X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Todas las noticias
Imprimir http://es.rt.com/4hpx

Amenaza real: ¿quién puede detener la III Guerra Mundial?

Publicado: 7 jun 2016 16:12 GMT | Última actualización: 7 jun 2016 17:49 GMT

De extraordinaria gravedad es que la Organización del Tratado del Atlántico Norte-OTAN- esté “alertando” de una invasión rusa a Europa. Lo anterior es el preludio a la declaratoria de guerra mundial por parte de la Cleptocracia internacional que desea apoderarse de todo el planeta para sus intereses. No puede ser tomado como una simple exposición sino como la cúspide de una grave amenaza que conduce a la confrontación pues se prepara a los pueblos europeos para el odio y la muerte. Lo delicado es que el Alzheimer y la ceguera son tan avanzados en la Organización que se “olvidan y no ven” los ejercicios que hacen en su operación “Ataque de Sable” con 10.000 militares de 13 países: Estados Unidos, Estonia, Letonia, Lituania, Dinamarca, Finlandia, Francia, Alemania, Luxemburgo, Noruega, Polonia, Eslovenia y el Reino Unido.

Existen muchos hechos concretos, verdaderos, sin lugar a dudas, que no pueden ser controvertidos, los que indican una escalada agresiva y amenazante cada vez más fuerte. En primer lugar, el discurso de confrontación con Rusia, que ha sido llevado a los niveles más altisonantes tanto en las palabras como en la falsedad de los Medios: acusar a Rusia de querer invadir Europa y Estados Unidos a través de los “árabes” o los “nuevos soviéticos” es cada vez más agudizado a través de películas, series y noticieros escritos, hablados o televisivos, y reiterado por las agencias de espionaje y el gobierno. Ello sí indica el nivel de irrespeto a la diplomacia y la transparencia, como un signo de exasperación producto de conflictos personales y sociales propios de sus gobernantes.

En segundo lugar, la creación de focos de conflicto con cuatro centros de poder soberano que existen en el mundo y son representativos: Rusia, China, Irán, Venezuela. Anteriormente fue con lugares cercanos para desestabilizar y organizar caos como Siria o Palestina, por ejemplo. Ahora se acerca a las naciones mencionadas creando artificialmente crisis en la frontera rusa con armas y misiles que provocan, en China con armada naval y encuentros peligrosos en sus fronteras o buscando alianzas con Vietnam.

Cabe interrogarse a qué responden dichos movimientos militares y qué potencias han iniciado prácticamente todos los conflictos actuales en el mundo

Cabe interrogarse a qué responden dichos movimientos militares y qué potencias han iniciado prácticamente todos los conflictos actuales en el mundo. De la respuesta a esta pregunta se resuelve la duda sobre quién desea la guerra mundial y ésta es que la Alianza conformada por su centro, Washington, sus socios europeos y la tríada Turquía-Arabia Saudí- Catar, no posee ningún interés en acabar con el terrorismo en el mundo, prueba de ello es la inefectividad de la Coalición que ha matado más civiles que mercenarios, la venta de armas por España-Alemania-Israel a países agresores y el silencio cobarde ante las masacres de pueblos como el palestino, sirio, iraquí, yemení y otros. Les interesa el autodenominado caos controlado porque ello impide el desarrollo de los países que están en conflicto obligándolos a no producir, no desarrollarse, coaccionados para grandes empréstitos o demanda en infraestructura y alimentos…un gran negocio para las Transnacionales.

Cabe mencionar los siguientes hechos que son una suma de actos de agresión para preparar la escalada atómica: durante todo el 2015 y el 2016, la OTAN ha aumentado considerablemente bases y ejercicios militares en toda Europa, cercando las fronteras rusas; en vez de estar contentos que se ataque al terrorismo se manifiestan desconsolados e irritados, lo que reconfirma su vinculación con Daesh; pese a que Irán ha cumplido totalmente las exigencias de las potencias, reconfirmado por segunda vez según la AIEA (Agencia Internacional de la Energía Atómica), algunas naciones siguen asestando golpes bajos lo que indica su violación a los acuerdos logrados, hábito perverso de potencias colonialistas ya conocidas cuya simbología se refleja en la oprobiosa confiscación de sus fondos en EE.UU.

