Programas

Luis Arce, candidato presidencial boliviano por MAS: "Se distribuyen el Gobierno y el Estado como un botín de guerra"

Publicado:
"Además de haber manejado mal la pandemia, el Gobierno no pudo paliar los efectos socioeconómicos de la cuarentena", recalca el aspirante presidencial. ¿Cuáles son los errores más graves que ha cometido el Gobierno de facto de Jeanine Áñez? ¿Cómo puede Bolivia recuperar la paz social? Véanlo en Entrevista, de RT.

Luis Alberto Arce Catacora fue ministro de Economía de Bolivia, desde 2006 hasta 2019, y es la figura reconocida internacionalmente como el artífice del espectacular crecimiento económico que protagonizó el país latinoamericano durante ese periodo.

Ahora, tras el exilio de expresidente Evo Morales, Arce es el candidato presidencial del partido Movimiento al Socialismo (MAS) para las próximas elecciones, que se prevé que tengan lugar en septiembre, diez meses después de que Jeanine Áñez tomara el poder y se convirtiera en la presidenta de facto de Bolivia.

El exministro critica duramente la actual situación del país, en primer lugar en el plano sanitario. "En Bolivia debemos lamentar el mal accionar que ha tenido nuestro Gobierno de facto", sostiene, y recuerda que la Organización Mundial de la Salud (OMS) emitió en enero de este año un aviso internacional para todos los países sobre la pandemia, pero "en Bolivia desde enero no se hizo absolutamente nada", apunta.

El Gobierno llegó tarde a la pandemia

Tras los dos primeros casos confirmados de covid-19 que se conocieron en marzo, la enfermedad se ha extendido por el país. En opinión de Arce, el motivo es que hasta ese mes el Gobierno interino no comenzó a tomar las primeras medidas.

"Además, primero decretó una cuarentena parcial, luego se da cuenta de su error y lo corrige imponiendo una cuarentena total y nos ha tenido más de 100 días encerrados a los bolivianos", cuenta el exministro, que recrimina que durante ese periodo el Gobierno de Áñez tenía que haber adquirido unidades de terapia intensiva, pruebas para el coronavirus y material de bioseguridad.

Luis Alberto Arce Catacora, candidato presidencial del MAS.
Luis Alberto Arce Catacora, candidato presidencial del MAS.
También está pendiente un problema político que se genera en noviembre del año pasado cuando a los bolivianos nos robaron la democracia

Pero para Arce, el daño que está sufriendo el país no se debe tan solo al impacto de la pandemia. "Hay un cambio de política económica en noviembre por el golpe de estado, desechan el modelo que nos había dado tantos éxitos y desde noviembre este Gobierno ha instalado una política neoliberal otra vez", apunta.

Así, sostiene que la economía empezó a caer durante el cuarto trimestre del año pasado y el primero de 2020, incluso antes de que hubiese coronavirus, "producto del nuevo Gobierno y su política económica".

En esas condiciones llega el nuevo virus a Bolivia en marzo. Ahora "ha aumentado el desempleo, hay falta de ingreso, hay una completa incertidumbre de lo que pueda ocurrir", dice el candidato presidencial. Para él, en este contexto se conjuran tres cuestiones: "Hay un problema de salud, hay un problema económico y también está pendiente un problema político, que se genera en noviembre del año pasado, cuando a los bolivianos nos robaron la democracia, y estamos ya viviendo ocho meses sin democracia en Bolivia y nadie dice nada".

Luis Alberto Arce Catacora, candidato presidencial del MAS.
Luis Alberto Arce Catacora, candidato presidencial del MAS.
El Gobierno de Áñez claramente da muestras de que no ha venido solamente para llevar adelante las elecciones

Ese es el "tema de fondo", según Arce, quien cree que "la resolución del problema económico y, por lo visto, del problema de la salud, pasa por una resolución del problema político".

Nepotismo y corrupción

Arce denuncia que desde que Áñez asumió ilegítimamente la presidencia del país, en noviembre del año pasado, ha dado "muestras de que no se ha venido solamente para llevar adelante las elecciones" y que un Gobierno "supuestamente transitorio, hoy de facto" lleva ya ocho meses en el poder sin comicios de por medio.

Así, relata que Áñez comenzó inmediatamente a destituir a los ministros y viceministros que quedaban en el Gobierno del presidente Morales, y al personal de las embajadas y de los consulados, "y todo ello mandando inclusive a parientes", apunta el exministro.

Precisamente el nepotismo es una de las grandes críticas de Arce, que afirma que "ellos, que no llegaron ni al 4% de votación, se distribuyen el Gobierno y el Estado como un botín de guerra, hasta tal punto que esa ambición les cobró la factura muy rápido, porque la corrupción llegó a mostrarse muy rápido".

Así, nombra diferentes casos relacionados con empresas públicas, la polémica compra de los respiradores para las unidades UCI, que define como "algo vergonzoso que pasó en el país", y la adquisición de gases lacrimógenos, "a sobreprecios, por supuesto".

El aumento del narcotráfico y el uso de los bienes del Estado para fines privados son otros de los puntos negros del actual Gobierno de facto de Bolivia, según señala Arce.

Para conocer estas y otras reflexiones de quien fuera ministro de Economía de los tres primeros Gobiernos de Evo Morales, les invitamos a ver la entrevista completa.