Programas

"Las recesiones no dejan de ser parte de los ciclos económicos"

Publicado:
En este episodio de ‘Keiser Report’ Max y Stacy hablan de la reciente recesión, la más breve de la historia, y los intentos de los bancos centrales por acabar con la volatilidad y zanjar las recesiones en el menor tiempo posible imprimiendo dinero: un empeño a la larga inútil y de consecuencias desastrosas. En la segunda parte Max y Stacy hablan con James Howard Kunstler, de Kunstler.com, sobre sus experiencias como periodista allá por 1971, cuando Nixon decidió abandonar el patrón oro.

La pequeña recesión, que duró apenas dos meses desde febrero hasta abril de 2020, fue probablemente la recesión más breve de la historia. Max y Stacey apuntan a que "cada vez hay mayores intervenciones" en la economía, ya que "en el pasado, los mercados tenían que estar pasándolo muy mal para que alguien llegase a intervenir en ellos". Y actualmente las intervenciones "están pasando en todas las economías occidentales".

Max destacó la importancia de la volatilidad de la economía, porque "si tratamos de reducirla estaremos creando, o bien una cárcel, o bien un barco de esclavos, o bien el EE.UU. del siglo XXI".

Stacey recordó el ejemplo del Reino Unido y tachó de "increíble la cantidad de deuda que han acumulado para asegurarse de que la economía se mantiene estable y evitar la recesión", mientras que señala que "las recesiones no dejan de ser parte de los ciclos económicos".

Pero el ciclo de la recesión, considera Max, "ha quedado cancelado por las acciones y manipulaciones de los bancos centrales sobre el suministro de dinero y la complicidad de los banqueros con el autoritarismo". "No importa cuánto intenten los bancos centrales hacer como si no hubiese inflación usando la impresión de dinero [...], llegará un momento en el que [...] la inflación acabará descontrolándose", dice.

Max agrega que "los mercados y activos están en máximos históricos en términos de dinero fíat", y "en términos de dinero fíat lo que observamos son los elementos característicos de una dictadura, ya sea la de Arabia Saudí o la de EE.UU.".

"En una dictadura o un sistema autoritario como el que tenemos ahora mismo en EE.UU., la élite recibe el dinero del banco central y lo utiliza para aumentar el valor de sus propios activos, creando una subclase permanente de esclavos asalariados que lo único que pueden hacer es ir mendigando para llevarse un bocado a la boca", argumenta Max.

50.º aniversario del 'Nixon Shock'

El 15 de agosto será el 50.º aniversario del 'Nixon Shock', cuando se abandonó el estándar del oro e incumplieron la deuda con el Reino Unido. En aquel momento, James Howard Kunstler trabajaba de periodista y relató a Max y Stacey que no cree que en aquel momento se le diera tanta importancia a este acontecimiento. 

"No creo que en aquel momento la gente entendiese lo que significaba, ni siquiera quienes tenían ciertos estudios. [...] Fue uno de esos momentos de la historia que, como muchos otros momentos que ocurren en la historia, de alguna manera pasó desapercibido", compartió.

Kunstler dijo ahora "tenemos un problema enorme con el tema del dinero" y no sabe cómo se puede solucionar. "Hemos diseñado un sistema basado en la emisión de deuda, pero ya nadie espera que esa deuda se vaya a devolver. Un sistema diseñado en torno a préstamos cuyos deudores no quieren devolver es un sistema roto. Y mantener este sistema no deja de parecer un mal truco de magia", comentó.

Además, sostiene que si uno se fijara bien, "acabaría alucinando con el hecho de que esta máquina infernal siga funcionando, y creo que muchos estamos convencidos de que pasará algo muy malo en cuanto un deudor de gran calibre no pueda devolver un préstamo concreto".

Tras el abandono del patrón oro en 1971, Kunstler dice que lo sustituimos "por la idea de que la divisa se apoya completamente en una fe ciega por el crédito, no solo el de la nación en su sentido más abstracto, sino el de su capacidad productiva".

"El problema ahora es que no podemos esperar que la capacidad productiva del país respalde al dólar, porque la hemos deslocalizado y nos hemos desprendido de ella. Lo que nos queda es una nación compuesta por diferentes formas de fraude", concluyó.

rtnoticiasrtnoticias