Actualidad

El Ministerio de Exteriores ruso califica de "acto indignante" la detención de un ciudadano ruso en la operación de la Policía de Kósovo

Publicado:
La operación de las fuerzas policiales kosovares ha tenido lugar en zonas del país pobladas por serbios. La Cancillería rusa ha pedido que se haga todo lo posible por liberar a su ciudadano inmediatamente.
El Ministerio de Exteriores ruso califica de "acto indignante" la detención de un ciudadano ruso en la operación de la Policía de Kósovo

El Ministerio de Exteriores ruso ha exigido en una nota oficial a la Misión de Administración Provisional de la ONU en Kósovo que proporcione la información sobre la detención de un miembro de nacionalidad rusa detenido por fuerzas policiales de Kósovo. La operación ha tenido lugar en zonas del país pobladas por serbios, y la Cancillería ha pedido que se haga todo lo posible por liberarlo inmediatamente.

Este martes el Ministerio ruso emitió una nota en que condenaba la operación policial kosovar en zonas pobladas por serbios y la calificaba de "otra provocación de Pristina dirigida a la intimidación y expulsión de la población no albanesa y el mantenimiento del control de esas áreas mediante el uso de la fuerza".

Horas después de la difusión del comunicado por la Cancillería rusa, la Misión de Administración Provisional de la ONU en Kósovo confirmó la liberación del ciudadano ruso.

El Ejército serbio, en máxima alerta por una operación policial kosovar

Este martes la Policía de Kósovo ha realizado una operación especial en la ciudad kosovar de Zubin Potok, localidad de mayoría étnica serbia ubicada en el noroeste del país. Según las autoridades kosovares, la operación tenía como objetivo la detención de miembros de "una red de crimen organizado involucrada en contrabando, soborno, etc.".

Por su parte, el presidente Aleksandar Vucic puso al Ejército de Serbia en estado de máxima alerta en relación con el agravamiento de la situación en las comunidades serbias del norte de Kósovo. Asimismo, Vucic acusó a las autoridades kosovares de llevar a cabo una "criminalización" de los serbios étnicos, y precisó que 23 personas fueron detenidas por la Policía de Kósovo.

Según la Cancillería rusa, las acciones de la Policía de Kósovo violan los acuerdos establecidos entre Belgrado y Pristina, que prohíben que las fuerzas especiales kosovares penetren profundamente con armas largas en las comunidades pobladas por serbios en el norte del país.

"Esas medidas contribuyen a la tensión entre grupos étnicos y hacen que pierdan sentido muchos años de esfuerzos realizados por la comunidad internacional para lograr una resolución posterior al conflicto", reza el texto de comunicado del Ministerio ruso.

RT