Actualidad

'Tocar niñas sí es delito': El Salvador se levanta contra un fallo judicial que naturaliza la violencia sexual contra una menor de edad

Publicado:
Un juez tocó a una niña y los colegas que lo juzgaron lo calificaron como una "falta" en vez de una "agresión sexual". Hubo marchas y repudios públicos.
'Tocar niñas sí es delito': El Salvador se levanta contra un fallo judicial que naturaliza la violencia sexual contra una menor de edad

Un juez de El Salvador le tocó los genitales a una niña, pero la Justicia no lo consideró un delito sino simplemente una "falta". Entre los argumentos', el polémico fallo menciona como 'atenuantes' que la agresión sexual fue "por encima de la ropa" y "a la luz del día". El caso desató una ola de indignación: desde el propio presidente Nayib Bukele hasta los ciudadanos expresaron su repudio en redes sociales y en las calles de la capital. "Tocar niñas sí es delito" es la consigna que hace temblar el país centroamericano.

La Cámara Primera de lo Penal consideró que la Fiscalía General de la República "no presentó pruebas suficientes" que dieran cuenta de que la acción del juez Eduardo Jaime Escalante haya sido una "agresión sexual". En cambio, lo consideraron como algo "contrario a las buenas costumbres" y lo multaron. Sin embargo, no cuestionan que el hecho haya ocurrido. La diferencia es en la calificación. 

Las reacciones fueron inmediatas. Entre ellas, el presidente del El Salvador —famoso por 'gobernar por Twitter'— solicitó este lunes a través de la red social que la Corte Suprema de Justicia investigara la actuación de los funcionarios judiciales. Ese mismo día, los salvadoreños marcharon en repudio a la decisión. En la capital, la movilización fue hacia el Centro Judicial Isidoro Menéndez para protestar en la cara del Poder Judicial.

El delito 

El hecho ocurrió el 18 de febrero de este año, cerca de las 5:30 de la tarde en el municipio Tonacatepeque, al norte de la capital San Salvador. Una niña jugaba en los alrededores de la casa de su tía con un amiguito de unos 7 años cuando un sujeto adulto se le acercó, le "tocó la vulva" y se fue corriendo. Justo llegaba una vecina, que le avisó a la mamá de la menor: "¡Ese hombre te tocó la niña!".

'Ese hombre' era el juez Eduardo Jaime Escalante, Segundo Magistrado de la Cámara Tercera de la Primera Sección del Centro. En el fallo figura toda la historia, incluso la posterior persecución: detrás de Escalante (que seguía corriendo) fue la madre de la niña. Unos minutos después, lo perdió de vista.

En el propio fallo la Justicia describe el hecho y lo comprueba (lo da por cierto). Incluso la Fiscalía aportó un informe del Instituto de Medicina Legal que confirmaba la agresión sexual. Pero en vez de calificarlo como tal, los jueces decidieron definirlo como un "tocamiento" al que le cabe la figura de "actos contrarios a las buenas costumbres y al decoro público". 

Aplicaron el inciso 4 del artículo 392 del Código Penal, que indica que corresponde una sanción de "diez a treinta días multa" a quien "aprovechándose de aglomeraciones públicas o del descuido de quien transita por calles o lugares públicos, realizare tocamientos impúdicos".

Entre otros motivos, explican que había "luz natural", que fue "instantáneo" y "por arriba de la ropa". Los mencionan como si fueran atenuantes. Además, justifican la decisión en que había gente alrededor: se refieren al niño de 7 años. 

"Tocar niñas sí es delito"

La decisión judicial generó revuelo en la sociedad salvadoreña, en políticos y políticas, y en organizaciones vinculadas a los derechos de niños, niñas y adolescentes. 

Y no solamente en Twitter se instaló la etiqueta #TocarNiñasSíEsDelito sino que ciudadanos y ciudadanas se movilizaron. Entre otros, el propio presidente llamó a marchar: "La concentración es abierta, pacífica e inclusiva, pero ya que ha sido organizada por mujeres, decidí que la manifestación fuera protegida por 100 mujeres policías", declaró.

Entre las organizaciones que se pronunciaron estuvieron 'Save The Children'. Desde allí, exigieron que los jueces vuelvan a analizar la decisión, tomando en cuenta la Convención de los Derechos del Niño que establece que "los Estados Partes adoptarán todas las medidas legislativas, administrativas, sociales y educativas apropiadas para proteger al niño contra toda forma de perjuicio o abuso físico o mental, descuido o trato negligente, malos tratos o explotación, incluido el abuso sexual". También solicitan a la Fiscalía que apele y a la sociedad en general, que "rompa paradigmas de adulto-centrismo".

También se expresaron desde UNICEF El Salvador, e hicieron "un llamado para que se protejan a las niñas y los niños, contra cualquier tipo de violencia, incluido el abuso sexual".

En conferencia de prensa, Norma Ramírez de la la Red para la Infancia y la Adolescencia (RIA) dijo: "No hay que normalizar los 'tocamientos'. La ley debe aplicarse igual para todas las personas".

La Representante Permanente de El Salvador ante las Naciones Unidas, Egriselda López, expresó su indignación por el tema posteando una foto desde la sede de la ONU. 

Ciudadanos y ciudadanas también se expresaron en las redes. "No es grave porque tiene que estar oscuro, fue rapidito, solo es abuso si estás desnuda, si no hay gente", escribió una mujer. 

Un hombre puso: "Hoy me aseguré de que mis hijos entiendan que 'tocar niñas sí es delito' y que ¡tiene consecuencia graves! Nadie tiene derecho a tocar y atropellar la inocencia de uno de ellos".

Conflicto entre poderes

La Asamblea Legislativa le quitó los fueros al juez Escalante. Deberá enfrentar a la Justicia sin esa protección y además quedó suspendido del ejercicio de sus funciones. 

El fiscal General Raúl Melara prometió apelar y escribió: "cero tolerancia a la violencia contra nuestra niñez". Además, consideró que el caso es un antes y un después en el país y dijo que la Fiscalía "no puede permitir que una persona crea estar blindada".

Mientras tanto, los magistrados que votaron para liberar a Escalante (Guillermo Arévalo Domínguez y Martín Rogel Zepeda) emitieron un comunicado de prensa en el que acusan al presidente y otros funcionarios de "violar la independencia judicial", al criticar públicamente su decisión. "Se dará aviso e informe a la Corte Suprema de Justicia y la Relatoría Especial para la Independencia Judicial de las Naciones Unidas", escribieron. 

Bukele no retrocedió: "Los magistrados que resolvieron que tocar a una niña en sus genitales 'no es delito', ahora dicen que este servidor ha cometido una 'clara violación a la independencia judicial'. ¿Los paladines de la inocencia, ahora condenan sin juicio?", tuiteó.

Julia Muriel Dominzain

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!

RT en Español en vivo - TELEVISIÓN GRATIS 24/7