X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Todas las noticias
Imprimir http://es.rt.com/1M2

Guía práctica para el Fin del Mundo

Publicado: 3 feb 2010 12:03 GMT | Última actualización: 29 ago 2012 20:04 GMT

Imagino que lo han escuchado una y otra vez: nuestro mundo tal y como lo conocemos, llegará a su fin el próximo 23 de diciembre de 2012, según el calendario gregoriano que actualmente nos rige y con sólo dos días de diferencia del calendario maya, es decir el 21 de diciembre de 2012. No es sorpresa que en nuestros días hasta Hollywood invierta dinero en largometrajes que hablan sobre el fin de los tiempos de nuestra humanidad. La Internet esta saturada de ellos. Sin embargo, la mayoría de las personas se preguntan cuándo, cómo y dónde ocurrirán estos eventos. Muchas de las profecías que hablan sobre el fin de toda la vida en la tierra están profetizadas desde siglos e incluso milenios y debemos su autoría a las principales civilizaciones desaparecidas de la antigüedad, religiones, sectas de todo el mundo y a seudos adivinos e iluminados de turno, predicadores con espacios pagados en televisión entre otros, que pululan por doquier sembrando en algunos casos el terror y desconcierto en la mente de las personas sobre el futuro cercano haciendo de paso enormes ganancias económicas. No obstante, más de una vez en mi vida me he preguntado: ¿Son todos estos personajes embusteros y mentirosos?, ¿Habrá entre ellos alguno que diga la verdad?, ¿Qué parte de esa información es desinformación?, ¿Será cierto? Resulta al menos intrigante saber que hombres de ciencia en más de una ocasión han arrojado luz sobre algunos de estos singulares hombres y mujeres comprobando que no existe truco, magia o mentira…

En este sentido quiero destacar algunas de las más célebres profecías de La cultura maya, San Malaquías, Nostradamus, Solari Parravicini, Edgar Cayce y la virgen de Fátima, entre otras. Como en los anteriores artículos, es tiempo de actualizar nuestros datos al respecto y ponernos al día en cuanto a profecías - cumplidas o no -, fechas, profetas y otras yerbas; así, quién sabe…, nos preparamos para lo peor. Sea como fuere, trataré de poner cierto orden en los diferentes y variopintos vaticinios. Sean ustedes los jueces.

Comencemos con las profecías mayas. La cultura maya estaba asentada en centro América y dominaba un vasto territorio de Centroamérica. Comprobadísimo por los hombres de ciencia es que esta cultura dominaba las matemáticas, la astronomía, la construcción, la arquitectura y la ingeniería casi a la perfección. En concreto los mayas hablan de siete profecías. En ellas se refieren a la elección que debe hacer la humanidad entre un materialismo sin sentido y la espiritualidad en unión con todo y con todos. El periodo de tiempo para hacer dicha elección es de sólo 13 años de duración y comenzó en el año 1999. Sus predicciones advierten sobre los constantes cambios climáticos, extraños eventos astronómicos que antecederían al final de los tiempos; el derretimiento de los polos; la transformación de gran parte de la sociedad, las leyes y conductas actuales por una conciencia más espiritual y ecológica en la humanidad; el paso de cometas, etcétera. Todo lo anterior ocurre dentro de un período de tiempo comprendido entre los años 1999 al 2012. El motor de estos cambios provendría de la luz emitida desde el centro de la galaxia la cual “resetea” - por decirlo así - la luz interior de todos los seres humanos sincronizándolos a las verdades espíritu-universales, a las que se accede voluntariamente, claro está.

No menos escalofriantes son las profecías de Edgar Cayce. Nació en los Estados Unidos el año 1877. Cayce era un niño totalmente normal y de rendimiento escolar medio, hasta que cierto día tuvo la aparición de una “dama blanca” que surgió de la nada haciéndole una sola pregunta: Edgar, ¿cuál es tu principal deseo en la vida?. El contesto que quería hacer el bien y ayudar a los demás. Acto seguido se desmayó. Cuando despertó, todo en él cambio para siempre pasando a ser un alumno aventajado. Fue así que su don profético se manifiesta hacia 1901. Algunas de sus profecías hablaban de eventos sísmicos y metereológicos en distintos lugares de la tierra; crisis financieras; cambio geomagnético de los polos terrestres y el advenimiento de un nuevo mesías. A mi modo de ver, uno de sus más notables vaticinios fue referente a Rusia; profetizó que habría un gran cambio en su sociedad y su postura a nivel individual, y que gracias al pueblo ruso, se ofrecería una gran esperanza a la humanidad.; -“A través de Rusia, viene la esperanza del mundo. No por relación con el comunismo, no, sino por la libertad… ¡La libertad! Cada hombre vivirá para su amigo, y este principio saldrá de Rusia, -dice Cayce.

