X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Todas las noticias
Imprimir http://es.rt.com/6iW

México: modernización dosificada de la democracia (Primera parte)

Publicado: 5 mar 2011 13:21 GMT

¡Hola! ¿Qué tal?

Como he prometido en mi post pasado, ahora les hablaré del trabajo “México: 200 años de la modernización política” del director de la revista trimestral moscovita Iberoamérica, el Dr. Anatoly Borovkov. El señor pasó muchos años en México en calidad de corresponsal de la revista Latinskaya Amérika, escribió toda una serie de artículos y libros sobre la vida política mexicana y, a pesar de eso, según pueden ver en su foto, conservó el buen estado de ánimo y, también muy importante, su buen sentido del humor.

Dr. Anatoly Borovkov
Dr. Anatoly Borovkov

Este politólogo ruso considera que hoy se puede hablar de México como de un “Estado democráticamente moderno en el pleno sentido de la palabra. El camino que ha recorrido México para llegar a la situación actual fue largo y duro. Su sistema político durante mucho tiempo evolucionó no tanto por cuenta propia, sino que imitando los sistemas constitucionales ajenos y, en particular, el norteamericano".

La primera Constitución de 1824 que significó la victoria de los federalistas reflejaba el afán dominante en la sociedad por acabar con su pasado colonial. Esa Constitución prácticamente copiaba a la norteamericana de 1787. Según el filósofo mexicano Leopoldo Zea, un importante papel al determinar su futuro sistema político lo jugó el factor de la dependencia psicológica que se había arraigado a lo largo de 300 años del dominio español en la población mestiza, la que no quería identificarse con el aborigen atrasado y la que tampoco se sentía europea pletórica. De allí proviene una inclinación hacia la imitación, la aspiración de la noche a la mañana de lograr lo que otros países lograron durante siglos de evolución.

Bastante demostrativo puede ser el hecho de que la invasión norteamericana en México y la anexión de la mitad de su territorio llevaron no al rechazo del modelo político estadounidense sino que, al contrario, a una mayor imitación del mismo. En el pensamiento de la sociedad mexicana, y también latinoamericana en general, predominaba la convicción de que para hacer frente al vecino del Norte es necesario alcanzar su potencial económico, adoptando sus formas y métodos de gobernar ya experimentados.

Luego se citan las palabras de Simón Bolívar que subrayaba: "No podremos lograr la felicidad con las leyes y costumbres de los americanos. Usted sabe que eso es imposible; lo mismo que parecerse la España a la Inglaterra".

Sin embargo, las palabras del Libertador, al igual que sus llamamientos a la unidad, no habían encontrado la debida comprensión entre los dirigentes de los países jóvenes recientemente liberados. Ese factor, como demostró la práctica, no había favorecido al desarrollo sostenido y a la estabilidad política de México, a pesar de que otra Constitución —la de 1857— se consideraba como muy democrática para aquel tiempo y hasta superaba a la norteamericana en varios artículos, en particular en lo que se refiere a la esclavitud. El famoso politólogo francés del siglo XIX A. de Tocqueville, escribía, “y es importante, que los mexicanos al aceptar las normas de la ley de los angloamericanos no supieron adoptar el espíritu que les animaba. Como resultado vemos que los mexicanos siempre se enredan en el mecanismo de doble administración. Hasta ahora México pasa cada vez de la anarquía al despotismo militar y del despotismo militar a la anarquía”. Todo eso, como sabemos, resultó en la Revolución de 1910 que hoy día estamos conmemorando, dice el Dr. Borovkov.

La Revolución de 1910–1917 había marcado un importante viraje en la historia de México hacia un desarrollo independiente en todos los sentidos. La psicología del complejo de inferioridad había cedido ante el sentimiento de la dignidad y orgullo nacional, y eso se había reflejado en la Constitución de 1917, cuyos autores trataban de adoptar al máximo a las condiciones concretas del país. Esta Constitución era menos democrática en comparación con la anterior porque limitaba el poder legislativo y fortalecía el papel ejecutivo centralizado personificado por el presidente. Pero en las condiciones de aquel tiempo, en las condiciones de feroz resistencia de los enemigos de la revolución, tanto internos como externos, esto era completamente justificado. La Constitución de 1917 representaba un balance bastante equilibrado entre la forma democrática y el contenido autoritario, lo que se dictaba tanto por la práctica anterior y la cultura política heredada como por la necesidad objetiva provocada por las consecuencias de la guerra civil y por la permanente amenaza de la agresión norteamericana.

Al mismo tiempo, tal Constitución coadyubava a la formación en el país del sistema semiautoritario y semicorporativo del poder. El Partido Revolucionario Institucional (PRI) se había fusionado con el Estado. Se había establecido el sistema que a pesar de su forma democrática en realidad era unipartidario. Este hecho durante todos los decenios posteriores era objeto de agudas críticas por parte de los medios de comunicación, círculos científicos y políticos, tanto internos como externos. Sin embargo, analizando hoy día de manera retrospectiva muchas deficiencias de este sistema nos vemos obligados a reconocer que tal sistema de poder aseguraba durante muchos decenios la estabilidad política de México, lo que distinguía a este país de la mayoría de los países latinoamericanos que experimentaban dictaduras militares, así como le aseguraba un desarrollo económico sostenido.

Lo dicho por el autor del artículo, a mi modo de ver, es cierto. Sin embargo, pienso que vale la pena ver la situación actual, como aprecia el Dr. Borovkov, creada por las reformas de los gobiernos del PRI y, actualmente, del PAN.

Y ustedes, ¿qué opinan?

(Continuará)

Vladímir Travkin, e-mail: revistala@mtu-net.ru

Periodista, director de la revista rusa «América Latina» cuenta sobre las relaciones ruso-iberoamericanas.

Artículos anteriores de experto

RT crea cada vez más videos en 360º. ¿Le gusta verlos en este formato?

Deje su opinión »

Últimas noticias