Actualidad

"Con su hostilidad a Rusia y su desprecio al mundo, EE.UU. recibirá una respuesta cada vez más dura"

Publicado:
Washington "está fabricando un pretexto para imponer nuevas sanciones contra Rusia", asegura el vicencanciller ruso, Serguéi Riabkov.
"Con su hostilidad a Rusia y su desprecio al mundo, EE.UU. recibirá una respuesta cada vez más dura"

Washington continúa "asustando" a la sociedad estadounidense y a la comunidad internacional con los "'hackers' y blogueros rusos", ha declarado este sábado el viceministro de Exteriores de Rusia, Serguéi Riabkov, en relación a las acusaciones lanzadas contra una ciudadana rusa de intentar influir en las elecciones de EE.UU. 

"Mentiras desvergonzadas"

EE.UU. lleva difundiendo desde las últimas elecciones presidenciales, desde hace más de dos años, "mentiras desvergonzadas" sobre la supuesta injerencia rusa, y ahora intenta hacer lo mismo de cara a las elecciones al Congreso el próximo 6 de noviembre, aseguró el diplomático, que tachó este comportamiento de "campaña calumniosa y vergonzosa" dictada por el deseo de algunos políticos estadounidenses "de obtener ventajas en las disputas entre partidos y presionar al mismo tiempo a Rusia".

"Entendemos que Washington está fabricando un pretexto para aplicar una vez más sus notorias sanciones contra nuestro país", subrayó Riabkov, puntualizando que EE.UU. "claramente sobreestima sus propias capacidades".

"Mostrando hostilidad hacia Rusia y con su actitud despectiva hacia todo el mundo, solo obtendrán una resistencia cada vez más dura", advirtió el vicecanciller ruso.

  • El Departamento de Justicia de EE.UU. ha acusado a una ciudadana rusa de desempeñar un papel financiero clave con el fin de conspirar e interferir en las elecciones presidenciales de 2016 y en las elecciones legislativas del próximo mes, informa Reuters.
  • Yelena Jusiáinova, de San Petersburgo, fue supuestamente jefe de contabilidad del proyecto Lakhta que, según las autoridades estadounidenses, financió un esfuerzo estratégico del Kremlin para "sembrar la discordia en el sistema político de EE.UU. y socavar la fe en nuestras instituciones democráticas", según lo anunció el fiscal estadounidense Zachary Terwilliger.
RT