Actualidad

Criadas de un príncipe saudí lo acusan de 'esclavizarlas' en su casa de París (y de dejar que sus hijos les escupieran)

Publicado:
Las afectadas denuncian que la familia real las humillaba, les hacía pasar hambre y no les permitía dormir.
Criadas de un príncipe saudí lo acusan de 'esclavizarlas' en su casa de París (y de dejar que sus hijos les escupieran)

El príncipe saudí Faisal bin Turki Al Saud ha sido acusado por varias mujeres de su personal doméstico en París de tratarlas como esclavos, privándoles de alimentación y de horas de sueño, o permitiendo que sus hijos les escupieran en la cara, informa The Times.

La Policía francesa fue contactada por siete niñeras filipinas y mujeres de la limpieza que trabajaban en la mansión parisina del miembro de la familia real saudí. Según sus testimonios escritos, el príncipe, su esposa y sus hijos las humillaban, les hacían pasar hambre y no les permitían dormir. Al mismo tiempo, les pagaba solo 300 euros al mes, aunque el salario estipulado en sus contratos era mayor.

Una de las niñeras incluso sostiene que Faisal bin Turki permitía a sus vástagos que les escupieran. Otra sirvienta afirmó que si alguno de los niños lloraba o estaba descontento, le pegaban en la cara.

Las niñeras estaban obligadas a cumplir los caprichos a los niños, pero luego debían responsabilizarse de las consecuencias. Por ejemplo, se les castigaba si un niño comía helado en exceso y luego le dolía el estómago.

Además, las mujeres tenían que trabajar hasta que el príncipe y su esposa se quedaban dormidos, lo que solía ocurrir a las tres de la mañana e incluso más tarde. Sin embargo, ya a las siete de la mañana comenzaba una nueva jornada laboral y las niñeras tenían que cuidar a los cuatro hijos de la pareja.

De los testimonios también se desprende que las sirvientas solo podían comer las sobras de la mesa de Al Saud, y solo en la cocina, que se abría para el almuerzo, cerrándose inmediatamente después. A esa hora las mujeres solían estar cumpliendo las instrucciones del príncipe, por lo que no podían llegar a la cocina a tiempo y, por lo tanto, se quedaban sin comer.

La mayoría de los actos descritos por las niñeras y limpiadoras de la familia real se cometieron en los años 2013-2015. Según la legislación francesa, la pena máxima por utilizar mano de obra esclava es de 10 años de prisión. Sin embargo, la Policía de París no puede detener ni interrogar a Al Saud, ya que salió de Francia y goza de inmunidad diplomática.

rtnoticiasrtnoticias
Covid19