Ante dicha situación, Vladimir Putin ha reaccionado con mesura explicando que Rusia no es una amenaza para Estados Unidos, Europa, ni ningún territorio, confirmado por su política de paz permanente. Sin embargo, ha confirmado también que la paciencia tiene un límite y este se está acercando a su fin, lo que indica una respuesta muy sólida.

En esta línea se debe reconocer a la élite occidental el bajo nivel cultural y diplomático de sus representantes gubernamentales pues, en vez del diálogo franco y sincero, se utiliza el lenguaje de la diatriba, el castigo, la amenaza, como sus únicos recursos habituales cuando en realidad a partir de la inteligencia hay innumerables procedimientos que conducen a la transparencia en la conversación y hacen fluidos los procesos de resolución de conflictos, tal como la Humanología lo ha explicado en reiteradas ocasiones, invitando a los líderes mundiales exasperados a controlar sus impulsos egoístas e interesados económicamente.

Los cientos de bases en el mundo que posee la OTAN y asociados demuestra quién es el agresor

Y es que utilizando la prudencia y la verdad informativa, la dirigencia rusa ha logrado no tensar las relaciones hasta el punto que un solo foco, lo que es fácil de crear artificialmente (tal como la Primera y Segunda Guerra Mundial), se convierta en el punto que supuestamente rebasa la copa y se inicia la guerra termonuclear ya que el mundo capitalista ha sido condicionado a creer que es la única solución si otras naciones “no hacen caso a los llamados a la libertad y democracia”…consistente en privatizar la sociedad y convertir a los seres humanos en clientes y luego robots.

Son cientos los hechos donde la Cancillería rusa se ha expresado en los mejores términos al llamar a las potencias occidentales sus socios, ofrecer el trabajo científico conjunto, proponer tareas armadas para destruir el terrorismo, las cuales han sido desechadas, demostrando que la envidia o la negación a suspender conflictos es la tarea oficial de la Corporatocracia. Más bien la ampliación de sanciones es la bofetada a una mano ofrecida para avanzar pese a la posición opuesta y reservada de algunos miembros, y los cientos de bases en el mundo que posee la OTAN y asociados demuestra quién es el agresor.

Por el contrario, las sanciones justificadas por los Medios subalternos y la tergiversación de los hechos, incluso la mentira consumada, se han convertido en sus herramientas cotidianas. El llamado de Donald Trump a las armas responde al temor que sufre la población estadounidense a través de un cine o televisión que cada día crea héroes destructores de supuestos complots árabe-rusos, amenizados con venezolanos dictadores y narcotraficantes latinos. Así se incentiva una generación del odio y eso es el resultado que hoy se ve en Estados Unidos y en gran parte de Europa.

En el perverso hábito de mentir, la Unión Europea apoya decididamente el terrorismo jugando una doble función: a sus Medios de desinformación, que son mundiales y poderosos, da una explicación y, en la realidad, procede de modo contrario. Desde el Norte es similar: casi dos meses después del anuncio de la Administración Obama de que se permitiría a las instituciones financieras cubanas el uso del dólar para realizar ciertas transacciones, Cuba sigue sin poder realizar ninguna operación bancaria en dicha moneda, lo que aunado a la renovación automática de un año más del embargo comercial a la isla derivará en pérdidas cercanas a 70.000 millones de dólares.

Por la documentación confirmada, existente, se puede predecir que en la próxima reunión de la NATO en julio se emitirá una amenaza definitiva a Rusia (seguramente a China también), planteando preferentemente que ya no puede intervenir en ninguna nación cuyo permiso no lo de esta organización: ese será el mensaje real, lo que dejará en vilo y ante cualquier conflicto artificialmente creado por la Corporatocracia, la posibilidad de iniciar una guerra enorme. Así será pues el Secretario General de la OTAN, Jens Stoltenberg, anunció que la organización planea aumentar su presencia militar en el este de Europa y prevé tomar en la próxima cumbre en la capital de Polonia, Varsovia, en julio, “decisiones clave” ante la “agresión rusa”.