Sin duda el profeta más renombrado de nuestra historia reciente es Michel de Notre-Dame, más conocido como Nostradamus. Entre muchas profecías escritas en versos llamadas cuartetas, hace mención al fin de los tiempos fijando la destrucción total de la humanidad el día 21 de diciembre de 2012. También nos habla del anticristo y su reinado de terror. Según él, será un líder mundial con mucho poder político, económico, mediático y armamentístico. Su centro de operaciones será medio oriente y sus alrededores. Aprovechará el desorden, el caos político y social en la mayoría de los países del orbe. Los fanáticos religiosos tomarán - en su nombre -el poder y sus seguidores lo verán como una figura religiosa. Déjenme rescatar de todas sus profecías la que a título personal me parece la mayor y de verdad absoluta sin discusión alguna: -“Los habitantes del mundo verán tanta muerte que dejarán de impresionarse por ella.”

Benjamín Solari Parravicini nació en la ciudad de Buenos Aires el 8 de agosto de 1898. Sus presagios hablaban de hechos y cosas que en la práctica ya sucedieron. Las familias tradicionales sucumbirán y se verán envueltas en conflictos legales y criminales; Los nuevos ricos protagonizarán crímenes sin parangón de los que no saldrán perjudicados…, muy por el contrario; la búsqueda de oro sin fronteras, sin ética y a cualquier precio en cualquier lugar y rincón del mundo por selectos grupos de empresarios internacionales; los pobres y desamparados tendrán mucho menos ya que serán relegados, humillados, olvidados y asesinados. Profetizó la invención de los satélites de comunicaciones, la llegada del hombre a la Luna, la guerra fría entre Rusia y Los Estados Unidos, el asesinato de John F. Kennedy y la destrucción de las Torres Gemelas, entre muchas otras.

Maelmhaedhoc O´Morgair, más conocido como San Malaquías, no es un personaje bíblico de antaño o de alguna sexta antigua como muchos creen. Nació en Armagh, Irlanda en 1094 en el seno de una familia de la nobleza. Entre sus vaticinios más celebres se encuentran las profecías de los papas, la que esta compuesta por lemas, uno por cada papa hasta el fin del mundo. Más allá de la controversia de la autoría de ellas, la lista describe a los 112 papas, partiendo con Celestino II, elegido en 1130, el actual papa Benedicto XVI hasta el último, “Petrus Romanus” o Pedro romano. Su periodo no será largo y estará saturado de tribulaciones. Entonces, la ciudad de las siete colinas será destruida en medio del juicio de Dios a su pueblo.

Las profecías de la virgen de Fátima es una de las más documentadas ocurrido el 13 de mayo de 1917, donde tres jóvenes pastores, Lucía dos Santos y sus primos Jacinta y Francisco Marto, recibieron tres mensajes. Dos de ellos han sido revelados, pero el tercero aun permanece oculto. Lucía pidió que fuera así y que no se diera a conocer hasta 1960 ya que en sus propias palabras dijo: -“para entonces será más claramente comprendido por la humanidad”. El tercer misterio se hizo público en el año 2000, aunque muchos opinan que no es el verdadero. El primer secreto habla de que la salvación de las almas de los pecadores será posible si en el mundo se establece la devoción al inmaculado corazón de la virgen. El segundo secreto habla de las guerras. –“Si el mundo no deja de ofender a Dios, otras guerras peores surgirán”. Esto fue poco antes que la primera guerra mundial terminara. Hablo también de lo que parece ser la primera bomba atómica pues dijo: -“cuando ustedes vean la noche iluminada por una claridad desconocida sabrán que esto representará el gran signo de Dios quien castigará al hombre con guerras y hambre”. También habló sobre Rusia: -“vendré a pedir la consagración de Rusia a mi inmaculado corazón”. El tercer secreto relata lo que parece ser una especie de persecución a la iglesia y a los cristianos católicos.

