X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Imprimir https://es.rt.com/5nyx

Pese a pérdidas multimillonarias, Exxon Mobil abandona proyectos con Rosneft por sanciones a Rusia

Publicado: 1 mar 2018 15:38 GMT

La decisión costará unos 200 millones de dólares de pérdidas al consorcio estadounidense, y se debe a los "métodos dictatoriales" del Gobierno de EE.UU, según un representante oficial ruso.

Pese a pérdidas multimillonarias, Exxon Mobil abandona proyectos con Rosneft por sanciones a Rusia
La refinería de Exxon en Baytown, Texas
Jessica Rinaldi / Reuters
Síguenos en Facebook

El consorcio Exxon Mobil ha anunciado su salida de los proyectos conjuntos de exploración de recursos de hidrocarburos que desarrolla con Rosneft, la mayor petrolera pública de Rusia, debido a las sanciones internacionales contra este país. La retirada comenzará este año, indicó este miércoles un portavoz de la empresa estadounidense, sin especificar ninguna fecha límite.

La retracción en la cooperación no afectará al proyecto de extracción de hidrocarburos en la isla de Sajalín, que no está sujeto a las sanciones relacionadas con la transferencia de la tecnología avanzada, explicaron los representantes de ambas compañías, según recoge Reuters.

En el 2012, el entonces presidente ejecutivo de Exxon, Rex Tillerson, alcanzó un acuerdo con Rosneft para explorar los yacimientos del mar Negro, el Ártico y el Extremo Oriente ruso. Los contratos, por valor de 500.000 millones de dólares en inversiones conjuntas, fueron suspendidos tras la reunificación de Crimea con Rusia en el 2014 y el comienzo del conflicto en el este de Ucrania.

La decisión de retirarse de los proyectos conjuntos fue adoptada por Exxon en diciembre pasado, precisa su informe corporativo anual, publicado este miércoles. La compañía hizo los cálculos pertinentes y asumirá los costos derivados del cese de la cooperación, estimados en 200 millones de dólares.

"Métodos dictatoriales"

El presidente ejecutivo de Exxon, Rex Tillerson, firma el 15 de junio de 2012 un acuerdo con el presidente de la Junta directiva de Rosneft, Ígor Sechin / Mijaíl Kliméntyev / Sputnik

En un comentario sobre la salida de Exxon de los acuerdos bilaterales, el representante comercial de Rusia en EE.UU., Aleksandr Stádnik, la catalogó como un ejemplo del efecto contraproducente que tienen las sanciones para las propias empresas estadounidenses.

"Pueden hablar cuanto quieran sobre las supuestas pérdidas multimillonarias de la industria de defensa rusa como resultado de las sanciones de EE.UU. Al contrario, la situación con Exxon Mobil demuestra que los impulsores de las sanciones usan métodos dictatoriales contra los negocios estadounidenses, disparándoles en el pie", opinó el diplomático en declaraciones a RIA Novosti.

Paso inducido por el Gobierno

En abril del año pasado, el Departamento del Tesoro de EE.UU. se negó a dar luz verde a la autorización solicitada por Exxon para explorar el lecho del mar Negro conjuntamente con los rusos en busca de petróleo y gas. La compañía alegaba que algunos de sus competidores europeos habían recibido exenciones de sanciones y ya se encontraban perforando hidrocarburos en Rusia.

En julio, este mismo departamento multó a la petrolera con 2 millones de dólares por firmar ocho nuevos contratos con Rosneft. Según consideraron las autoridades estadounidenses, esos acuerdos violaban las sanciones impuestas contra Rusia. Todos los proyectos se remontaban al 2014, cuando Tillerson todavía era el CEO del consorcio y no secretario de Estado, como en la actualidad.

Exxon insistió en que no había violado ninguna medida restrictiva y seguía el rumbo aprobado por la Administración Obama, durante la cual no estaba sujeta a ninguna sanción, y alegó que el Tesoro había cambiado las reglas de manera retroactiva.

Etiquetas:

Últimas noticias

Este sitio web utiliza cookies, puede obtener más información aquí

Aceptar Cookies