Por tanto, es fundamental prevenir o hacer desistir a los expertos en el terror de esta amenaza a través de diversas acciones que muchos analistas consideran imprescindible para poner en su sitio a los terroristas institucionales. Es importante reconocer que, ante cada agresión,  Vladimir Putin, ha actuado razonable y proporcionalmente dando una respuesta mesurada. Sin embargo, ante dicha escalada muchos analistas piensan que es hora de instalar bases rusas en Cuba. Desde la táctica se ha sugerido una potente bomba nuclear en cielo estadounidense eliminando así todos los sistemas electrónicos y después un ataque nuclear estratégico a las ciudades importantes neutralizando el gobierno central de Washington. Se considera que Latinoamérica puede ser un aliado muy importante de la paz y los pueblos del mundo deben tomar partido si no desean ser esclavos del moderno fascismo. Deberá asegurarse el control de los multimedios en los países autonómicos pues las transnacionales crearán burbujas mediáticas basadas en la mentira, engaño, desinformación, para envilecer a la especie humana, experticia demostrada por siglos. En síntesis, todas las naciones solidarias tendrían como misión primordial conjugar sus esfuerzos para  preservar la multiplicidad de culturas milenarias que son la fuente del pasado.

Ejercicios de la OTAN en Polonia
Ejercicios de la OTAN en PoloniaKacper PempelReuters

Finalmente, es obligatorio develar que existe el interés de la OTAN por ubicar nuevos puntos de “interés” para iniciar guerras o exacerbar las existentes. Cabe mencionar el apoyo de la Coalición anti EIIL a los kurdos con el fin de separar a Siria en fronteras denominadas federales dividiendo el país, como exacta forma de intervención foránea.

La probabilidad que se inicie una confrontación mundial es improbable en tanto implicaría una parte del mundo y no a todas las naciones, por lo que sería más una guerra de bloques, uno de ellos por la liberación del planeta enfrentado al otro, que insiste en un colonialismo alienante y cadavérico. Ello implica que pudiera darse esta confrontación pues existe una élite guerrerista que está dispuesta a sacrificar a la Humanidad con tal de tener ganancias extremas y, aún más, se satisface de organizar el caos mundial. Su problemática mental de carácter sicótico les permite elaborar sueños extraños que no se compadecen con la lógica de la realidad por lo cual su prospectiva es supremamente  errónea. Sin embargo, son un sector reducido de mega ricos que tiene el pode económico político en el mundo subyugado del capitalismo, es decir, en más de las dos terceras partes de la tierra. Por tanto, es falsa la creencia que estos personajes son lúcidos de igual modo en los negocios como en la guerra. Cabe advertir que en la economía se utiliza recursos como la especulación, manipulación del mercado, chantaje, uso de los Medios, compra de la justicia, etc. Pero en una guerra estos factores son superados pues lo que define es la estrategia inteligente, el uso de la tecnología, el patriotismo, el deseo de vencer o defender una nación, la proporción militar, lo que requiere anexar otros elementos diferentes al poder de dichas élites.

En caso de insistir en una conflagración de potencias coloniales contra naciones soberanas se daría pie a dos bloques, dos estrategias, resultados probables, ya que probablemente un bloque autonomista conformado por Rusia, China e Irán , Venezuela, y otras naciones que se harían parte concreta de una política liberacionista lucharían contra el nazi fascismo revivido en el bloque liderado por EE.UU., con la Unión Europea supeditando su soberanía a dichos intereses y algunos países mayordomos como Turquía, Arabia Saudí, Catar, Ucrania, los que propiciarían una batalla por la muerte y el terror sin contar con la opinión de la mayoría de los pueblos del mundo que se opondrían tenazmente a esta Tercera y probablemente última batalla.

El deseo ferviente de los pacifistas en este planeta es que las decisiones de la OTAN estén a la altura de lo que un mundo civilizado exige: por una parte, que quienes desean guerras sean los que estén en primera fila con sus familias para enfrentar al otro y así su vida sea la primera en caer; por otra, que los intereses basados en el lucro y la explotación sean los valores rechazados por la comunidad de todo país haciendo de la equidad y soberanía los principios más respetados en el espíritu planetario.

Artículos anteriores de experto

RT crea cada vez más videos en 360º. ¿Le gusta verlos en este formato?

Deje su opinión »

Últimas noticias