Actualidad

Una popular conductora de TV de Argentina llama "fracasado" a Macri y luego se disculpa

Publicado:
Mirtha Legrand, declarada abiertamente oficialista, criticó duramente al presidente, aunque luego aclaró que fue un "exabrupto" y que lo seguirá apoyando.
Una popular conductora de TV de Argentina llama "fracasado" a Macri y luego se disculpa

"Mauricio Macri era un triunfador y se ha transformado en un fracasado". Esa dura crítica contra el presidente de Argentina, sumida en una profunda crisis política y económica, resonó agudamente este sábado en los medios del país sudamericano, sobre todo por quién la dijo: la actriz y conductora de televisión local Mirtha Legrand. 

Es que la 'diva de los almuerzos', o 'Chiqui', como se la conoce popularmente, ha apoyado públicamente al mandatario desde antes de su llegada al poder, y aún en los tiempos más difíciles de su gestión.  

El "exabrupto", como ella misma lo definió, fue expresado en medio de un debate político en su programa de entrevistas 'La Noche de Mirtha Legrand', un ciclo que conduce desde hace 46 temporadas junto a diversos invitados del ámbito de la cultura, la política, la ciencia o el arte. Sin embargo, un día después, en la emisión del domingo, Legrand se disculpó públicamente y dijo que "no se volverá a repetir". 

"Yo hago televisión en vivo y a veces se vienen los pensamientos y uno los larga", explicó, para luego pedir "mil perdones".  

Más allá de la polémica, 'Chiqui' aseguró que seguirá "apoyando a Cambiemos", el espacio político que llevó a Macri a la Presidencia en 2015, y que en octubre buscará la reelección bajo el nombre de Juntos por el Cambio.

En tanto, después de haber afirmado que no invitaría a su programa al candidato del kirchnerismo, Alberto Fernández, aclaró que cambió de opinión: "Yo también soy panqueque [un crepe típico de Sudamérica, que se da vueltas al cocinarle]".  

Críticas a ambos lados de la 'grieta'

Con su comentario, y a pesar de haberse retractado, Legrand cosechó duras críticas en las redes sociales de un lado y del otro de la llamada 'grieta', que divide a buena parte de los argentinos entre los que apoyan a Macri y sus políticas, y los que simpatizan por el kirchnerismo. 

Mientras los primeros señalaron que cuestionaba al presidente por falta de pauta publicitaria oficial en su programa, los segundos entendieron que pedía disculpas precisamente para no perderla.