Actualidad

Alemania: Acusan a la secretaria de 95 años de un campo de concentración nazi de complicidad en más de 10.000 asesinatos

Publicado:
A pesar de su edad, el caso está a cargo de un tribunal de menores porque la acusada tenía menos de 21 años cuando trabajó como ayudante del comandante del campo.
Alemania: Acusan a la secretaria de 95 años de un campo de concentración nazi de complicidad en más de 10.000 asesinatos

Fiscales alemanes han presentado cargos contra una mujer de 95 años que, según ellos, fue cómplice del asesinato de más de 10.000 personas en el campo de concentración de Stutthof durante la Segunda Guerra Mundial, informa AP.

A pesar de su edad, el caso está a cargo de un tribunal de menores porque tenía menos de 21 años cuando trabajó como mecanógrafa y secretaria del comandante del campo.

De acuerdo con el fiscal general Peter Müller-Rakow, la mujer ayudó a los encargados del campo a llevar a cabo "la matanza sistemática de prisioneros judíos", junto con partisanos polacos y prisioneros de guerra rusos. La exsecretaria también está acusada de complicidad en un intento de asesinato, cargo que se refiere a las decenas de miles de personas que sobrevivieron a pesar de las brutales condiciones y el trato cruel que se les impuso.

Según informes, la sospechosa, cuya identidad Müller-Rakow no reveló de conformidad con las leyes de privacidad alemanas, se encuentra en buen estado de salud para ser juzgada.

En su declaración, Müller-Rakow utilizó el término "Heranwachsenden" para referirse a la mujer. Según la ley alemana, eso designa a alguien que tiene más de 18 años pero que aún no tiene 21. Anteriormente, la emisora ​​pública NDR de Alemania la identificó parcialmente como Irmgard F. El medio la entrevistó en un hogar de ancianos donde ahora vive en una pequeña comunidad al norte de Hamburgo.

El campo de concentración de Stutthof se estableció en 1939, al este de la ciudad de Gdansk, en la costa báltica de Polonia. La acusada trabajó allí desde junio de 1943 hasta abril de 1945, como ayudante del comandante. En ese momento, la instalación se había ampliado y estaba utilizando cámaras de gas para exterminar a los prisioneros, según el sitio conmemorativo del campo de la muerte.

En los últimos años, los fiscales alemanes han buscado procesar a más miembros del personal de nivel inferior de los campos de exterminio, impulsados ​​por el enjuiciamiento con éxito de John Demjanjuk, un exguardia de otro campo, con el argumento de que era cómplice de un asesinato en masa. El hombre, que había residido en EE.UU., tenía 91 años cuando un tribunal alemán lo condenó.

El año pasado, un tribunal de Hamburgo encontró a Bruno Dey, un exguardia de Stutthof, culpable de ayudar en miles de asesinatos. Dey, que tenía 93 años en ese momento, recibió una sentencia suspendida de dos años.

rtnoticiasrtnoticias
Covid19