Actualidad

¿Pedro Castillo se queda sin partido? Las razones por las que Perú Libre pide la renuncia del presidente a su militancia

Publicado:
La fractura no solo implica otro escollo político sino una debilidad de cara al Congreso, en momentos en que la oposición busca vacar al mandatario.
¿Pedro Castillo se queda sin partido? Las razones por las que Perú Libre pide la renuncia del presidente a su militancia

El movimiento político que provocó la inédita victoria de Pedro Castillo en Perú ahora exige la renuncia del mandatario a las filas del partido. La petición implica un parteaguas para el mandatario, que ha estado al filo de la vacancia prácticamente desde que asumió el poder.

El martes, el líder del partido Perú Libre, Vladimir Cerrón, divulgó un comunicado en el que piden la salida de Castillo y enumeran las razones por las que pretenden que el mandatario se deslinde del movimiento. La ruptura no es inesperada pero sí inoportuna.

Al menos en público, la primera fractura ocurrió en octubre del año pasado, cuando el presidente peruano pidió la renuncia del entonces premier Guido Bellido para atajar su primera gran crisis política. Para muchos, el dimitido primer ministro era una ficha de Cerrón en el Gobierno, en momentos en que el líder de Perú Libre había sido condenado por un caso de corrupción.

Desde entonces, las tensiones han ido en alza. Para Cerrón, el presidente ha dado un "giro" que se aleja de las propuestas respaldadas en campaña por Perú Libre, mientras que Castillo insiste en pedir "unidad" para afrontar los constantes embates de la oposición en el Congreso, que busca su vacancia a toda costa.

En el duro texto difundido esta semana, Perú Libre asegura que el mandatario está "implementando el programa neoliberal perdedor [de las elecciones]". El cariz de las críticas coincide con las turbulencias que afronta Castillo, quien además de estar en la mira de la oposición parlamentaria y la Fiscalía –que investiga un presunto caso de corrupción–, ha tenido que sortear el descontento de gremios claves debido al alza de precios de combustibles y alimentos en el país.

¿Por qué piden la renuncia?

Según la carta publicada por Cerrón, hay dos razones por las que Perú Libre pide la salida de Castillo: la ruptura de la unidad partidaria y el "incumplimiento" del programa electoral prometido en campaña.

A casi un año de que Castillo ganara unas disputadas elecciones, Perú Libre ve con malos ojos varias de las acciones políticas del mandatario, quien no solo sacó a Bellido del Gabinete, sino que puso en su lugar a varios ministros que fueron duramente criticados por el 'cerronismo'.

Esas fricciones provocaron el surgimiento de dos facciones dentro de la bancada de Perú Libre: el Bloque Magisterial y Perú Democrático. En mayo pasado, el primer grupo decidió escindirse a favor de Castillo y son considerados como los congresistas del "oficialismo".

Ya a finales de mayo, el propio Bellido reconoció que el vínculo con la gestión del presidente había cambiado: "Ahora la relación entre la bancada y el Gobierno ya no es como la de un grupo que sostiene al Gobierno, sino un aliado (...) Ahora el presidente tiene su propia bancada, que es el bloque magisterial", dijo en una entrevista televisiva.

Para Perú Libre, el presidente ha alentado la división partidaria y la fractura del movimiento en el Congreso, lo que violaría los estamentos del partido. Asimismo, consideran que las medidas de su Gobierno "no guardan relación con lo prometido en campaña" ni con el ideario de la formación política.

La respuesta a los planteamientos no tardó en llegar desde el Bloque Magisterial. Este miércoles, el congresista Álex Paredes emplazó al buró de Perú Libre a expulsar a Castillo si consideraban que había incumplido los estatutos, en vez de solicitarle la renuncia a la militancia. 

La renuncia o la expulsión no son asuntos menores, al menos políticamente, ya que si Castillo dimite, le daría un margen de maniobra a Perú Libre para negociar con el Gobierno. De lo contrario, el partido podría entrar en directa confrontación con el jefe de Estado. La apuesta de Cerrón pareciera ser lo primero.

¿Qué puede pasar?

Aunque el presidente aún no ha confirmado si dejará o no su militancia en Perú Libre, el planteamiento le suma otro dolor de cabeza a un Gobierno que lleva menos de un año en el poder y no ha tenido ni un mes de 'luna de miel'.

La imagen de inestabilidad provocada por el cambio de Gabinete en cuatro oportunidades, los líos judiciales que presuntamente salpican al mandatario y a parte de su entorno, las protestas sociales y las presiones abiertas de la oposición en el Congreso configuran un escenario difícil de sortear sin el respaldo de Perú Libre.

Es que a pesar de las diferencias, el apoyo de ese movimiento político ha sido clave para evitar la vacancia de Castillo en el Congreso. Con la retirada frontal, el 'cerronismo' podría tener un amplio margen de negociación no solo con el mandatario, sino con la oposición.

Paralelamente, el presidente peruano tiene en sus manos el reto de responder a las demandas de los sectores que lo llevaron al poder, como los maestros, que se movilizaron esta semana en las calles para exigir el cumplimiento de las promesas de campaña, como destinar 6 % del Producto Interno Bruto (PIB) para la educación, el aumento de los salarios y la mejora de las pensiones.

Por ahora, la petición de Perú Libre –que ya presentó en mayo un proyecto para adelantar las elecciones a 2023– parece encaminada a capitalizar el descontento contra Castillo y asumir la bandera de la Constituyente, mientras el mandatario lucha por estabilizar su gestión de Gobierno en medio del desgaste y el incesante asedio de los medios de comunicación.

rtnoticiasrtnoticias
RT en Español en vivo - TELEVISIÓN GRATIS 24/7