X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Todas las noticias
Imprimir http://es.rt.com/9gX

España se decide por el cambio, ¿podrá Rajoy hacerlo posible?

Publicado: 21 nov 2011 06:12 GMT

Mariano Rajoy ha proclamado ya su histórica victoria y ha revelado que sus enemigos son “el paro, el déficit y la deuda excesiva”.

España se decide por el cambio, ¿podrá Rajoy hacerlo posible?Dominique FagetAFP
Síguenos en Facebook

Mariano Rajoy ha proclamado ya su histórica victoria y ha revelado que sus enemigos son “el paro, el déficit y la deuda excesiva”. 

Las undécimas elecciones generales en España han trascurrido en tiempos de una grave recesión económica, por lo que Rajoy se verá obligado a esforzarse para sacar el país del abismo financiero en el que se encuentra inmerso. Según varios expertos, las medidas de austeridad que planea sacar el futuro ejecutivo no serán del agrado de la mayor parte de la población.

Victoria histórica

Los resultados de los comicios revelaron que los españoles buscan un profundo cambio y los pronósticos se confirmaron. El Partido Popular (PP) de Mariano Rajoy, con 186 escaños (44,62% de los votos), no sólo gobernará España con una amplia mayoría absoluta, sino también 11 de las 17 comunidades autónomas, un poder jamás obtenido por ningún partido en el país durante la democracia.

La abultada victoria otorga a los populares un resultado electoral histórico, incluso superior a la mayoría conseguida por José María Aznar en el año 2000 (183 diputados) y la segunda victoria electoral más contundente cosechada por un partido político en democracia, solo superada por la del PSOE en el año 1982 (202 diputados).

Tras proclamar su victoria en las elecciones generales, Rajoy ha llamado a recuperar el orgullo de ser españoles, al afirmar que España "dejará de ser un problema para volver a ser parte de la solución". Al mismo tiempo, ha asegurado en un tono victorioso que "no va a haber milagros, no los hemos prometido".
"Mis enemigos son: el paro, el déficit y la deuda excesiva", ha declarado Rajoy, alertando que España se encuentra “ante una hora decisiva".

España, al borde del precipicio

Las elecciones generales en España llegan en el momento de mayor preocupación social por una pésima situación económica en el país, que deja ya casi cinco millones de desempleados (entre los cuales se encuentran un 45% de los jóvenes menores de 25 años) y una asfixia financiera que sitúa a España al borde del abismo y con unas dramáticas perspectivas.

Con un desempleo galopante, del 21% de la población activa y un fuerte descontento social, los mercados no cesan el acoso sobre su deuda, que desde hace días se encuentra al límite del rescate.

Una vez ganadas las elecciones, se espera que Rajoy intente calmar a los mercados dando a conocer los aspectos básicos de cómo planea reducir el déficit público y reformar la economía para hacerla más competitiva a mediano plazo.

Rajoy y sus promesas

Austeridad en las administraciones públicas, reestructuración del sistema financiero, reforma laboral, creación de empleo, apoyo a los emprendedores, reducción de personal en las empresas públicas, bajada de impuestos, medidas que, según Rajoy, son las más importantes a aplicar.

Para hacer cumplir todas sus promesas, el presidente del PP aboga por la reforma de la Constitución y el techo de gasto para que no se endeuden. "Todo el mundo está muy concienciado de que le toca a las administraciones apretarse el cinturón".

"Lo peor es que hay desconfianza sobre España. El objetivo fundamental es crear confianza: lo primero, el cambio político. Después nombrar un Gobierno de gente seria y competente", sostuvo Rajoy el viernes pasado.

Las medidas no son agradables

Las medidas que tiene que aplicar el ejecutivo no serán del agrado de la mayor parte de la población, ya que se prevé que se agudizarán aún más las medidas de austeridad económica, lo que afectará al bolsillo de los españoles.

“Pienso que el futuro presidente del Gobierno va a tener que atender dos cuestiones: una interna y otra internacional, europea. En la interna el gran problema va a ser el desempleo y una economía, a punto de entrar en recesión. De esta manera hay dos opciones: o bien optar por la austeridad y los recortes o bien elegir la otra vía de inversión pública masiva”, opina el profesor de la sociología universitario, Roberto-Luciano Barbeito.

“Desde el punto de vista internacional, el nuevo gobierno va a tener que decidir si solicita una moratoria para aplicar los requisitos de déficit”, añade el experto.

Sin duda, es una situación dura la que espera al futuro presidente del Gobierno español, que aparte tendrá que afrontar nuevas protestas de los ciudadanos que no estarán muy contentos con los recortes. Las medidas se tendrán que poner en marcha casi desde ya para intentar sacar a España de la aguda crisis financiera por la que atraviesa, pero muchos esperan que con ellas no se limite el Estado del bienestar.

Etiquetas:

RT crea cada vez más videos en 360º. ¿Le gusta verlos en este formato?

Deje su opinión »

Últimas noticias