En contraposición a lo anterior, No olvidemos a Hercólubus o planeta rojo. En su libro del mismo titulo, el autor de origen indio sudamericano Joaquín Enrique Amórtegui Valbuena, más conocido por V.M. Rabolú, describe un enorme planeta perteneciente al sistema solar de Tyla que se encontraría a punto de colisionar con la tierra o bien, que su campo gravitacional que es tan alto, pueda absorber a la tierra, dejándola para siempre en eterna órbita a su alrededor. Este cuerpo celeste también es mencionado en la Biblia bajo el nombre de una estrella que caerá del cielo; su nombre es ajenjo. Por supuesto, existen argumentos que descartan de plano este supuesto llamado de alerta. Sin embargo, me enteré de un hecho que al menos resulta digno de ser investigado. El planeta X o Nibirú sería el que Rabolú menciona como hercólubus. Muchas aseguran que ya es visible a simple vista y que las autoridades están al tanto pero que no han informado a la población mundial. Todo es cuestión de fotografiar el sol en el hemisferio sur y después descargar las fotografías en la computadora y allí lo tienen. Pues bien: yo lo hice. Un contacto en Santiago de Chile capturó la siguiente secuencia. Comparemos con las fotos en Internet

No olvidemos ni por un segundo que así como existen sucesos o fenómenos que no los podemos medir, catalogar ni mucho menos entender, también han habido casos de profecías fallidas. Recordemos la víspera del año 1000 d.C. Muchísimas personas se pusieron histéricas esperando la llegada de cristo y por supuesto, el fin del mundo. Gracias a Dios, aun seguimos aquí. Mucho tiempo más tarde, William Miller, quien fuera fundador de los adventistas en Estados Unidos, tras mucho leer la Biblia concluyó que todo acabaría el 20 de marzo de 1843. Hubo suicidios, ebrios por doquier y otros que confesaban sus pecados, todos esperando que el cielo les cayera encima. Al día siguiente, Miller dijo que había hecho mal los cálculos. Sin embargo y a pesar del fiasco, de todas maneras lo siguieron.

En 1874, Charles T. Russell, fundador de los testigos de Jehová, afirmo que el fin ocurriría en ese año. Como se imaginan, nada pasó. Fue por eso que más tarde volvió a la carga anunciando el triste desenlace para la humanidad en el año 1914. Así es: tampoco ocurrió nada, por lo que Russell dijo que sus palabras se habían “malinterpretado”. La fecha del comienzo del reinado de Jesucristo sería el año 2914. Y para más colmo, los mismos testigos volvieron a acabar con nuestro mundo en otras cuantas oportunidades más… quien tenga oídos.

En el año 1944, un compatriota chileno, Muñoz Ferradas, anunció que el fin de los tiempos ocurriría por el choque de un cometa contra nuestro planeta. En 1960, Elia Bianca, dijo que grandes inundaciones acabarían con la vida en la Tierra y que tal aviso le fue dado directamente por lo “hermanos del espacio”. Bianca y sus seguidores esperaron el fin en la cima del monte Mont Blanc, el pico más alto de Europa, no sin antes llevar consigo 10 lanchas neumáticas por si las aguas llegaban hasta aquellas alturas. Menachem Schneerson, un rabí judío nacido en Rusia afirmaba que el mesías aparecería el 9 de septiembre de 1991, al inicio del calendario judío.

Las predicciones continúan y siguen sin descanso; algunas alcanzan el año 3786 como punto final de toda vida en el mundo. Así que, ¿qué les parece? Presiento que las últimas películas de Hollywood tienen en apariencia un poco más de sentido. Me pregunto: ¿Es importante lo que hagamos como individuos y como humanidad… o bien nos sentamos a disfrutar de nuestro estilo de vida esperando que el fin llegue? Prefiero en todo caso la acción antes que la falta de fuerza de voluntad. Como sea, quiero recordar palabras un poco más sensatas emanadas del libro de San Mateo 24:36 36, en la Biblia: -“más de ese día y hora, nadie sabe nada; ni los ángeles del cielo, ni siquiera el hijo… sólo el Padre”.

Les invito a visitar e informarse de estos y otros temas en mi página personal de Facebook y G+


Las declaraciones y opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad de su autor y no representan necesariamente el punto de vista de RT.

Un espacio de reflexión que busca la necesidad de liberar nuestras mentes de lo uniforme y rutinario, abordando temas subjetivos y controversiales.

Artículos anteriores de experto

¿Se preocupa por la seguridad de los servicios de mensajería instantánea?

Deje su opinión »

Últimas noticias