X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Imprimir https://es.rt.com/5nbj

Condenan a 30 años de cárcel a un exentrenador de fútbol por pedofilia en el Reino Unido

Publicado: 20 feb 2018 00:20 GMT

El buscador de talentos juveniles y exentrenador Barry Bennell es condenado por un tribunal de la ciudad de Liverpool por haber abusado de 12 jóvenes futbolistas entre 1979 y 1990.

Condenan a 30 años de cárcel a un exentrenador de fútbol por pedofilia en el Reino Unido
El césped del estadio del Crewe Alexandrea Football Club visto a través de un agujero de un portón cerrado. 27 de Noviembre de 2016.
Barry Bennell / Reuters
Síguenos en Facebook

"Pura maldad" y la "encarnación del diablo". Así calificó el juez al exentrenador y cazador de talentos Barry Bennell tras haberlo condenado a 30 años de prisión por abusar de 12 jugadores de ligas menores en el Reino Unido, informa The Guardian. El abusador podrá salir de la cárcel en libertad condicional luego de cumplir los primeros 15 años de sus sentencias.

"Usted sabía que para cada uno de estos chicos el fútbol era su vida, la carrera por la cual hubieran dado todo", le dijo el juez Clement Goldstone al exentrenador en un tribunal de Liverpool.

"Usted era como un dios que tenía a su alcance la capacidad de ayudarlos a cumplir sus ambiciones y realizar sus sueños. En realidad, usted fue la encarnación del diablo. Robó sus infancias e inocencias para satisfacer su propia perversión", prosiguió el letrado.

El "hacedor de estrellas" y sus víctimas

Bennell evitó mirar a sus víctimas, ahora en edades que oscilan entre los 40 a 50 años de edad, mientras se leían las declaraciones que detallaron como algunas de ellas se habían quedado al borde del suicidio, mientras que otros recurrieron a las drogas y el alcohol. Muchas de las que fueron jóvenes promesas futbolísticas aún sufren de depresión, ansiedad, ataques de pánico, 'flashbacks' y pesadillas.

Entre los presentes en la corte de Liverpool que ha juzgado el caso se encontraba David Hazeldine, hermano de Mark, que había sido entrenado por Bennell y se suicidó en 2006. También estaba presente Andy Woodward quien, tras ser entrevistado por The Guardian en noviembre de 2006, animó a otros jugadores a salir a la luz para contar sus historias. Woodward recibió el agradecimiento de las víctimas en las escalinatas del tribunal de la ciudad inglesa.

Bennell ya ha cumplido dos condenas de cárcel en el Reino Unido y una en EE.UU. y fue hallado culpable la semana pasada de 50 delitos relacionados con 12 jugadores menores de edad —entre 8 y 14 años— entre 1979 y 1990. El que estuviera considerado "hacedor de estrellas" por su habilidad para encontrar talentos jóvenes admitió siete de los cargos de los que fue acusado. El jurado lo encontró culpable de otros 43 delitos.

"Era un niño, y entre mis 10 y 13 años de edad ese monstruo decidió que era divertido usarme de juguete sexual. Mi padre encuentra muy difícil pensar que cuando me estaba llevando a jugar al fútbol para convertirme en el futbolista que siempre había querido ser de hecho durante tres años me estuvo llevando al infierno", explicó la víctima más joven.

La abogada defensora de Bennell, Eleanor Laws, afirmó que su cliente estaba en remisión de un cáncer y que había sido sometido a dos operaciones para que extirparle tumores. Asimismo, la letrada dijo que el acusado estaba sujeto a un régimen por el cual debía ser alimentado con una sonda ocho veces al día. También aseguró que se encontraba medicado contra la ansiedad y que se había sometido a tratamiento para tratar su pedofilia.

"Hoy le devolvemos a usted nuestra vergüenza, nuestra culpa y nuestra tristeza. Nunca la deberíamos haber cargado nosotros desde un principio", declaró Micky Fallon, una de las víctimas.

Etiquetas:

Últimas noticias