Poltergeist que son una mezcla de fantasmas burlones y juguetones y los pandemónium que son presencias malignas, intimidan a las personas causándole daños sicológicos y en algunos casos físicos.

   Nadie puede negar el hecho de que muchas personas alrededor del mundo claman haber tenido al menos una vez en su vida este tipo de experiencia. Rusia no está exenta de esta realidad. De hecho es aquí en donde han ocurrido algunos de los casos más célebres de los cuales se tenga conocimiento. El siguiente lo facilita Sofya N. Su testimonio habla por si sólo. “-El lugar se localiza en la ciudad costera de Eysk al sur de la Moscú en la Federación rusa y lugar que tiene fama de ser un pueblo muy crédulo en sucesos paranormales. “Los hechos ocurrieron en el verano de 1995. Me encontraba de visita en la residencia de mi abuela. La construcción de la casa data del siglo XIX y tiene fama en el pueblo de ser un lugar encantado y maldito ya que en ella habrían vivido un grupo de mujeres iniciadas en sectas satánicas y que practicaban la brujería. Una de éstas habría muerto la vivienda en extrañas circunstancias. Al parecer los lugareños tienen razón cuando dicen que su espíritu aún ronda por la casa. Recuerdo que mi abuela me comentaba que sentía el aliento de algo o alguien al interior e inclusive de espantosos chillidos por las noches. Sinceramente y rememorando ahora aquellos años, no me preocupé por los relatos de mi abuela y mi permanencia en la vieja casa no fue motivo de traumas paranormales para mi… al menos la primera semana. Pero cierta mañana me encontraba sola en casa durmiendo en mi cama cuando escuche claramente el ruido de pasos y que emite una persona normal y segura que camina erguida al interior de su casa y que provenían del desván. Fue entonces que un estremecimiento y un frío de muerte recorrieron mi cuerpo y mi nuca y más aún cuando caigo en la cuenta de que la buhardilla tiene sólo un metro de altura y nadie excepto un niño muy pequeño podría caminar allí. Los terroríficos pasos se mantuvieron inquietantes por media hora, tiempo que permanecí bajo las cobijas muerta de miedo y sin poder moverme. Un día más tarde desperté a eso de las 3 de la madrugada sin explicación alguna. Esa noche dormía junto a mi abuela pero en camas separadas. Cuando voltee a verla, mis funciones corporales se paralizaron mientras que el terror y el pánico me impedían gritar. Junto a la cama de mi abuela una figura humana, algo traslucida de alguien o de algo que se encontraba de rodillas meditando o rezando (¿) hacia donde ésta dormía. Sin embargo pude observarlo con más detenimiento y gracias a la luz a la poca luz que ingresaba del exterior puedo decir de que se trataba de un ser humano cubierto (¿) por una tela blanca que le cubría la totalidad el cuerpo, parecida a las túnicas blancas que usan los árabes. No tenía cara, solo lograba distinguir un vacío o tal vez un rostro transparente. Cuando no llevaba más de algunos segundos observándole, la entidad giró violentamente hacia donde me encontraba y sentí del inexistente rostro como me clavaba su mirada. Di un grito y comencé a rezar con la ayuda de mi abuela que estaba a mi lado tratando de calmarme momentos después de que se precipitara en mi auxilio encendiendo la luz. Comenzamos a rezar; le pedía a Dios que nos protegiera mientras repetía una y otra vez que sería una buena niña. Al otro día desperté con una gran angustia. Ya han pasado 10 años de esta experiencia, sin embargo creo que nunca podré olvidarla. Mi abuela no ha podido vender la casa todavía. Tengo muchos amigos y conocidos que dicen haber tenido similares experiencias e inevitablemente. Cada vez que escucho este tipo de relatos, vuelve a mi mente todo el recuerdo de esa espantosa noche. No tengo palabras para explicarlo; tal vez la ciencia en su momento, pueda darnos alguna respuesta para estos eventos. Mientras tanto, sigo rogando a Dios no volver a ser testigo de sucesos como este”.

   Es difícil hablar sobre fantasmas en nuestros días. La ciencia, la tecnología y el avance en general de la humanidad, parecen haber relegado a un segundo plano las cuestiones esotéricas situándonos como los nuevos dioses en la faz de la tierra. La industria del ocio y el entretenimiento hollywoodense se ha encargado de mantener a los espectros en cartelera durante mucho tiempo. Las historias de aparecidos nos inquietan sobre todo por las noches y la juventud, atraída por pseudociencias, influenciadas por los medios y casi sin creencias experimenta a jugar con la tabla ouija. Probablemente a aquellos que están más sumidos en dilaciones, supersticiones, o que simplemente tienen un carácter débil y poco autocrítico, sean quienes usan este tipo de artilugios con el fin de conocer algo sobre su futuro. Sea como fuere, el gusto por estas cosas no se diluye, más bien crece. – ¡Aléjense de estas practicas!”, nos implora Ana quien esta arrepentida de las consecuencias de haber entrado en contacto con los muertos. Hace además un llamado desesperado a las personas para que no se involucren en estas prácticas… ¿Qué harían ustedes si alguna vez tienen la oportunidad?



Las declaraciones y opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad de su autor y no representan necesariamente el punto de vista de RT.

Un espacio de reflexión que busca la necesidad de liberar nuestras mentes de lo uniforme y rutinario, abordando temas subjetivos y controversiales.

Artículos anteriores de experto

RT crea cada vez más videos en 360º. ¿Le gusta verlos en este formato?

Deje su opinión »

Últimas noticias