Actualidad

Pionyang podría dar a Pekín acceso a sus reservas de tierras raras, material crucial para fines tecnológicos y militares

Publicado:
China es el mayor productor mundial de tierras raras, grupo de elementos apreciados por su uso en equipos electrónicos y militares.
Pionyang podría dar a Pekín acceso a sus reservas de tierras raras, material crucial para fines tecnológicos y militares

China podría obtener acceso a una mina de tierras raras en Corea del Norte a cambio de inversiones en una planta de energía solar, según informa este jueves la Asociación de la Industria de Tierras Raras del gigante asiático, citada por la agencia Reuters. Se especifica que el posible acuerdo, que de momento no ha sido comentado oficialmente por las autoridades de estos países, podría aliviar la escasez de energía que sufre la nación norcoreana.

Se cree que Pionyang puede disponer de importantes reservas de tierras raras sin explotar, en las que Pekín podría estar interesado. Sin embargo, una fuente china de la industria de tierras raras destacó a Reuters que este acuerdo es una "ilusión" y se mostró escéptico sobre el nivel real de interés de China en el proyecto. Según explicó, 
las inversiones en Corea del Norte no son seguras.

Tampoco está claro si este potencial acuerdo respetaría las sanciones impuestas por la ONU contra Pionyang en 2016 después de que los norcoreanos realizaran una serie de pruebas de misiles balísticos. Estas restricciones internacionales prohíben a la nación suministrar, directa o indirectamente, "oro, mineral de titanio, mineral de vanadio y minerales de tierras raras".

Por su parte, la portavoz del Ministerio de Exteriores chino, Hua Chunying, afirmó no haber escuchado nada sobre el asunto, mientras que los representantes oficiales de Corea del Norte tampoco ofrecieron ningún comentario al respecto.

¿Qué son las tierras raras?

Las tierras raras o metales raros son un conjunto de 17 elementos químicos con características especiales: escandio, itrio y los 15 elementos del grupo de los lantánidos (lantano, cerio, praseodimio, neodimio, prometio, samario, europio, gadolinio, terbio, disprosio, holmio, erbio, tulio, iterbio y lutecio). En realidad, no son tan excepcionales, pero son difíciles de encontrar en concentraciones deseables y son difíciles de procesar, ya que a menudo contienen materiales radioactivos naturales, como el uranio y el torio.

Las tierras raras tienen una importancia vital para una amplia gama de industrias, desde las tecnológicas hasta las del ámbito militar. Los metales y las aleaciones que los contienen se utilizan en muchos dispositivos de uso cotidiano, como la memoria de las computadoras, baterías recargables, teléfonos celulares, imanes, luces fluorescentes, etc. En los últimos 20 años ha habido una explosión en la demanda de muchos artículos que requieren metales raros.

Además, los ejércitos utilizan elementos de tierras raras en gafas de visión nocturna, armas de precisión, equipos de comunicaciones y de GPS, baterías y otros dispositivos electrónicos de defensa.

Opción 'nuclear' de China

China es el principal productor de estos materiales en todo el mundo y de momento el 80 % de las importaciones estadounidenses de tierras raras dependen de este país.

Este año, se especuló sobre la posibilidad de que Pekín decidiera restringir las exportaciones de tierras raras e incluso lo definieron como la 'opción nuclear' del gigante asiático en su guerra comercial con Washington.

El país norteamericano depende de los suministros de tierras raras de China, que controla aproximadamente entre el 85 y el 95 % de la producción y suministro de las reservas mundiales. 

En mayo, las acciones de tierras raras se dispararon después de que medios estatales chinos advirtieran que Pekín podría utilizar las exportaciones de estos materiales vitales para distintas industrias como un arma en su diputa comercial con EE.UU.

RT