Actualidad

Venezuela inicia "por sorpresa" la segunda fase de los ejercicios militares Escudo Bolivariano 2020

Publicado:
El despliegue militar se llevará a cabo en cinco puntos del país sudamericano.
Venezuela inicia "por sorpresa" la segunda fase de los ejercicios militares Escudo Bolivariano 2020

La madrugada de este lunes comenzó en Venezuela la segunda fase de los ejercicios militares Escudo Bolivariano 2020, en cinco puntos estratégicos del país sudamericano.

En un contacto telefónico con el ministro de la Defensa, Vladimir Padrino López, el presidente venezolano, Nicolás Maduro, anunció el inicio de la "nueva modalidad, de repente, por sorpresa, de reacción" de estas prácticas de defensa para hacer a Venezuela "inexpugnable" y para "ganar la paz en unión cívico-militar perfecta".

Maduro afirmó que la Fuerza Armada Nacional Bolivariana se encuentra en "el nivel óptimo de reacción para la defensa de la patria". "Se trata de la paz, de la integridad, de la independencia nacional", agregó el presidente venezolano.

Modalidad distinta

Desde las 3:00 de la madrugada, Padrino López, en compañía del Comandante Estratégico Operacional de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, Remigio Ceballos Ichaso, dio inicio a esta segunda fase desde el 311 Batallón de Infantería Mecanizada 'Simón Bolívar', en Fuerte Tiuna, la principal instalación militar de la capital venezolana.

El ministro de Defensa afirmó que estos ejercicios, que tendrán "nuevas metas y objetivos", se realizan "bajo una modalidad distinta", con pocas horas de preparación, "para medir las capacidades de reacción" de las unidades operativas de la FANB, de las Unidades Populares de Defensa Integral (UPDI), de las agrupaciones Populares de Defensa Integral (APDI) y de la Milicia, recoge la página web del Ministerio de la Defensa.

De igual modo, señaló que el país latinoamericano continúa buscando "los caminos de paz" para resistir "los embates de un crimen de lesa humanidad que adelanta el Gobierno de los EE.UU., bajo la modalidad de la aplicación de sanciones".

Cinco puntos

Estas nuevas prácticas militares, cuya primera fase se llevó a cabo en febrero, se centrarán en los estados Miranda, perteneciente a la Gran Caracas; La Guaira, puerta de entrada al país suramericano y ubicado en el litoral central; Apure, fronterizo con Colombia; Bolívar, limítrofe con Brasil, y el Distrito Capital.

Estos ejercicios de defensa militar y seguridad se llevarán a cabo específicamente en la ciudad de Coro (capital de Falcón, estado insular de el occidente donde hay dos refinerías petroleras), en la capital venezolana; en el Aeropuerto Internacional Simón Bolívar, el principal del país suramericano; en el puerto de La Guaira (ubicado en el estado del mismo nombre); en la represa de Macagua, donde se encuentra la Central Hidroeléctrica Antonio José de Sucre, y en empresas básicas estratégicas, ubicadas todas en el estado sureño de Bolívar.

De igual manera, se prevé realizar ejercicios de movilidad y contramovilidad en ejes viales que conectan a la región capital con el centro del país.

Este despliegue militar se lleva a cabo un día antes de la manifestación convocada por el diputado opositor Juan Guaidó para "ejecutar una agenda de presión interna". Su intención es llegar a la sede de la Asamblea Nacional para sesionar sobre el "pliegue nacional de conflicto", que ha sido publicitado como la "salida a la dictadura" y como el llamado a unas elecciones presidenciales no previstas hasta el fin del sexenio de Maduro, en 2024.

Tensiones con Colombia y Brasil

Previamente, el presidente estadounidense, Donald Trump, sostuvo encuentros con los mandatarios de los países fronterizos con Venezuela, Iván Duque, de Colombia, y Jair Bolsonaro, de Brasil, para hablar sobre la "crisis venezolana". El mandatario se ha comprometido a llevar a cabo acciones más contundentes para incrementar la presión contra el Gobierno de Maduro, al que no reconoce como legítimo.

Las tensiones con Brasil se incrementaron la semana pasada, cuando el Gobierno de Bolsonaro ordenó el retiro de cuatro diplomáticos y 11 funcionarios administrativos de distintos niveles de sus sedes diplomáticas en Venezuela. Casi un mes antes, Maduro había señalado al presidente brasileño de alentar un conflicto armado entre ambos países.

La situación con Colombia no es menos tensa. El mandatario colombiano ha acusado a su par venezolano de albergar a grupos irregulares en su territorio mientras que Maduro ha catalogado de "paraco" (paramilitar) y "asesino" a Duque.

Este lunes, además, se cumplen cinco años de la orden ejecutiva del presidente Barack Obama que declaró a Venezuela como una "amenaza extraordinaria e inusual a la seguridad nacional y política exterior estadounidenses", que ha sido ratificada sucesivamente por la Casa Blanca, tras su expedición. Esta orden se ubica como el inicio formal de una serie de medidas coercitivas en contra del país sudamericano que buscan generar la salida del presidente Maduro y que han generado pérdidas por 116.000 millones de dólares a la nación latinoamericana.

Covid19